ACTUALIDAD  

El consumo local de carne se mantiene firme

 

El consumo popular, no sólo el de carne vacuna, hace ya meses que muestra preocupantes señales de debilidad.
<
>
El consumo popular, no sólo el de carne vacuna, hace ya meses que muestra preocupantes señales de debilidad.

Se espera que la exportación de carne crezca en los próximos meses. El consumo local se ubica en el 93 por ciento de la producción.

Por Ignacio Iriarte (*)

 

BUENOS AIRES. El consumo de carne, que todavía es el 93% de la demanda ha mostrado sus límites y la exportación pese a la drástica mejora en sus ingresos, todavía no arranca.

El consumo popular –no sólo el de carne vacuna- hace ya meses que muestra preocupantes señales de debilidad, agravado esto por el hecho de que los valores de la carne al mostrador si bien han venido bajando semana a semana, como pocas veces se  ha visto, han quedado en niveles que no guardan relación con el precio de la hacienda, especialmente si se consideran los precios de los cortes de los supermercados

De las fiestas de fin de año quedó mucha carne sin vender, especialmente en las cámaras de los frigoríficos exportadores, realizándose a medida que avanzaba enero verdaderas liquidaciones de parrilleros, especialmente asados.

Las faenas de noviembre y diciembre fueron 6% más bajas que el año anterior gran parte de esa hacienda retenida a la espera de las elecciones, de los cambios económicos y de la devaluación estuvo saliendo a la venta en enero, en un momento en que el consumo muestra debilidad.

El gasto de los argentinos en carne vacuna índice que surge de multiplicar el consumo  per cápita por el precios (a moneda constante) de los seis principales cortes, muestra claramente que se tocó un máximo de gasto en 2012 y que desde ese momento la demanda -expresada en unidades monetarias- no hizo otra cosa más que caer hasta ubicarse a fines de 2015 un 20% por debajo del máximo del 2012.

La exportación, después del parate de la mayoría de las grandes fábricas para las fiestas de fin de año ha mejorado sustancialmente su ingresos después de la devaluación, pero todavía nuestro novillo esta bien por arriba de la cotización de Brasil o Paraguay y algo más arriba que los valores ofrecidos en Uruguay, país que tiene más y mejores mercados abiertos que nosotros.

Se descuenta que los embarques al exterior van a ir creciendo en los próximos meses, especialmente si se prolonga esta preocupante situación del consumo interno, pero por varias semanas y quizás meses las mayores exportaciones vendrán de un redestino de la carne que se están faenando: más cortes de la res que hasta hace poco iban al consumo ahora van a ir a la exportación.

Si una planta exportadora importante hasta hace pocos dy el 35/40% a la exportación a parir de ahora gradualmente, con la misma faena o algo más se volcará a los mercados externos el 40/50% de lo faenado. (Noticias AgroPecuarias)

 

 (*) Consultor privado y analista de mercado. Suele escribir para el Newsletter de FIFRA (Federación de Industrias Frigoríficas Argentinas)

 

 

 

 

 

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *