CULTIVOS

Altos rindes logró el maíz en los primeros  lotes cosechados en el sudeste de Córdoba

 

 

Van de 100 a 125 quintales, según relevamientos del INTA. El maíz de segunda sufrió algunos inconvenientes.

Los primeros lotes cosechados con maíz en los departamentos de Unión y Marcos Juárez, en el sudeste de Córdoba, oscilan entre 100 y 125 quintales por hectárea.
<
>
Los primeros lotes cosechados con maíz en los departamentos de Unión y Marcos Juárez, en el sudeste de Córdoba, oscilan entre 100 y 125 quintales por hectárea.

CÓRDOBA. Los primeros lotes cosechados con maíz en los departamentos de Unión y Marcos Juárez, en el sudeste de Córdoba, oscilan entre 100 y 125 quintales por hectárea, relevadas por las agencias de extensión Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA) de Corral de Bustos, Noetinger, Justiniano Posse, Bell Ville y Marcos Juárez.

“Arrancó la cosecha de maíz con la particularidad de un adelanto en la misma por diferentes causas, en muchos casos debido a vuelco de plantas por los intensos vientos de las últimas tormentas. Otro motivo fueron las buenas condiciones de secada que ofrecieron muchos acopios para empezar a ocupar sus plantas y por último una buena cantidad de productores optaron por anticiparse a potenciales problemas de logística y caminos debido a la gran superficie que aún resta cosechar, con estado complicado de los caminos y futuro climático incierto”.

Según el técnico Juan Pablo Ioele, los rindes van de 100 a 125 quintales por hectárea. “En el sector norte en el área de la AER (agencia de extensión) Noetinger, donde hay zonas que sufrieron granizo y/o anegamiento con pérdidas severas, tanto maíz como soja se encuentran en la finalización de sus respectivos ciclos”, publicó LaNación.com.

Tardío      

En el caso del maíz de segunda, señala que el potencial está “disminuido debido a las fechas de siembra muy tardías”.

“La mayoría de los lotes se encuentra en R1. En algunos casos el seguimiento sanitario determinó la necesidad de realizar tratamientos de control con fungicidas para roya y tizón. En el caso de este cultivo es muy importante que no se produzcan heladas tempranas, ya que el período de llenado se extenderá debido al atraso en la fecha de siembra”, sostiene.

En la zona de Bell Ville, en febrero pasado hubo una tormenta que dejó pérdidas que van del 50 al 100% en pasturas y cultivos. (Noticias AgroPecuarias)

 

 

 

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *