Crimen de un joven: hay dos aprehendidos

Un hombre de 33 años y otro de 37 están sindicados como dos de los presuntos autores del homicidio de Martín Plaché. A uno de ellos lo arrestaron el domingo y al otro, ayer, durante una serie de allanamientos que por el caso se hicieron. En lo que se presume fue un ajuste de cuentas, al joven que resultara víctima lo habían matado de varios puntazos en su casa del Barrio Urioste.

Uno de los aprehendidos por el crimen, cuando ayer era trasladado desde la DDI Azul a Tribunales para ser indagado.
NACHO CORREA
<
>
Uno de los aprehendidos por el crimen, cuando ayer era trasladado desde la DDI Azul a Tribunales para ser indagado. NACHO CORREA

El asesinato de un joven, que se produjo en una casa del Barrio Urioste de esta ciudad y fuera descubierto el pasado domingo, tiene desde ayer a dos hombres aprehendidos.

Según señalaron voceros judiciales y policiales ligados a la investigación del crimen, los habían arrestado en el marco de allanamientos (ver nota en Página 7 de esta misma edición) que se realizaron en las últimas horas en diferentes domicilios.

Uno de los sujetos permanecía privado de la libertad en la Seccional Primera local de Policía y el otro estaba en la sede de la DDI Azul. Y a ambos los trasladaron ayer a la tarde a Tribunales, para que fueran indagados por la fiscal que interviene en la causa penal que se inició por lo sucedido: Karina Gennuso, la titular de la UFI 6 departamental.

Voceros ligados a la investigación del homicidio los identificaron como Pedro Alberto Gemme Baigorria, un changarín que figura con  domicilio en Laprida y que actualmente está radicado en Azul, y Esteban Jesús Hernando.

El primero, de 33 años de edad, había sido arrestado el mismo domingo en que el crimen fue descubierto, en horas de la tarde noche. Al otro hombre, de 37 años, lo aprehendieron ayer por la mañana, durante uno de los allanamientos que se hicieron.

Los investigadores los sindican a ambos como dos de los presuntos autores del asesinato de Martín Plaché. Pero las sospechas que existen en torno a lo sucedido dan cuenta de que hubo al menos un tercer implicado en el crimen: un sujeto al que ayer policías continuaron buscando, aunque sin poder localizarlo.

El homicidio

Martín Plaché tenía 23 años y fue encontrado muerto el domingo pasado, minutos después de la hora 13.

Una vecina alertó a la Policía sobre el hallazgo del cadáver, después de que durante la madrugada “había escuchado ruidos y disturbios” en la casa donde la víctima vivía.

El cuerpo del joven estaba en el piso de una de las habitaciones de esa casa donde vivía solo, ubicada en Rauch entre Fuerte Federación y Estanislao del Campo del Barrio Urioste.

A simple vista, los peritos de Policía Científica que fueron convocados al lugar pudieron comprobar que registraba varias heridas en su región abdominal.

Esas lesiones, que afectaron a varios de sus órganos vitales, les fueron efectuadas a puntazos con diferentes armas blancas, teniendo en cuenta -según se especula- la pluralidad de intervinientes en el hecho. Además, se mencionó que a la víctima los homicidas la ataron.

El móvil del crimen, según trascendió en principio, podría haber estado relacionado con un ajuste de cuentas, por lo que inmediatamente los investigadores -sobre la base de testimonios que recolectaron y también grabaciones de cámaras de seguridad instaladas en propiedades cercanas a la que fuera escenario de este asesinato- comenzaron a reconstruir las últimas horas con vida de la víctima.

En ese contexto, antes de que Plaché regresara a su vivienda en las primeras horas del domingo pasado, se supo que hubo varias personas que se hicieron presentes en su casa y la apedrearon, provocando daños en los vidrios de una ventana.

Al respecto, en sede policial consta un llamado que se efectuara al 911 de vecinos del joven que horas más tarde sería asesinado para denunciar lo que estaba pasando.

De todas maneras, cuando habían trascurrido los primeros minutos del pasado día domingo y policías del Comando de Patrullas llegaron en varios móviles a la casa en cuestión no encontraron a nadie.

Según se mencionó, instantes después a que ese incidente se registrara Martín Plaché -que estuvo radicado con su familia en Estados Unidos y años atrás había regresado a Azul- volvió a su casa.

De lo investigado hasta el momento se cree que su asesinato se produjo entre las cuatro y las cinco horas del domingo, ocasión en la cual se sospecha que fueron varios los sujetos que ingresaron a su casa para atacarlo a puntazos con las armas blancas que portaban.

Tras este asesinato donde a la víctima le aplicaron en su región abdominal  “diversos cortes con armas blancas”, según precisaron ayer fuentes policiales, la investigación encabezada por la fiscal Gennuso y llevada en conjunto por policías de la DDI Azul y del Gabinete Externo de la Seccional Primera se tradujo en las aprehensiones ya mencionadas.

Para ese entonces ya se había determinado también que habían sido tres los sujetos implicados en este brutal homicidio.

El dato

Mientras que Esteban Jesús Hernando fue arrestado ayer a la mañana en una casa ubicada en Miñana casi Cáneva de este medio; un día antes, en horas de la noche, había sucedido lo mismo con Pedro Alberto Gemme Baigorria. Este último -según lo informado ayer por voceros de seguridad- fue hallado “en la vía pública”.

GENNUSO: LA MISMA FISCAL, DOS HOMICIDIOS 

Karina Gennuso. En su primer turno como fiscal, le ha tocado intervenir en dos asesinatos ocurridos en Azul.
NACHO CORREA

No deja de ser un dato curioso lo que le está sucediendo a la funcionaria judicial Karina Gennuso.

Después de que jurara días atrás y asumiera a principios de este mes la conducción de la UFI 6 departamental en reemplazo de Guillermo Vaticano, transitando su primer turno como titular de esa fiscalía le tocó quedar al frente de las investigaciones por dos homicidios.

En lo que no resulta algo habitual y hasta tiene características inéditas, si se toma en cuenta que en Azul -afortunadamente- los homicidios no son los delitos que se registran con mayor asiduidad, ambos crímenes sucedieron con una diferencia de muy pocos días y en un lapso menor a una semana, que es lo que dura cada uno de los turnos de las fiscalías comunes en esta ciudad.

En ese contexto, a la fiscal Gennuso le tocó primero investigar el crimen del jubilado Juan Dolores Portillo.

El hombre, que tenía 76 años y había estado preso por un caso de abuso sexual hasta el pasado mes de febrero, fue hallado asesinado el jueves de la semana anterior.

Dos días después a que fuera denunciada por uno de sus hijos su desaparición, a Portillo lo encontraron muerto, según se cree a golpes, en inmediaciones del Arroyo Azul y en cercanías a la casa donde vivía, ubicada sobre la calle Catriel.

Sin que hasta el momento ese asesinato tenga imputado alguno, lo que en otras palabras significa que el autor por ahora no ha sido localizado, más positiva está resultando la investigación que la fiscal Gennuso encabeza con relación al homicidio de Martín Plaché que se produjo anteayer en el Barrio Urioste: por ese segundo crimen en el que está interviniendo desde la UFI 6 ahora a su cargo, ayer ya había dos aprehendidos.

TRES ALLANAMIENTOS

Personal policial ayer, durante uno de los allanamientos que se hicieron por el crimen de Martín Plaché.
SECCIONAL PRIMERA AZUL/PBA

Durante la mañana de ayer, desde bien temprano, policías ligados a la investigación del crimen de Martín Plaché realizaron tres allanamientos en diferentes domicilios de esta ciudad.

En dos de esos lugares, según lo que se informó, viven los hombres que hasta ayer permanecían aprehendidos y son considerados en principio coautores de este asesinato en el que, al parecer, intervino también un tercer sujeto que aún no fue encontrado.

En respuesta a pedidos formulados desde la Fiscalía donde se tramita la causa penal relacionada con el homicidio, las órdenes para los allanamientos fueron dispuestas por Magdalena Forbes, la titular del Juzgado de Garantías número 1 departamental que tiene sede en el Palacio de Justicia local.

Policías de la Primera y de la DDI Azul, contando con apoyo de efectivos de la Local y del GAD, allanaron una casa situada en la calle Lola Mora y otra en Mesura.

En tanto, el tercer objetivo allanado fue una vivienda situada en una de las esquinas de Miñana y Cáneva.

En ese lugar, además, resultó aprehendido Esteban Jesús Hernando, uno de los dos imputados que hasta el momento tiene esta causa penal que instruye la fiscal Karina Gennuso.

Los procedimientos comenzaron a la hora seis y media de la mañana, según lo informado por voceros allegados a lo que fueron esos allanamientos.

Durante los mismos, además de la aprehensión de Hernando, en cada uno de los lugares allanados “se colectaron más elementos de interés” para esa causa penal que sigue siendo materia de instrucción desde la UFI 6 departamental.

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *