El Círculo Siciliano del Azul realizó exitosamente el viaje Turístico a Italia 

 

Fueron 42 personas  las que, durante 20 días, recorrieron con toda felicidad una parte de la península itálica, en un viaje pensado y organizado con todo detalle por el Círculo Siciliano del Azul, en un nuevo logro que enorgullece a sus miembros.

El Círculo, presidido por el Sr. Gastón Mocciaro, saluda a todos los azuleños que confiaron en la experiencia de la entidad  para emprender este turismo por las regiones más hermosas de Italia, como son la Puglia,  Basilicata, Calabria, Sicilia, la costa Amalfitana y la Roma Eterna, que ha enamorado a los viajeros  en forma particular, como no podía ser de otra manera.

La experiencia ha superado las más optimistas expectativas, dado que los objetivos previstos se cumplieron con creces; cada sitio  a visitar  fue conocido con toda amplitud por el grupo, con los interesantes aportes de los diversos guías que en cada sitio,  tuvieron a su cargo la conducción de los viajeros y la amplitud  de datos  que  recababa la curiosidad de éstos.

¿Cuáles fueron  los lugares visitados? Puglia: Alberobello, en la provincia de Bari, famosa por los Trulli, un tipo de construcción antigua, del campo, propia de esta región ubicada en el “Taco”, (considerando a Italia como una “bota”) realizada íntegramente con muros de mampostería de piedra en seco rematada con una gran cubierta de forma cónica, y declarados Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en el año 1996. Se dice que se colocaba una piedra o pináculo, a modo de «clave» en ese techo cónico. Cuando el patrón se aproximaba, con la intención de cobrar el «derecho de morada» a los campesinos, estos, retirando una sola piedra demolían el techo para que pareciera un simple montón de piedras.

Asimismo Lecce (con su arquitectura típica), Matera (en la Basilicata) un centro urbano antiquísimo, en el que se usaron cuidadosamente los recursos naturales: agua, tierra y energía. Cosenza, Pizzo Calabro, Tropea (todo en Calabria) donde se visitaron los Bronces del Riace, dos esculturas colosales.

Después, y resumiendo, Taormina (ya en Sicilia), donde los viajeros visitaron las laderas del Etna, Siracusa, Ortigia (la isla), Noto (famosa por su “infiorata” para el Corpus Christi, esto es, construir motivos eucarísticos con flores, por cuadras y cuadras). Ragusa, Piazza Armerina, con sus cerámicas bellísimas y la Villa romana de Casale, también  Agrigento con visita al Valle de los Templos, exponentes del período de presencia griega. Selinunte, colonia griega del Mediterráneo, Marsala, con su particular arquitectura, y sus  deliciosos vinos, Segesta y su templo dórico del año 430 antes de Cristo. Palermo, capital de la isla de Sicilia, Monreale (muy vecina, y maravillosa por sus mosaicos de oro, con una importante catequesis visual sobre las paredes). Cefalù, que fue muy comentada por su belleza… y después  Gangi, ciudad de tantos amorosos recuerdos de abuelos ya fallecidos, y de confirmados o posibles parientes,  lugar de emociones  varias, ya que los recibió el Intendente de la ciudad con sus colaboradores, y los azuleños  pudieron encontrarse con familiares y amigos. Luego, en ferry, a Napoli, con recorrida por la península sorrentina, y la Costiera Amalfitana, Amalfi, que fue capital de la antigua república marinera.

Sorrento, y la muy comentada y valorada Capri, famosa por su belleza, sus aguas, el color del mar, el calor, y tantas cosas  bellas…increíbles. Pompeya, la recordada ciudad sumergida por el volcán Vesubio en el año 79 d.C, con sus ruinas tan bien conservadas.

Finalmente, Roma, visitando la ciudad, la Basilica de San Pedro, el Coliseo, Piazza Venezia, Castel Sant’Angelo, la Fontana di Trevi.

En el ultimo día, muchos de nuestros coterráneos asistieron a la audiencia papal que se brinda todos los miércoles en Plaza San Pedro, y visitaron también los museos vaticanos.-

El grupo de viajeros fue especial, creemos que debemos agradecerles profundamente esa  buenísima onda que  facilitó todo el viaje , y   es de  destacar la camaradería que  se gestó entre los pasajeros , y el clima excepcional  en todo momento .- Y es posible  hablar de la calidad de la organización, de la hotelería en todos los destinos , de las comidas, todas exquisitas que hicieron las delicias  de los argentinos.-Merece un comentario especial  el trabajo entregado y la gran calidez de la coordinadora Alicia y del coordinador general del grupo, Gustavo, personas que merecen, por parte de todos, una gran  admiración y cariño . En fin, todo fue de excelencia.

¿Qué podemos agregar? un Gracias  muy sentido a los amigos que confiaron en el Circulo Siciliano del Azul, a  los  miembros de la comisión directiva  por su colaboración en el armado de los detalles y en la atención de los postulantes ,que semana a semana concurrieron a la Sociedad Filantrópica Italiana a realizar los trámites  que los llevaron a Italia.

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *