ACUSAN A UN MENOR DE UN ROBO Y UN HURTO Y HOY PODRÍAN DICTARLE LA PRISIÓN PREVENTIVA

Un juez de Garantías deberá definir hoy si procesa con prisión preventiva a un adolescente de 16 años que había sido detenido días atrás, luego de que se registraran un robo y un hurto en dos domicilios de este medio.

El menor imputado registra varios antecedentes delictivos, aunque recién ahora por estos últimos dos ilícitos que se le están atribuyendo se dispuso su detención.

Hoy, en una audiencia a realizarse en sede judicial, se definirá si esa medida cautelar es convertida en prisión preventiva o si recupera la libertad.

En la causa penal que se está instruyendo desde la UFI 17, la Fiscalía perteneciente al Fuero de Responsabilidad Penal Juvenil que está a cargo de Mariela Viceconte, el adolescente figura acusado de los siguientes delitos: hurto agravado por escalamiento y robo agravado por efracción, en concurso real.

Hasta anoche permanecía privado de la libertad en el Instituto Lugones, el lugar al que había sido trasladado no bien en las primeras horas del pasado lunes resultó detenido.

La medida cautelar fue dispuesta por Federico Barberena, quien como subrogante desde el Juzgado de Garantías del Fuero de Menores está interviniendo en esta investigación penal.

Ese magistrado deberá definir hoy, en la audiencia oral que se realizará en los Tribunales de esta ciudad, si mantiene la privación de la libertad del adolescente o, de lo contrario, si no da lugar al pedido que fuera formulado desde la Fiscalía interviniente en la causa para que le sea dictada su prisión preventiva.

Dos ilícitos

En las primeras horas del pasado lunes policías de la Primera habían arrestado al adolescente acusado y a un menor que tiene catorce años, que por su edad es inimputable.

En poder de ambos, cuando se trasladaban llevando dos mochilas por San Martín entre Maipú y 1° de Mayo, se hallaron varios de los elementos que instantes antes fueron sustraídos en dos viviendas de este medio.

Mientras que desde la Policía el menor de 14 años fue entregado posteriormente a sus progenitores, el adolescente de 16 quedó detenido.

Uno de los ilícitos que le están atribuyendo al menor que está detenido había ocurrido alrededor de la hora 0.30 de ese ya referido lunes 31 de diciembre que pasó.

Tuvo como escenario una casa situada en Necochea entre Olavarría y Perón y como damnificada resultó una mujer que se domicilia en ese inmueble.

Según se pudo comprobar posteriormente, una vez radicada la denuncia por lo sucedido, los autores de ese ilícito violentaron la traba del postigo de una ventana para ingresar al inmueble por una ventana.

Una vez en el interior de la casa, provocaron un gran desorden en busca de elementos de valor de los cuales apoderarse de manera ilegal.

De esa manera, a la vecina damnificada le fueron sustraídos -entre otras cosas- dos teléfonos celulares, dinero en efectivo y una cámara de fotos.

Los autores de este robo huyeron de la vivienda luego de escalar un paredón situado en los fondos de esa propiedad convertida en escenario de este ilícito.

Cuando en la mañana de aquel lunes que pasó ambos menores fueron interceptados en la vía pública por la Policía, en poder de ellos se encontraron también elementos que habían sido sustraídos en el otro ilícito por el que el adolescente de 16 años está actualmente detenido.

Según dijeron ayer a EL TIEMPO voceros allegados a la investigación penal que se está sustanciando, ese mismo lunes que pasó -alrededor de la hora 5.30- ese segundo ilícito se produjo en una propiedad que está en Maipú entre Roca y Avenida Perón.

Ese inmueble es un departamento al que -se sospecha- ambos menores ingresaron tras subirse a los techos de las viviendas contiguas.

Aprovechando que una puerta balcón estaba abierta, los delincuentes ingresaron al inmueble por ese lugar, en momentos que los damnificados por este ilícito, un hombre y sus hijos, dormían.

Una consola de videojuegos, dos teléfonos celulares, un par de zapatillas y unos quinientos pesos fueron sustraídos durante este episodio delictivo.

Después, esas cosas fueron halladas en poder de los menores a los que la Policía ese mismo día arrestó.

A uno de ellos, el de 16, un juez de Garantías hoy podría procesarlo con prisión preventiva, por lo que el dictado de esa medida cautelar de primera instancia implicaría que continúe privado de la libertad, tal como hasta el momento viene sucediendo.

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *