AL IMPUTADO LO INDAGARON AYER Y NO DECLARÓ

Detenido por un “hurto” y una “estafa”

Lo habían aprehendido el miércoles. Una vecina lo vio ingresar a una casa en la que en ese entonces no había nadie, lugar de donde fueron hurtados dos teléfonos celulares y una cuchilla. Además, lo acusan de haberle sustraído a una mujer 200 pesos mediante un engaño.

Un hombre se negó a declarar ayer y quedó detenido, después de que un día antes lo habían aprehendido en esta ciudad, informaron fuentes policiales y judiciales.

De acuerdo con lo señalado, está acusado de sustraerle a una mujer mediante engaño 200 pesos y de ingresar a una vivienda en momentos que no había nadie, para apoderarse ilegítimamente en ese domicilio de dos teléfonos celulares y de una cuchilla.

Por ambos episodios delictivos se instruye en sede judicial un sumario penal caratulado como estafa, hurto y resistencia a la autoridad en concurso real,  a través de la UFI 2 que está a cargo de la fiscal Laura Margaretic.

El acusado, que registra varios antecedentes delictivos, fue identificado por voceros policiales y judiciales como Emiliano Lucas Sebastián Dinápoli, un hombre que tiene 30 años y anoche permanecía detenido en la comisaría primera local.

En horas de la mañana de ayer había sido llevado a Tribunales para ser indagado, audiencia durante la cual no declaró.

Posteriormente, desde el Juzgado de Garantías 2 departamental que está a cargo del Dr. Federico Barberena, a pedido de la Fiscalía interviniente en la causa penal, la aprehensión de Dinápoli fue convertida en detención.

Según señalaron fuentes judiciales, el dictado de la medida cautelar había sido apelado por la Defensa Oficial del acusado, solicitud que ahora está pendiente de resolución.

Dos ilícitos

El pasado miércoles por la tarde el ahora imputado -oriundo de Las Flores y con actual domicilio en Azul- había sido aprehendido en Villa Piazza Norte por efectivos de seguridad pertenecientes al Comando de Patrullas, en el cruce de las calles Misia Barranco y Catamarca.

Un llamado al teléfono de emergencias alertó, instantes antes, para que policías tomaran intervención en un hecho donde un sujeto ingresó con fines de robo a una casa en momentos que en la propiedad no había nadie.

Un ama de casa de 80 años se convirtió en la denunciante y testigo de uno de los ilícitos que ahora le imputan a Dinápoli.

La mujer, al entrevistarse anteayer con policías que concurrieron a su vivienda, les contó que el ahora detenido había ingresado a la casa de un vecino, en Corrientes entre Malvinas y las vías, en momentos que en ese domicilio no había nadie.

Los datos brindados por la denunciante sirvieron para identificar al ahora detenido como el autor de ese ilícito, consistente en la sustracción de dos teléfonos celulares y de una cuchilla.

En ese entonces, los policías se enteraron también de la ocurrencia de otro episodio delictivo por el que ahora Dinápoli está privado de la libertad.

Al lugar donde los efectivos de seguridad estaban, otra vecina se hizo presente y les refirió que ese mismo hombre le había sustraído, mediante engaño, 200 pesos en efectivo.

De acuerdo con el testimonio de la damnificada, una comerciante que vive en Cáneva entre Salta y Amado Diab, haciéndose pasar por un chofer de una empresa de contenedores Dinápoli le había pedido 200 pesos, diciéndole falsamente que el camión que tenía que venir a recoger un container que posee en su vivienda, donde la vecina está realizando refacciones, se había quedado sin combustible.

Con los datos descriptivos brindados por las mujeres con relación a quien ahora está acusado de ser el autor de ambos hechos, posteriormente los efectivos del Comando de Patrullas aprehendieron a Dinápoli en Misia Barranco y Catamarca.

Al revisar sus prendas, hallaron en su poder 230 pesos en efectivo y “una cuchilla tipo ‘Tramontina’ de hoja lisa desgastada y con mango de plástico de color blanco”, según señalaron los voceros policiales.

El dinero y el arma blanca que Dinápoli tenía fueron incautados al momento de su arresto, elementos que al parecer se corresponden con ambos hechos que están siendo investigados y ahora se le atribuyen.

El dato

Fuentes judiciales indicaron que Emiliano Lucas Sebastián Dinápoli posee varios antecedentes delictivos. Entre ellos, figura una condena de primera instancia de un juicio abreviado al que había sido sometido en un Tribunal local en mayo de 2010, cuando le impusieron una pena de tres años y nueve meses de prisión por un asalto a un remisero, ilícito que en esta ciudad había ocurrido el 29 de octubre de 2009. En aquel proceso abreviado, Dinápoli había sido declarado “reincidente”, teniendo en cuenta otros antecedentes penales computables que en ese entonces ya registraba. Además, en noviembre del año pasado lo habían aprehendido tras haber ingresado a una vivienda del Barrio El Sol donde se produjo un hurto.

 

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *