EN LAS PRIMERAS HORAS DE AYER

Balearon dos viviendas luego de que un joven fue detenido

De 19 años, policías lo arrestaron en un pub, al comprobar que había violado la prisión domiciliaria que tiempo atrás le impusiera un juez. Instantes más tarde la casa de ese joven y otra propiedad, que está en Villa Piazza Centro,  fueron baleadas. Ayer a la tarde la Policía hizo allanamientos. En esos procedimientos se secuestraron elementos que estarían relacionados con ambos hechos, considerados a escala penal como “abusos de armas”.

DISPAROS EN DOS VIVIENDAS DESPUÉS DE QUE AYER UN JOVEN FUE DETENIDO

 La detención de un joven que violó la prisión domiciliaria que un juez le había impuesto tiempo atrás, medida cautelar llevada a cabo por personal policial durante las primeras horas de ayer después de un incidente ocurrido en un pub de esta ciudad, se tradujo luego en que dos viviendas, una de ellas la del arrestado, fueran baleadas.

Ayer por la tarde la Policía realizó allanamientos considerados “positivos” para las instrucciones de las causas penales que por esos hechos se iniciaron desde una fiscalía local.

Al respecto, se informó que en esos procedimientos se habían incautado -entre otras cosas- un arma de fuego, sustancias estupefacientes y dinero en efectivo.

Voceros de la comisaría primera local identificaron al joven detenido como Nazareno Reyes, de 19 años.

Su arresto se produjo ayer cuando era alrededor de la hora tres en el interior de un pub situado en una de las esquinas de San Martín y Necochea.

En ese lugar, según lo referido por voceros de seguridad, Reyes y otros jóvenes protagonizaron un incidente que derivó en su detención. Al ser sus datos cotejados, se supo que actualmente estaba con arresto domiciliario, medida que había vulnerado al concurrir a ese local nocturno, por lo que en principio fue acusado de desobediencia in fraganti delito, en el marco de una causa penal que se inició desde la fiscalía en turno: la UFI 6 que está a cargo de Guillermo Vaticano.

Después de que ayer fuera indagado en Tribunales, a Reyes se le revocó el beneficio del arresto domiciliario, por lo que anoche permanecía privado de la libertad en la Seccional Primera local de Policía, a la espera de que se consiguiera un cupo para su traslado a la Unidad 7, la cárcel del SPB.

A los tiros

Luego de que Reyes fuera detenido en el pub referido, su casa fue baleada, de la misma manera que sucedió con otra vivienda ubicada en Villa Piazza Centro.

Ambos casos, considerados a escala penal en las causas que se iniciaron como “abusos de armas”, fuentes policiales dijeron que estaban relacionados con ese incidente que el joven había mantenido con otros en el interior del local situado en una de las esquinas de San Martín y Necochea instantes antes a que fuera detenido.

El denunciante de uno de esos episodios delictivos había sido un joven al que la Policía identificó como Diego Scornavacca, de 18 años.

Domiciliado en la calle Industria entre 9 de Julio y Roca de Villa Piazza Centro, había referido en sede policial que cuando ayer era alrededor de la hora 4.30 estaba en su casa con su familia y observó a un sujeto que se hizo presente en la vivienda.

Ese varón estaba acompañado por más personas, entre las cuales había también mujeres, y le preguntó al joven si en el lugar se encontraba una persona a la que llamó por su apodo: “Kun”.

“Ante la negativa del denunciante -según se menciona en la denuncia que efectuara el joven- es que ese sujeto que se hizo presente comienza a efectuar disparos de arma de fuego contra la finca, para luego retirarse a bordo de una camioneta de color gris con vidrios polarizados”.

Esa misma camioneta sería la que instantes después, también con varios ocupantes en su interior, se hizo presente en la casa donde se domicilia Nazareno Reyes, ubicada en la calle Camilo Gay del Barrio San Francisco de Asís.

En esa vivienda -según denunció después en sede policial una mujer llamada Maria del Carmen Pech, de 38 años y madre de Reyes- se hizo presente una joven, quien le dijo textualmente: “A tu hijo le voy a pegar un tiro”.

En ese mismo momento, uno de los varones que acompañaba a la joven que amenazó a la mujer que la atendió “esgrime un arma de fuego estilo revólver y comienza a efectuar disparos contra la vivienda”, se menciona en la denuncia.

Después, todos se retiraron del lugar en una camioneta Ford Ranger de color gris con vidrios polarizados.

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *