PRIMERA EDICIÓN DE LA EXPO COLECTIVIDADES

Conformidad de los feriantes con la respuesta azuleña

 

 

 

 

La Plaza San Martín fue el epicentro para el desarrollo de esta actividad que culminó ayer, donde participaron representantes de varios países y de algunas provincias argentinas. El Tiempo dialogó con algunos expositores. 

Procedente de Mendoza, Claudia Olivera, sostuvo respecto de la respuesta que encontró en Azul: “Nos recibieron muy bien y nos fue muy bien!. Estuvieron probando nuestros productos y quedamos muy conformes”.  FOTOS NICOLÁS MURCIA Como representante de Alemania, Héctor Schab, indicó acerca de la cerveza artesanal que elabora que “todo comenzó como un hobby; fuimos ofreciendo a nuestros amigos, les gustó y estamos trabajando en ello porque el producto se fue exponiendo”. Como referente de la cultura irlandesa, Alexis Benvenuto, dijo que “como todo emprendimiento familiar comenzamos a fabricar cerveza para nosotros y después nos iniciamos con la feria itinerante. Hace dos años que estamos comercializándola”. De La Pampa, Omar Jiménez, señaló: “En estos cuatro días nos fue muy bien. La gente es divina. No nos podemos quejar; al contrario. Si nos invitan, volvemos”.
<
>
Como representante de Alemania, Héctor Schab, indicó acerca de la cerveza artesanal que elabora que “todo comenzó como un hobby; fuimos ofreciendo a nuestros amigos, les gustó y estamos trabajando en ello porque el producto se fue exponiendo”.

Fianlizó ayer, luego de cuatro intensas jornadas, la primera edición de la Expo Colectividades en la Plaza San Martín. Representantes de países como Italia, Perú, Guatemala, Uruguay, Haití, México, Paraguay, Irlanda, Rusia, Alemania, Suiza, Francia, Portugal, España y Siria, y de algunas provincias argentinas, comercializaron alimentos, bebidas y productos típicos o artesanales, como objetos de decoración e indumentaria.

Desde el primer día de la Expo hubo espectáculos musicales para amenizar la muestra, que concitó la atención de centenares de azuleños. Ayer, por ejemplo, estuvieron los Tambores del Callvú para ponerle todo el calor y el ritmo a la desapacible tarde dominguera.

Como se informó en la edición anterior, el sábado por la tarde el intendente Hernán Bertellys participó del desfile y dejó inaugurado el encuentro.

Ayer, durante el epílogo de la Expo, EL TIEMPO dialogó con algunos de los feriantes, quienes se manifestaron conformes con la recepción que les brindó el público local.

Los feriantes y su experiencia en Azul

Claudia Olivera, oriunda de Mendoza, contó que “nosotros trabajamos en una organización y fuimos invitados a participar de este encuentro. Durante estos cuatro días ofrecimos vinos, aceite de oliva, empanadas y pastelitos”. En cuanto a la gente de Azul, mencionó que “nos recibieron muy bien y nos fue muy bien!. Estuvieron probando nuestros productos y quedamos muy conformes”.

Por su parte Omar Giménez, representante de La Pampa, sostuvo que “venimos de Buenos Aires y estamos acá invitados por la Dirección de Cultura”. Respecto de lo que estuvieron ofreciendo enumeró “bife de chorizos, empanadas criollas, escabeche y vino patero, entre otras variedades de productos”. Además dijo que “en estos cuatro días no fue muy bien; la gente es divina, no nos podemos quejar, al contrario. Si nos invitan, volvemos”.

En tercer lugar Héctor Schab, descendiente de alemanes y representante de ese país europeo, dijo que “hace seis años que estamos elaborando cerveza alemana. Todo comenzó como un hobby, fuimos ofreciendo a nuestros amigos, les gustó y estamos trabajando en ello porque el producto se fue exponiendo”.

Sobre cómo fueron tratados por los azuleños, Schab dijo que “muy bien”. “La gente de acá conoció la cerveza alemana. Es distinta, aunque hay diferentes variedades y nosotros nos adaptamos al gusto de la gente. Ojalá podamos volver porque tanto a la gente como a nosotros nos gustó este intercambio cultural”, agregó.

Por último, Alexis Benvenuto llegó a Azul junto a su familia desde Capital Federal. Son productores de cerveza artesanal irlandesa desde hace más de tres años. “Como todo emprendimiento familiar comenzamos a hacer cerveza para nosotros y después pasamos a participar de la feria itinerante. Hace dos años que estamos comercializándola; por suerte, en Azul nos fue muy bien, acompañó muchísimo, vino el viernes y ayer (por el sábado)”, explicó.

Acerca de la cultura de los azuleños en materia de cerveza observó que “hubo muchos consumidores que ya venían con conocimiento de la cerveza irlandesa y los que no conocían tanto, notaron la diferencia con las cervezas comerciales”.

 

 

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *