UN JOVEN ESTÁ DETENIDO POR EL CASO

Continuaba ayer internado un menor que el domingo resultó herido con un cuchillo

En sede judicial se está instruyendo un sumario penal caratulado como “lesiones graves” por lo sucedido. La víctima tiene 17 años y hasta anoche, al parecer sin que su vida corriera riesgo, estaba en el Hospital Pintos. El acusado de haberlo apuñalado tiene 20 años. El hecho se produjo en el Barrio Del Carmen, en lo que en principio los investigadores definieron como “una confrontación”.

Un adolescente de 17 años continuaba ayer internado en el Hospital Pintos y un joven de 20 estaba detenido en la comisaría primera local, después de que ambos mantuvieron el pasado domingo en esta ciudad una confrontación donde el menor de edad había resultado herido a puñaladas, informaron fuentes policiales que tomaron intervención en el hecho.

Por el caso se está instruyendo ahora un sumario penal desde la Fiscalía perteneciente al Fuero de Responsabilidad Penal Juvenil departamental que está a cargo de la Dra. Mariela Viceconte, funcionaria judicial que en principio había calificado a ese expediente como “lesiones recíprocas” y después recaratuló a lesiones graves.

El ahora acusado de cometer este hecho fue identificado por voceros policiales como Lucas Matías Espejo Olivera, de 20 años.

El joven había quedado aprehendido después de que el pasado domingo,  cuando el hecho que ahora se le atribuye se produjo, resultara con una lesión a causa de un golpe en la cabeza, lo que derivó en que tuviera que ser trasladado al Hospital Pintos para ser atendido.

A ese mismo centro asistencial había sido derivado el menor lesionado a causa de las puñaladas que recibió, las cuales le fueron efectuadas con un arma blanca que al parecer portaba Espejo Olivera, en el marco de un incidente que en principio había sido definido como “una confrontación”.

Ese arma blanca después la incautó personal policial, una vez que los efectivos de seguridad tomaron intervención en lo sucedido.

Una pelea

De acuerdo con lo referido ayer a EL TIEMPO por voceros de la Seccional Primera de Policía, el incidente se produjo el pasado domingo poco antes de las 20 en inmediaciones de la vivienda del joven que está detenido, una propiedad situada en Leyría entre Chubut y Neuquén del Barrio Del Carmen.

Luego de un llamado que se recibió al teléfono de emergencias de la Policía, efectivos de seguridad del Comando de Patrullas se hicieron presentes en el lugar antes referido.

Según lo que fuera informado en aquel momento, en ese sector de la ciudad se había registrado una confrontación entre Espejo Olivera y el menor de 17 años que anoche continuaba internado en el centro asistencial municipal.

Versiones de testigos referidas a los policías que concurrieron al lugar indicaban que durante el hecho Espejo Olivera utilizó un arma blanca con la cual le  habría aplicado varios cortes al menor.

Los efectivos de seguridad procuraron determinar también en qué circunstancias el ahora detenido resultó lesionado en su cabeza, ya que en el marco de esa pelea había sido golpeado con lo que fue definido como un “elemento contundente”.

Tanto el adolescente de 17 años como Espejo Olivera tuvieron que ser trasladados ese mismo domingo al Hospital Pintos.

En el centro asistencial municipal se comprobó que el joven de 20 años registraba lesiones en la cabeza que obligaron a que permaneciera internado hasta el día siguiente, es decir anteayer lunes, cuando se dispuso -una vez que le dieron de alta desde el hospital- que quedara detenido por lo sucedido.

El médico de Policía que intervino en el hecho, tras examinarlo en el hospital, determinó que el menor apuñalado había sufrido lesiones de carácter grave, aunque las mismas, “salvo complicaciones”, no ponían en riesgo su vida. Después de que estuvo internado en Terapia Intensiva, el adolescente había sido trasladado ayer al sector de Sala General del Hospital Pintos, según se indicó desde el centro asistencial municipal.

El dato

En el marco de la investigación iniciada por lo sucedido, personal policial había incautado en el lugar donde este hecho se produjo el pasado domingo un cuchillo de cocina con mango de madera y de unos doce centímetros de hoja. Según se presume, se trata del arma blanca utilizada por el agresor para lesionar al menor de edad. Además, la fiscal que interviene hasta el momento en esta causa penal había ordenado que, con fines periciales, fueran recogidas las prendas que ambos jóvenes implicados vestían cuando este hecho se registró.

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *