ESTABA INTERNADO EN BAHÍA BLANCA

Benito Juárez: murió el otro menor que había sido hallado en enero pasado herido en la ruta

Se llamaba Agustín Rodríguez y tenía 16 años. Junto a su amigo Agustín Bustos, de 15, ambos fueron encontrados por un camionero gravemente lesionados a la vera de la Ruta 86. Todavía sigue siendo materia de investigación qué pasó con los dos, que en bicicletas habían ido a pescar en las primeras horas del 9 de enero de este año.

Ayer, mismo día en que hubo una nueva marcha en la vecina ciudad en reclamo de justicia, Laura Margaretic -fiscal que investiga el caso- realizó una reconstrucción del hecho.
EL FÉNIX/BENITO JUÁREZ
<
>
Ayer, mismo día en que hubo una nueva marcha en la vecina ciudad en reclamo de justicia, Laura Margaretic -fiscal que investiga el caso- realizó una reconstrucción del hecho. EL FÉNIX/BENITO JUÁREZ

En Benito Juárez, el 9 de enero de este año, los adolescentes Agustín Bustos y Agustín Rodríguez salieron en bicicletas. Ese día, alrededor de la hora tres, los dos -el primero de 15 años y el otro de 16- iban a pescar. Pero horas más tarde un camionero los halló gravemente heridos -con golpes e inconscientes- a la vera de la Ruta 86.

Ambos, a unos 20 kilómetros del casco urbano de la vecina ciudad, estaban tirados junto a esas bicicletas en las que andaban.

Los dos fueron trasladados aquel día al Hospital “Eva Perón” de Benito Juárez, donde Agustín Bustos falleció horas después.

Agustín Rodríguez sobrevivió hasta ayer, cuando su deceso se produjo en el Hospital Penna de Bahía Blanca.

A ese centro asistencial lo habían trasladado en abril pasado. El adolescente nunca salió del estado de coma en el que permaneció desde un principio.

Lo que sucedió con ambos tuvo inmediatas repercusiones en la vecina ciudad. Hubo varias movilizaciones encabezadas por sus familiares para reclamar justicia. También, al principio, en una de esas marchas se produjeron incidentes que derivaron en que después fueran removidas las autoridades policiales de Benito Juárez.

La posibilidad de que el joven que estaba internado en Bahía Blanca evolucionara se evaporó con su deceso. Y también se escurrió, en principio, lo que sería para la fiscal que ahora está investigando las muertes de ambos conocer qué fue lo que realmente pasó con ellos aquella madrugada del pasado mes de enero en que salieron a pescar y después un camionero los halló gravemente heridos.

Laura Margaretic, fiscal titular de la UFI 2 departamental con sede en Azul, es quien está investigando lo que ahora son dos decesos.

La causa, según señalaron ayer voceros judiciales a EL TIEMPO, sigue caratulada como averiguación de causales de muerte y “está en plena investigación”.

Ayer también, desde la mañana y en la previa a que se conociera la muerte de Agustín Rodríguez en Bahía Blanca, la funcionaria judicial estuvo en Benito Juárez.

Acompañada por efectivos de la Gendarmería Nacional, la fiscal titular de la UFI 2 departamental hizo una reconstrucción del hecho, trabajando en la búsqueda de nuevas pistas en el lugar donde ambos adolescentes habían sido encontrados gravemente heridos. Pistas que sirvan para, de una vez por todas, orientar esta investigación que hasta el momento -más allá del esfuerzo de la fiscal Margaretic y sus colaboradores- sigue sin arrojar resultados positivos.

Aquella primera versión de que ambos adolescentes habían sido atropellados por algún vehículo cuyo conductor después se dio a la fuga parece, a esta altura, estar completamente descartada.

Sigue teniendo más fuerza aquella otra que señala que ambos fueron brutalmente agredidos y que eso derivó en lo que desde ayer son los homicidios de estos dos adolescentes.

Pero en ese contexto, el trabajo llevado adelante por los investigadores -no sólo en Benito Juárez sino también en Tandil, donde meses atrás se hicieron allanamientos- sigue sin poner algo de claridad a un panorama que continúa siendo oscuro.

Un cuadro de situación que desde ayer se ha traducido en que aún no se sepa concretamente a qué obedecieron los decesos de ambos adolescentes.

El dato

La muerte de Agustín Rodríguez coincidió con las marchas que miércoles tras miércoles sus familiares y los de Agustín Bustos realizan en Benito Juárez en reclamo de justicia. Pero la movilización de ayer tuvo una mayor concurrencia. Según lo informado, alrededor de mil personas se sumaron en la vecina ciudad al reclamo de los familiares de ambos jóvenes, tras conocerse la noticia de que el otro adolescente había fallecido.

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *