SEGÚN LA ANMAT

El 99% de los alimentos cumple con los límites establecidos para disminuir la ingesta de sal

<
>

En base a un estudio se demostró que casi el total de los productos  monitoreados cumple con los parámetros que impone la Ley 26.905. El relevamiento guarda relación con los acuerdos voluntarios, firmados en el marco de la iniciativa “Menos Sal Más Vida del Ministerio de Salud de la Nación”, y que abarcan un total de 579 productos de consumo masivo de grandes y pequeñas empresas alimentarias afiliadas a 37 cámaras industriales de todo el país.

El 99 por ciento de los alimentos monitoreados por la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnologías Médicas (ANMAT) del Ministerio de Salud respeta las metas acordadas y se encuentran por debajo de los límites establecidos en la Ley 26.905 destinada a disminuir la ingesta de sal, informó la cartera sanitaria nacional.

La ANMAT realizó un estudio para evaluar el cumplimiento de los acuerdos voluntarios de reducción de sodio firmados por la industria alimenticia nacional, en el que relevó la información nutricional de los rótulos en el empaquetado y los comparó a través de muestras analíticas.

El trabajo “demostró que el 99 por ciento de los alimentos monitoreados cumple con los límites establecidos en la Ley 26.905”, destacó un comunicado oficial.

 

Acuerdos voluntarios

Los acuerdos voluntarios, firmados en el marco de la iniciativa “Menos Sal Más Vida del Ministerio de Salud de la Nación”, abarcan un total de 579 productos de consumo masivo de grandes y pequeñas empresas alimentarias afiliadas a 37 cámaras industriales de todo el país.

El organismo precisó que a excepción de los snacks, las mediciones mostraron un alto cumplimiento de los acuerdos firmados, y que se observó que el valor analítico del contenido de sodio se corresponde con lo declarado en el rotulado nutricional en el 68 por ciento de los productos.

La Ley de reducción del consumo de sodio, que se encuentra en proceso de reglamentación, plantea la disminución progresiva de la sal contenida en los alimentos procesados hasta alcanzar los valores máximos en cada grupo alimentario, fijados por la cartera sanitaria nacional.

La norma, además, regula el establecimiento de advertencias en los envases sobre los riesgos del consumo en exceso de sal; promueve la eliminación de los saleros en las mesas de los locales gastronómicos; fija el tamaño máximo de los envases en los que se venda sal para no superar los 500 miligramos y establece sanciones a los infractores.

 

Causas de muerte prematura

Las enfermedades no transmisibles, como las enfermedades cardíacas y los accidentes cerebrovasculares (ACV), son las principales causas de muerte prematura en el siglo XXI. La OMS brinda apoyo a los gobiernos para que pongan en práctica el plan de acción para la estrategia mundial para la prevención y el control de las enfermedades no transmisibles, que comprende nueve objetivos globales, incluido el de reducir el consumo de sal en el mundo en un 30% para el año 2025.

La sal, en forma de glutamato de sodio o de cloruro de sodio, es la principal fuente de sodio en nuestro régimen alimentario y se usa como condimento en muchas partes del mundo. En numerosos países, el 80% del aporte salino proviene de alimentos procesados tales como panes, quesos, salsas en frascos, carnes curadas y comidas hechas.

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *