LA SEMANA POLÍTICA

El culebrón de las PASO

La “desaparición” de la lista de la UCR para las PASO provocó durísimos cruces durante la semana entre el jefe de Gabinete Alejandro Vieyra y la dirigencia del comité que encabeza Luciano Lafosse. Ayer, la Justicia Electoral aceptó incorporarla.

Frente a unas primarias cada vez más cuestionadas, la noticia de la semana fue la “desaparición” de la lista radical. Esto derivó en durísimos cruces con el jefe de Gabinete Vieyra. Ayer, la justicia electoral aceptó el ingreso de la misma. Todo, por un cuarto puesto de concejal.

Escribe: Carlos Comparato (comparatoc@yahoo.com.ar)

Los cuestionamientos que se vienen acumulando, ponen en serias dudas el sentido que tiene la convocatoria a la ciudadanía para que vote en las llamadas internas del 13 de agosto próximo. Las Primarias, Abiertas, Simultáneas y Obligatorias (PASO) tenían como objetivo, bajo ese pomposo nombre, horizontalizar el ordenamiento de los partidos y agrupaciones políticas promoviendo la participación del electorado en la conformación de las distintas corrientes internas. Con alguna excepción, esto nunca se logró y la decadente partidocracia argentina siguió haciendo de las suyas. Acuerdos de súper estructura y limitar con artilugios al máximo la diversidad de listas, fue llevando a que hoy, obligar a los ciudadanos a levantarse ese domingo para hacer cola en una escuela, carezca de sustento.

Así, se tiene entretenida a la población desde mayo hasta casi noviembre y con la complicidad de los medios, se multiplican las conjeturas, esa suerte de fatalismo de ganar o perder una elección. Si gana Cristina ya será la candidata presidencial para el 2019 o si los dos años de mandato que le restan a Mauricio Macri serán un calvario o le alcanzará para moldear un nuevo ordenamiento social.

 Malos antecedentes   —

Hay otros temas que preocupan en serio al vecino y tiene que ver con su propio horizonte, las inseguridades, llegar a fin de mes, articular alguna certeza. Estas elecciones primarias no son un buen antecedente para los oficialismos. En el 2009, con sus candidaturas testimoniales, el Frente para la Victoria perdió y a los dos años Cristina se impuso con el 54 por ciento de los votos. En el 2013 también perdió (el triunfo de Sergio Massa frenó la intención reeleccionista).

Hablar hoy de encuestas en la provincia de Buenos Aires es someterse a las operaciones políticas y mediáticas que van de un lado al otro, sustancialmente entre Cambiemos y el kirchnerismo pero no hay que ser un politólogo para desbrozar alguna tendencia. Si, en su momento, el gobernante FpV hizo todo lo posible para que ganara Macri en el 2015 producto de la situación económica, cierto agotamiento del modelo y unos candidatos elegidos para perder, hoy, Cambiemos atraviesa alguna circunstancia similar con un modelo económico que le pegó en la línea de flotación a la clase media. ¿El Frente 1País será el tercero en discordia? Qué actitud tomará el electorado entre la memoria que le quedó impregnada del pasado eligiendo lo mejor y esquivando cuestiones como la corrupción y un modo de ejercer el gobierno frente a un presente que le entorpece diagramar un albur? ¿Massa podrá romper esa bipolaridad? Este es un país muy difícil de analizar.

La “proscripción” radical    –

En Azul, la semana estuvo copada por la llamada “lista desaparecida” de la Unión Cívica Radical. De golpe, no estaba por ningún lado y desde la Junta Electoral de Cambiemos se convalidó sólo la del oficialismo que responde al intendente Hernán Bertellys y es encabezada por Marcos Turón junto a Paola Ficca. Denuncias de la dirigencia de la UCR y duras acusaciones a la conducción del Municipio que tuvo que salir a responder el jefe de Gabinete Alejandro Vieyra ante la ausencia de Bertellys de viaje por Europa, derivaron en una situación inédita. Se empezó a utilizar la palabra “proscripción” y un cruce de informaciones sobre dónde se había presentado la lista, que no estaba en la junta Electoral, que había sido en el Comité provincia de la UCR y suspicacias de todo tipo, que involucraron a sectores del radicalismo, críticos con la conducción. En el momento de aceptarla o rechazarla, la Coalición Cívica habría votado junto al PRO.

Y la Justicia habilitó…    –

Sin embargo, ayer al atardecer la Justicia Electoral bonaerense dio por habilitada la lista del radicalismo luego que dirigentes viajaran a La Plata y confeccionaran nuevamente la misma, con los avales incluidos. Hay que destacar aquí la habilidad del doctor Luis Miralles para orientar los pasos a seguir. Algunas deducciones que se suscitaban en la jornada anterior pasaban por la gran presión que hubo en el plano local, con una estrategia directa de ataque al oficialismo más el respaldo de otras fuerzas políticas. ¿Derivó en que la conducción provincial radical se comprometiera más en el apoyo para que se llegara la resolución de la justicia electoral?

El lunes se oficializaría la misma que es encabezada por Luciano Lafosse seguido por Laura Franco y Agustín Puyou.

Verticalismo PRO   –

Como se señaló en párrafos anteriores, estas PASO han perdido gran parte de su sentido. La decisión del Frente Cambiemos era que no hubiera más de una lista, especialmente en los distritos donde el Intendente responde al oficialismo y, ya se sabe, el manejo verticalista que caracteriza al PRO, prácticamente el dueño de la pelota, por fuera de las concesiones que debe hacer. En la Séptima Sección, el radicalismo “cobró” con la ubicación del intendente de General Alvear en el primer lugar de la lista de senadores provinciales acompañado por una integrante de la Coalición Cívica, Carolina Tirone relegando al tercer puesto a un representante del principal distrito de la sección, el olavarriense Dalton Jáuregui.

Municipalizar la elección   –

Por fuera del presunto final de este culebrón, la pelea en realidad, es por el cuarto puesto de concejal que es lo que lograría el que entra por la minoría, si es que alcanza el porcentaje de votos. ¿Era necesario semejante dislate? Y el otro entresijo que queda flotando: ¿no se termina dándole oxígeno al radicalismo?

Sondeos que se manejan desde el oficialismo local le dan clara ventaja a la lista que encabeza Turón y se entusiasman con la posibilidad de ingresar cinco ediles en octubre. Pero hay un tema al que deberían atender y es la tracción que ejercerán las listas hacia arriba con los nombres de Cristina y Massa. Para Bertellys, la estrategia central tendrá que ser municipalizar la elección. Hoy la Patria cumple 201 años de su independencia. ¿No se siente cierto rubor?

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *