El disco se está alejando cada vez más

El Jockey Club de Azul se vio obligado a suspender el programa que iba a realizar el domingo por el incumplimiento por parte de la Provincia en el pago del Fondo de Reparación. En los últimos tres meses y medio, Lotería no lo abona y eso hace que sea imposible que la actividad, que creció mucho en los casi últimos dos años y que da trabajo a mucha gente, continúe momentáneamente con sus carreras.

Santiago Zaffora explicó la suspensión diciendo que “estamos con mucha preocupación porque en un principio parecía un atraso momentáneo pero ya se consolidó en cuatro meses de demora”. ARCHIVO


La actividad hípica esta viviendo momentos de incertidumbre. Esto se debe a que el Gobierno Provincial adeuda casi cuatro meses el Fondo de Reparación y eso hace imposible que los clubes organizadores –en este caso el Jockey Club de Azul- pueda seguir llevando adelante sus actividad.
En esta ciudad, el JCA tuvo que suspender el programa que iba a realizar el domingo en el circo hípico local. Esta es la segunda vez en el año, cuando apenas llevamos tres meses y se hace una por mes, que tiene que tomar esta decisión.
La entidad hace casi dos años que está al frente de la actividad en la ciudad y en ese lapso a conseguido posicionarse Azul como el segundo hipódromo de importancia del interior del país.
Ese logro sumado a todos los trabajos que se han realizado ha revalorizado a la actividad y es generadora de trabajo, ya sea de manera directa e indirecta con todo lo que mueve el turf.
EL TIEMPO se comunicó con Santiago Zaffora, para saber los pormenores de los problemas que están aquejando al Jockey Club. El secretario de la entidad señaló que “tenemos que comunicar esta ingrata decisión que implica la suspensión de las carreras” y agregó que sobre la deuda que posee Lotería de la Provincia “ya se consolidó en cuatro meses”.
El turf genera muchos puestos de trabajo y Zaffora remarcó que “esto es muy problemático para toda la actividad y para toda la gente que trabajan día a día y que su sustento diario depende de que esta actividad continúe”.
Además, el integrante de la comisión directiva manifestó que “el dinero está pero no se destina a lo que por Ley establece” y que mientras este en vigencia esta Ley, la Provincia está “están incurriendo en un incumplimiento” y agregó que “todos los integrantes de la Comisión Directiva estamos abocados a tratar de revertir esta situación y cada vez la vemos con mayor preocupación”.
– ¿Se vieron obligados a suspender una nueva reunión de turf?
– Nuevamente tenemos que comunicar esta ingrata decisión que implica la suspensión de las carreras que estaban programadas para el domingo. Nosotros habíamos alertado a los profesionales y a los propietarios en el llamado a inscripción que era condicional a los pagos de Lotería de la Provincia de Buenos Aires, el tiempo límite era ayer a las 12 horas y como no se sucedió tenemos que comunicar esta decisión.
Estamos con mucha preocupación porque en un principio parecía un atraso momentáneo pero ya se consolidó en cuatro meses de demora. Ellos dicen que es por un error de sistema y ellos están en conocimiento que la actividad funciona con este Fondo de Reparación, con lo cual tendrían que haber buscado una salida administrativa y no generar esta situación con toda la actividad, y fundamentalmente en toda la gente que despliega su actividad económica directamente e indirectamente con la actividad en si, y mucha más al momento de llevarse adelante las carreras.
– Por ahí uno no se da cuenta o toma la dimensión toda la gente que trabaja en esto ¿es un perjuicio muy importante para la economía local?
– Si, es mucha le gente que trabaja en el día de la carrera y es mucha la que tiene atada su economía directa o indirectamente a la actividad hípica. Hay en Azul 400 caballos en entrenamientos y eso genera un movimiento económico muy importante que lo sostienen los propietarios de los caballos de carrera con el pago de una pensión. Para que esto se pueda sostener es necesario que el propietario pueda correr. Además, el sistema de reparto de los premios de las carreras establece que a lo ganado por el propietario un porcentaje es para el cuidador, otro para el jockey y otro para el peón, están atados en una suerte de sociedad y con lo cual la rueda gira para todo el sistema.
Estamos abocados a evaluar y revaluar la situación permanentemente haciendo las gestiones que están a nuestro alcance pero que evidentemente a la fecha no han resultado, y que de alguna manera, las autoridades provinciales no se han dado cuenta el daño que le están generando a la ciudad.
Nos hemos comunicado con el intendente para ponerlo al tanto de esta situación que va a generar, entendemos nosotros, mucha tensión en todo el ambiente turfistico
– ¿Están incumpliendo una Ley al no abonarse este Fondo de Reparación?
– Esta Ley lleva sancionando hace más de 12 años. En esta Ley se creó un gravamen adicional a las maquinas tragamonedas y esa diferencia fue destinada al estado provincial para sus gastos corrientes y parte para crear este fondo del turf que se llama Fondo de Reparación.
Esto permite desarrollar la actividad tanto en Azul, Tandil y en todos los hipódromos oficiales de la provincia. El dinero está pero no se destina a lo que por Ley establece, que es a la actividad hípica.
Si ellos desean cambiar los montos o no pagar más este fondo tendrían que cambiar la Ley, pero mientras este vigente están incurriendo en un incumplimiento. Hoy por hoy la situación es que no abonaron diciembre, enero, febrero y lo que va de marzo.
– ¿Qué les dicen en la reuniones? porque parece una excusa lo del error de sistema
– Tratamos de ponernos en positivo y decir que realmente existe ese problema de sistema. Aún si eso sucede de verdad, más allá que cuatro meses para resolverlo es muchísimo tiempo y hay alguien que no está haciendo bien sus tareas, pero supongamos que existiera esa problema ellos tendrían que encontrar el mecanismo para solucionarlo de otra forma porque lisa y llanamente la paralización general de la actividad.
Esta actividad en Azul tuvo un desarrollo increíble y es el segundo hipódromo oficial interior del país, el parque caballar es impresiones y lo que genera en términos laborales para Azul y la región, porque los caballos que se entrenan en toda la región compiten en azul, es importante.
Así realmente hemos tenido reuniones y desde que comenzaron estos problemas nunca pudimos sentarnos con el presidente de Lotería, si lo hemos hecho con el Director de Hipódromos y con funcionarios nacionales, con legisladores y al Intendente Municipal le hemos trasmitido nuestra preocupación de Azul.
Realmente no ha surgido efecto o no ha importado en las máximas autoridades que todo esto es muy problemático para toda la actividad y para toda la gente que trabajan día a día y que su sustento diario depende de que esta actividad continúe.
– ¿Ven algún transfondo en todo esto?
– No sabemos que pensar. Porque cuando nosotros hemos estado con el Director de Hipódromos son sólo palabras de reconocimiento para la gestión en Azul y en Tandil. El estuvo hace diez días en Azul y recorrió las instalaciones y vio el desarrollo que tuvo la actividad en menos de dos años.
Nuestra gestión comenzó en abril 2016 y los primeros fondos que se giraron de Lotería a fines de mayo o principio de junio, no hace dos años que se está cobrando este fondo por parte de este administración del Jockey Club y realmente se ha generado un transformación en todo sentido: en lo hípico, en infraestructura, en lo tecnológico y en un lugar puesto en valor en el centro de la provincia.
De palabra son todos reconocimientos y cuando uno les explica que sin esos fondos todo eso no se puede hacer y hay un momento que la gente que invierte en caballos no puede correr, si no puede correr no puede pagar y sino puede pagar se genera una conflictividad dentro de la gente de la actividad, por eso queremos buscar mecanismos y que establezcamos algún lineamiento para ver como se sigue.
Ellos a esos planteos y a otros que les realizamos dicen que es un problema de sistema y no nos dan respuestas y nosotros como administración tenemos el compromiso de pagar y como no está la garantía que ese dinero pueda percibir, no queres endeudar al club porque hay responsabilidades patrimoniales que tiene que afrontar  y lo único que tiene el hipódromo.
– ¿Cómo siguen de acá para adelante con el club con toda esta situación?
– Hoy estuvimos en comunicaciones, tanto yo como el presidente, con el Director de Hipódromos y seguimos sin respuestas. Hicimos gestiones ante el Intendente Municipal y lo pusimos al tanto de esta situación y se comprometió a realizar alguna gestión a nivel provincial.
También estamos hablando con gente de otros hipódromos provinciales para ver si podemos ser recibido por Matías Lanusse (presidente del Instituto Provincial de Lotería y Casinos de la Provincia de Buenos Aires) y por alguna autoridad del Gobierno de Vidal que tenga poder de decisión. Después, estamos haciendo una tarea de información a través de legisladores en La Plata y en Buenos Aires. Todos los integrantes de la Comisión Directiva estamos abocados a tratar de revertir esta situación y cada vez la vemos con mayor preocupación.

Las ocho carreras que estaban programadas para el domingo fueron suspendidas. Esta es la segunda suspensión, de tres, en este año.


 

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *