EN CHILLAR

50 años promoción 1966: “Agradecidos y juntos por siempre”

El pasado domingo 9 de octubre los egresados se reunieron en la vecina localidad. Momentos compartidos y muchos recuerdos.

El domingo 9 de octubre la Promo 1966 de sexto grado de la escuela Nro. 8 de Chillar.

SILVIA PARRA
<
>
El domingo 9 de octubre la Promo 1966 de sexto grado de la escuela Nro. 8 de Chillar. SILVIA PARRA

El domingo 9 de octubre nos reunimos en nuestro querido pueblo la promoción de sexto grado de la escuela Nro. De sexto grado de la escuela N° 8 Joaquín V. González de Chillar-año 1966 para celebrar nuestros 50 años de ese grato acontecimiento, en el cual para nuestro orgullo y felicidad ha concurrido un importante número de egresados, siendo el hecho destacado la presencia de dos de nuestra MAESTRAS. De primer grado Elsa Zabalza de Tortorella y de quinto grado Gladys E. Barbosa, a quienes agradecemos profundamente su presencia, participación y fuerza espiritual, dignos de ser imitados, deseando haberles hecho llegar en vida nuestro agradecimiento y reconocimiento por los valores y educación recibida en nuestro primeros años de formación.

Destacamos la presencia de nuestros compañeros que viven a distancia de Chillar, que lo hacen en cuanta oportunidad tenemos de reunirnos, donde fortalecemos nuestra amistad y compañerismo forjada en esos hermosos e inigualables momentos de nuestras vidas; lamentando la ausencia de algunos compañeros que por diversos motivos no pudieron estar presentes, pero que están siempre en nuestro recuerdo, estando también presentes en nuestros recuerdos los compañeros fallecidos, primero en la misa de cuerpo presente donde especialmente estuvieron en nuestra oraciones, como así también maestros, directivos y personal del establecimiento fallecidos.

Posteriormente visitamos las instalaciones de nuestra querida Escuela, donde recorrimos las aulas de nuestras maestras Elsa y Gladys, hubo muchos recuerdos y muchas fotos para reflejar el agradable momento, surgiendo emociones y las primeras lágrimas de felicidad. Agradecemos a Directivos y personal de la Escuela por abrirnos sus puertas para ingresar (en un día no laborable) y permitirnos recordar gratos momentos vividos.

La frutilla del postre nos esperaba en las excelentes instalaciones del Club Huracán, con una atención y dedicación especial hacia nuestra promoción, donde pudimos recordar y disfrutar de los muchos momentos vividos mientras crecíamos educándonos en nuestra querida Escuela N° 8 bajo la atenta y recta mirada de nuestros maestros. Hoy dos de ellos, Elsa y Gladys nos acompañan (en representación de todos), motivo de orgullo y alegría, porque es nuestra intención manifestarles que no los olvidamos, los tenemos presentes, y agradecerles las enseñanzas recibidas.

Avanzaba la tarde al ritmo de los recuerdos y anécdotas, muchos debían emprender un largo camino de regreso a sus hogares, por lo cual la forma más sencilla que encontramos para evitar la tristeza de la despedida es el compromiso de organizar un nuevo encuentro para el próximo año.

 

 

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *