EXPO AZUL 2016

Charla sobre prevención de roedores

Marcelo Hoyos, Ingeniero responsable del desarrollo técnico de Higiene Ambiental de BASF, detalló las problemática que causan los roedores y cómo prevenirlos.
<
>
Marcelo Hoyos, Ingeniero responsable del desarrollo técnico de Higiene Ambiental de BASF, detalló las problemática que causan los roedores y cómo prevenirlos.

A cargo del Ingeniero Agrónomo Marcelo Hoyos, se realizó el pasado viernes una jornada de capacitación y concientización sobre la prevención y erradicación de las distintas especies de ratas, en la rural. –

Varias personas asistieron a la disertación que llevó adelante el Ingeniero Agrónomo Marcelo Hoyos, representante de BASF Argentina S.A. La misma se realizó el viernes en uno de los salones que están ubicados dentro del predio ferial. El orador dio precisiones sobre determinados aspectos vinculados a los roedores. En primer lugar, para hacer un trabajo de prevención y control, “lo más importante es realizar un diagnóstico de por qué están allí; qué es lo que los atrae; por qué están anidando en ese lugar, sea un criadero de cerdo, tambo o un hogar”, comentó en referencia a la búsqueda del comportamiento.

“Siempre hay una explicación y en función de esto se elabora una estrategia, que es cultural, física y si hay que usar raticida”, explicó acerca de su programa de control de roedores.

Consultado sobre si se pueden erradicar los ratones, el ingeniero agrónomo sostuvo que “la palabra erradicar agronómicamente es para casos extremos; se pueden echar de un lugar cerrado. Por ejemplo, en una industria de alimentos cerramos el lugar, controlamos los roedores de afuera e evitamos que ingresen”. Después, “en el exterior” se lleva la tarea de controlar, “bajar” la densidad “de su población” mediante el uso de raticidas específicos, que durante la charla se explicó cómo se deben utilizar de manera segura para solamente controlen roedores y no otras especies animales.

“Nosotros contamos un sistema que hemos diseñado hace varios años, que es un trabajo en anillo. El anillo interno es donde los roedores comen y no es el lugar indicado para trabajar, ya que está el alimento”, aportó y agregó “que no se puede competir el bloque del raticida con el alimento, entonces, trabajamos el anillo medio”, del que define como tránsito y “en el anillo externo”, que es donde los roedores viven y tienen sus madrigueras. A través de una planificación, que consiste en trabajar desde afuera, se logra evitar que estos roedores se acerquen.

Prevenir es casi curar

El programa de control de roedores, no sólo pasa por prevenir que los roedores transmitan enfermedades a los animales sino también que dañen seriamente a las instalaciones (cortocircuitos e incendios, roturas de silos bolas, etc.) pero así también prevenir la salud de los operarios, según la tarea que se realice, de enfermedades como Hantavirus, Triquinosis, Salmonella (“Es lo peor que puede ocurrir en un criadero”, dijo) y otras 30 más. La mayoría de estas enfermedades causan mortandad, tanto en los animales como en seres humanos.

“En el caso de aves es gravísimo y por ahí se han muerto muchos planteles por Salmonella”, indicó para luego aconsejar que “hay que tener mucho cuidado ya que los roedores tienen estas características de transmitir estas enfermedades”.

Los roedores tienen distintas especies y no todas transmiten las mismas enfermedades. Se habla de roedores de campo y de comensales. En referencia al primero, sus ratones son denominados “colilargos”. De este hay muchos géneros, son peligrosos porque trasmiten virosis y de difícil control. Lo otro son las especies que conviven con nosotros: rata de tirante, de noruega y la laucha.

“Lo importante es si necesitan ayuda con el control, en mi caso, como gerente del BASF, a través del teléfono (011-43179623/ 1540549623) o email (marcelo.hoyos@basf.com), nos pueden escribir” y por estas vías “lo podemos ayudar o si no por medio de una visita que hagamos”, concluyó.

 

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *