EN UN JUICIO ABREVIADO

Condenaron a otro de los autores de un violento robo donde un hombre y su madre habían sido las víctimas

El dinero incautado cuando ambos coautores de este robo habían sido aprehendidos en el peaje de Hinojo, en momentos que circulaban en un Fiat Duna.
<
>
El dinero incautado cuando ambos coautores de este robo habían sido aprehendidos en el peaje de Hinojo, en momentos que circulaban en un Fiat Duna.

En octubre de 2013 tres delincuentes ingresaron armados y con fines de robo a una casa que está en Villa Fidelidad, en momentos que una anciana y su hijo estaban durmiendo. A ambos los golpearon para robarles dinero, joyas y otras pertenencias. A uno de los coautores de ese hecho -un joven oriundo de Olavarría- le impusieron días atrás una pena única de ocho años y ocho meses de prisión. En marzo del año pasado, por ese mismo episodio delictivo, le había sido dictada a otro olavarriense una condena de seis años y dos meses de prisión.

El coautor de un robo que en octubre de 2013 había tenido como víctimas en esta ciudad a un hombre y a su mamá, fue condenado tras la realización de un juicio abreviado tramitado días atrás en un Tribunal local. Fue identificado por fuentes judiciales como Juan Ignacio Attadía, un pintor y remisero oriundo de Olavarría que tiene 27 años, a quien una jueza lo condenó a “cinco años y nueve meses de prisión”.

Pero los antecedentes penales computables que registraba derivaron en que le fuera impuesta una pena única de ocho años y ocho meses de prisión.

El juicio abreviado se había tramitado en el Tribunal Oral en lo Criminal número 2 y contó con la intervención de la Dra. Alejandra Raverta.

El encausado fue hallado coautor de un robo calificado por el uso de armas, ilícito por el cual -en marzo del año pasado- en ese mismo Tribunal había sido condenado otro de los responsables de aquel episodio delictivo.

Violento robo

Attadía, se mencionó en el fallo, había cometido en esta ciudad el ilícito ya referido el 1 de octubre de 2013.

Ese día, cuando habían transcurrido unos minutos de la hora 1, ingresó con fines de robo con dos sujetos más -uno de ellos también olavarriense e identificado como Lucas Walter Cucaressea una vivienda situada en la calle Chaves de Villa Fidelidad.

Un hombre llamado José Alberto Álvarez y su mamá, identificada como María Raquel Bardas, se convirtieron en las víctimas de lo que fue aquel ilícito.

A Álvarez los ladrones le aplicaron varios golpes de puño en el rostro y también lo agredieron “con la culata de un arma de fuego tipo revolver cromada calibre 22mm”, señaló en la resolución la jueza.

Una suma de dinero estimada en 20.000 pesos, una billetera, variada documentación, un anillo y aros de oro fueron los elementos de los que los autores de este robo se apoderaron ese día.

Los delincuentes se movilizaban en un automóvil Fiat Duna de color rojo, el cual fue visto después del hecho llegar hasta el Barrio Pedro Burgos de este medio, lugar donde descendió y se escondió uno de los tres autores del robo.

Ese tercer sujeto nunca pudo ser identificado, más allá de que -según señaló después una de las víctimas de este ilícito- sus cómplices lo llamaban por el apodo de “Yani”.

Una vez alertada la Policía sobre lo ocurrido, contando con los datos descriptivos del rodado se inició un operativo que permitió localizar al automóvil a la altura del peaje de Hinojo, en momentos que circulaba en dirección hacia Olavarría.

En ese lugar tanto el joven condenado ahora como Cucaresse fueron aprehendidos.

Además, en el interior del rodado se hallaron diferentes elementos relacionados con el robo ocurrido instantes antes en Azul.

Entre ellos, la Policía incautó una gorra visera, dos teléfonos celulares y parte del dinero que le había sido sustraído a Álvarez cuando en su casa estaba durmiendo y, al igual que su mamá, fue sorprendido y atacado por los autores de este ilícito.

“Salió todo bien negra tams volviendo” (sic) indicaba uno de los mensajes hallados en uno de los celulares incautados en el auto, el cual Attadía, luego de cometido el robo, le había mandado a su pareja. Y otro mensaje que lo involucraba al joven en este hecho data de instantes antes a que ingresaran a cometer el robo a la casa de Álvarez, cuando le había escrito a su novia: “Vamos a entrar”.

“La circunstancia de que Attadía se encontrara poco después de cometido el atraco con Cucaresse -escribió la jueza en el fallo en alusión a las aprehensiones de ambos en el peaje de Hinojo-, quien fuera reconocido por el aro que usaba, con parte de los elementos sustraídos, a lo que cabe agregarse los mensajes telefónicos enviados antes y después de cometido el hecho, todo ello valorado armónicamente, me permite acreditar su participación en el ilícito traído a juzgamiento”.

Tanto “la nocturnidad aprovechada para cometer el hecho” como “la agresividad demostrada y la extensión del daño causado” fueron consideradas agravantes a la sanción impuesta al joven olavarriense. Y como otra de esas circunstancias se valoró los antecedentes computables penales que posee.

En ese contexto, en el fallo se mencionó que registraba dos penas más impuestas por el mismo Tribunal donde ahora volvió a ser juzgado: una de abril de 2014, consistente en dos años y seis meses de prisión en suspenso – condicionalidad que ahora le fue revocada-; y otra, de junio de 2011, de cuatro años de prisión.

Computadas ambas sanciones con la condena impuesta como uno de los coautores del robo agravado materia de este juicio abreviado tramitado días atrás -los ya referidos cinco años y nueves meses de privación de la libertad- finalmente a Attadía le fue impuesta la ya mencionada pena única de ocho años y ocho meses de prisión.

 El dato

Que el hecho por el que Attadía fue condenado se haya convertido en materia de un juicio abreviado derivó en que quedara sin efecto el juicio oral que por el caso iba a hacerse en el Tribunal 2. Ese debate tenía como fechas estipuladas los días 29 y 30 de marzo del corriente año, es decir, el miércoles y el jueves pasados.

EL PRIMER CONDENADO

En marzo del año pasado otro juicio abreviado tramitado en el Tribunal Oral en lo Criminal número 2 de esta ciudad había derivado en que fuera condenado uno de los tres coautores del robo por el que ahora también fue penado Attadía.

Ese proceso había contado con la intervención del juez Gustavo Abudarham y al encausado, el ya mencionado Lucas Walter Cucaresse -de 27 años-, le fue impuesta una pena de seis años y dos meses de prisión también por el mismo delito: robo calificado por el uso de armas.

 

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *