CEREALERAS: Y MIENTRAS TANTO… MARCHEN PRESOS

POR “TERCERA POSICIÓN”

Y mientras tanto…marchen presos.

El deterioro a la salud que acarrean las cerealeras abroqueladas en paralelo a las vías del ferrocarril –y que abarcan Villa Piazza Centro y Sur, es archi conocido, y de vieja data.

Alguna vez, durante uno de los tres períodos de gobierno del intendente Omar Duclós, el municipio desembolsó una abultada suma de dinero en una auditoría sobre el tema, que concluyó formulando que Azul debía contar con un parque cerealero, fuera del ejido urbano y cercano a las vías, para una mejor descarga y posterior traslado de granos y otros productos derivados de estos. Y entre uno de los fundamentos, lucía con letras rojas la problemática de la salud.

Poco tiempo después, el propio intendente Duclós participaba entusiasmado de la inauguración de un nuevo silo en una cerealera de Villa Piazza Sur, pegada a las vías, y con el agravante que dicho silo se ubicaba en lo que corresponde a la traza de una de las calles sin barreras que cruzan la vía, cerrando toda oportunidad de una futura abertura más de comunicación entre un lado y otro de la ciudad.

Y al tiempo nomás, las cerealeras le terminaron costando el puesto político a la entonces directora de Bromatología María Josefa Gilardoni, quien públicamente expresó que la actividad de las cerealeras “producen cáncer”.

Y mientras tanto… marchen presos.

Mientras la ciudad sigue fiel al traje que más le gusta lucir, el conservador, todo siguió igual en esa zona, cada vez más poblada. Es decir, las cerealeras creciendo y el Estado ausente.

Y cuando un concejal aunque más no sea intenta acarrear alguna “idea” (tal ninguneo sufrió ese proyecto de ordenanza por parte de otro de sus pares, al decir sobre la iniciativa parlamentaria que “de una idea buena no siempre surge un proyecto bueno”), la respuesta es irse por las ramas, criticar sin aportar soluciones.

En la edición del pasado miércoles 24 agosto, EL TIEMPO publicó una nota al concejal Omar Seoane, en donde este denuncia el atraso –fue presentado en agosto de 2015- en el tratamiento de un proyecto de su autoría por parte de la comisión de Salud del Concejo Deliberante. Allí el edil explica que precisamente había solicitado el pase del mismo a varias comisiones para que sea enriquecido y corregido en lo que hacía falta, pues el fondo de la cuestión pasa por solucionarle a la población que padece a los males que provocan las cerealeras (primariamente problemas alérgicos y de vías respiratorias).

Solo cuatro días después, en la edición de nuestro matutino del domingo 28 de agosto, aparece la virulenta respuesta del concejal  doctor Juan Sáenz, presidente de la comisión de Salud, refutando el proyecto, hablando de sus deficiencias, negando que el mismo haya “dormido” en esa comisión (al parecer un año para el edil no pasaría de una “siesta”), pero no dejando en el horizonte ninguna señal positiva de cambio para los habitantes de Villa Piazza Centro y Sur. Y si bien es cierta su afirmación de la ausencia de una planificación del Estado en cuanto al tema urbanización, no es menos cierto que el propio concejal va por su segundo período en el cargo, y como galeno que es no se le conoce que haya presentado algún proyecto (o tan siquiera “idea”) al respecto.

Y mientras tanto… marchen presos.

Como está presentado el tema en los medios, es fácilmente palpable que el proyecto-idea de Seoane “duerma el sueño de los justos”. Porque lo que no se pudo solucionar con diálogo interno difícilmente encuentre salida favorable a través de notas periodísticas, en donde finalmente los contendientes se miden a ver quién es el “más guapo de la cuadra”.

Y mientras tanto…marchen presos los vecinos de Villa Piazza Centro y Sur.

¡Deja un Comentario!

1 Comment

  1. Guaito

    septiembre 6, 2016 at 9:51 pm

    los delincuentes de cerealera azul que les paguen alas 16 familias que dejaron sin trabajo y sin pagarles un peso desde ase 3 años mientras que los sinverguensa de cerealera azul siguen facturando como si nada pasara y la justicia bien gracias ya es tiempo de que la justicia y los jueces tiren para el obrero desempleado gracias

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *