PARITARIAS MUNICIPALES

El SOEMPA irá a un paro la semana próxima

Así lo determinó la asamblea de trabajadores realizada ayer al mediodía, luego de que los gremios y el Ejecutivo no llegar a un acuerdo por el incremento salarial para el primer semestre de este año. La secretaria General del SOEMPA, Paulina Marino, indicó que en las próximas horas determinarán el día y que será un paro general. A su vez, habló de la reunión de Junta de Calificaciones, Ascensos y Salud en la que no les permitieron participar. 

Paulina Marino, secretaria General del SOEMPA, apuntó ayer contra la administración de Hernán Bertellys e informó que la asamblea decidió realizar un paro general la próxima semana.ARCHIVO/EL TIEMPO/NACHO CORREA

Luego de que el martes fracasara la reunión paritaria entre representantes del Ejecutivo y dirigentes de los tres gremios municipales, al no llegar a un acuerdo sobre el porcentaje de incremento salarial para los trabajadores, el Sindicato de Obreros y Empleados Municipales de Azul –SOEMPA- fue la primera organización en realizar ayer al mediodía una asamblea para determinar los pasos a seguir.

Y los afiliados que concurrieron decidieron por unanimidad que la semana próxima se realice una medida de fuerza exigiendo un aumento “digno”. Así lo informó ayer a este diario la secretaria General de ese gremio, Paulina Marino.

Cabe recordar que en la paritaria del martes la administración de Hernán Bertellys ofreció un 9 por ciento de aumento en dos tramos: 5 de enero a marzo y 4 de abril a junio, con el compromiso de revisar en julio la inflación y, en caso de que el aumento quedase por debajo de los índices oficiales, compensar el porcentaje.

Esa oferta fue rechazada por los gremios y las partes quedaron liberadas. En ese marco ayer se realizó la asamblea de trabajadores del SOEMPA, de la que salió la moción de hacer un paro general la próxima semana.

“Una tomada de pelo”

“La paritaria para nosotros fue una tomada de pelo”, dijo en principio Marino, ya que el martes por la mañana concurrieron a la reunión y el Ejecutivo ofreció un 9 por ciento “que en realidad termina siendo un 7 por ciento porque no es acumulativo y es sobre el básico de diciembre”.

Un número muy lejano al propuesto por el SOEMPA, que está pidiendo un 15 por ciento de incremento en el primer semestre, aceptando que el pago sea desdoblado.

En la asamblea de ayer, entonces, “hicimos un racconto a los compañeros de la oferta que hizo el Ejecutivo y la propuesta que habíamos llevado nosotros. Estamos demasiado lejos porque hoy al trabajador municipal la plata no le alcanza”.

En ese marco, los afiliados que fueron a la asamblea estuvieron de acuerdo en el rechazo a la propuesta y “decidieron que tenemos que tomar una medida de fuerza. Como la asamblea es soberana, vamos a hacer lo que determinen y estaremos a la altura de las circunstancias”.

Así, si bien aún no está confirmado el día “la semana que viene vamos a hacer una medida de fuerza dura: un paro general”.

Consultada si ahora aguardarán lo que decidan los otros dos gremios como para ir juntos a la lucha, la dirigente señaló que “siempre hemos tenido muy buen diálogo con la gente de ATE, que van a tener una asamblea en las próximas horas. El otro gremio -por el STMA- no se qué hará. De todas maneras no vamos a andar atrás de lo que hace Varela porque nosotros no somos quien entregamos las paritarias ni hacemos arreglos para nuestro beneficio ni señalamos a las otras entidades gremiales como si fueran el enemigo”.

Sobre esto, añadió que “acá sabemos quién es el enemigo, que no es otro que el Ejecutivo. Esto nos diferencia del STMA, porque sus dirigentes siempre andan viendo qué pueden hacer para que los otros gremios no consigan nada, cuando en definitiva es el empleado municipal el que está en juego y el único que debería interesarnos. Es histórico que todos los gobiernos hicieron negociados con ellos”.

“No tienen escrúpulos” 

Volviendo a la decisión de la asamblea, Marino sostuvo que “lamentablemente siempre terminamos en marzo peleando de la misma manera con el Ejecutivo para que nos aumente el sueldo”.

Advirtió que los de los municipales son sueldos bajos y, en contraposición, recordó que “cuando el Intendente y los concejales se quisieron aumentar sus sueldos un 100 por ciento lo hicieron y no tuvieron escrúpulos. Nosotros tenemos compañeros que ganan 9.500 pesos de básico, sin contar los embargos que tienen”.

Por último, la secretaria General del SOEMPA apuntó que “la gente de este gobierno tiene cara para todo, son mercenarios, no tienen vergüenza”.

Los otros gremios 

En lo que hace al STMA, ayer los delegados del gremio recorrieron las distintas áreas de trabajo para informar los alcances de la partidaria del martes y la oferta que realizó el Ejecutivo, para hoy reunirse junto a los integrantes de la comisión directiva y evaluar qué pasos seguirán.

También los dirigentes de ATE están informándole a sus afiliados sobre la reunión con el Ejecutivo y, según indicaron a este diario, hoy decidirán qué camino tomarán después de rechazar la propuesta que hizo la administración de Hernán Bertellys.

SIN PARTICIPACIÓN EN LA JUNTA DE CALIFICACIONES Y ASCENSOS

Por otra parte, Paulina Marino indicó que ayer se realizó una reunión en el marco de la Junta de Calificaciones, Ascensos y Salud a la que el SOEMPA había sido convocado. Sin embargo, no les permitieron el ingreso al encuentro. “Lo que terminó pasando fue vergonzoso”, dijo al respecto. Añadió que el lunes llegó a la sede del sindicato “una notificación informando que la reunión se había adelantado. En lugar de hacerse el 15 de marzo, se corría al 14”, es decir, ayer. El año pasado, el Ejecutivo excluyó al gremio de las reuniones de la Junta, motivo por el cual el SOEMPA presentó un recurso de amparo y también un descargo en el Ministerio de Trabajo.

Esta última entidad se expidió dándole la razón al gremio al sostener que “estamos en condiciones de presentarnos a la Junta”, ya que una de las razones que la gestión de Bertellys aludió para no convocarlo fue que no tenían la cantidad de afiliados necesarios, “cosa que no era así”. No obstante la resolución de la cartera laboral, “el Ejecutivo nunca más nos convocó, porque no le importa absolutamente nada de lo que pueda decir el Ministerio”.

Cuando el lunes les llegó la notificación, entendieron que era para que se presenten a la reunión. “Era una citación. Hoy (por ayer) a la mañana nos presentamos en Legal y Técnica. Me atendió Francisco Villanueva que sabía que nos habían citado. Pero no sé quién, si algún otro dirigente o un funcionario me vio, y dio la orden de que no nos podíamos presentar”. Según le explicaron, lo que recibieron en el gremio no fue una citación sino sólo le estaban informando el cambio de fecha. “No aceptan el error. Incluso me dijeron que si tenía algún expediente solicitando la recategorización de algún compañero, que lo presente. Los llevé, pero no aceptaron que los deje”, marcó.

Finalmente, “nos dijeron que no podíamos participar, que iban a evaluar la resolución del Ministerio y que en una futura reunión podríamos llegar a participar”.

En ese sentido, indicó que “no sé si fue una tomada de pelo o qué. Se piensan que somos todos tontos. Si nos llega una cédula de notificación, es porque tenemos que presentarnos a la Junta. No hay vueltas”. Marino señaló que “hubo presiones para que nos levantemos de la reunión. Hicimos el descargo que corresponde y mañana (hoy) vamos a ser la denuncia correspondiente en el Ministerio”.

Por último, apuntó que “estamos hartos de estas cosas, que no hacen más que demostrar la clase de funcionarios que tenemos y cómo terminan, con el aval de otro gremio, perjudicando al trabajador municipal”.

 

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *