El saneamiento del basural local en su etapa final


A fines de octubre del año pasado se inició el cierre técnico y clausura del predio de disposición final de residuos sólidos urbanos que desde su creación no tuvo un funcionamiento adecuado.
EL TIEMPO estuvo en el lugar y la diferencia es notoria desde que uno se va acercando. Ya no están las bolsas diseminadas por los alrededores y el olor nauseabundo ya no es tal.
Para conocer más en detalle cómo va el proceso, este medio consultó a Lucas Rey, gerente General de Transportes Malvinas, la empresa que se adjudicó la licitación, que hizo la provincia a través del OPDS (Organismo Provincial para el Desarrollo Sostenible), con un costo aproximado de 46 millones de pesos.
Aseguró que la obra tiene un grado de avance de entre el 75 y 80 por ciento, estimando que hacia finales de abril podría estar concluida.
Precisó que “ya se completó la parte de remediación, eso anda en el orden del 95 por ciento de conclusión”.  
“Eso fue fundamentalmente juntar toda la basura que estaba dispersa anárquicamente en todo el predio, y se volvieron a conformar los macizos en cada de una las celdas que estaban originalmente proyectadas en el relleno, con compactación y con capas de tierra, tal como las normas de ingeniería ambiental establece”, explicó el responsable de la empresa a cargo de estos trabajos.
También se refería a las obras menores que faltan, qué fue de los separadores de residuos, y del futuro que tendrá el predio.
Ampliaremos en la edición en papel de mañana domingo.

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *