HERNÁN SEMINARA

“Está muy difícil para el almacén de barrio”

Lo aseguró ayer el presidente del Centro de Almaceneros local al hablar con este diario y manifestar su preocupación por la disminución en las ventas que se ha registrado en los últimos meses, sin que haya habido una reactivación. “Hice un relevamiento en unos cuantos negocios y las ventas han sido muy flojas”, aseguró.

 “Algunos asociados me informaron que en las fiestas de fin de año vendieron menos que un día común”, contó Seminara a este diario. ARCHIVO/EL TIEMPO “En la zona periférica hubo dos o tres almacenes que trabajaron muy bien, pero para la mayoría fue desastroso”, indicó el presidente del Centro de Almaceneros local Hernán Seminara. JOSÉ BERGER
<
>
“En la zona periférica hubo dos o tres almacenes que trabajaron muy bien, pero para la mayoría fue desastroso”, indicó el presidente del Centro de Almaceneros local Hernán Seminara. JOSÉ BERGER

Ayer el presidente del Centro de Almaceneros, Hernán Seminara, realizó unbalance del 2016 y habló de lo que viene para este año. En ese contexto, el titular de CALMA mostró su preocupación por las bajas ventas que hubo y que –por el momento- no están repuntando.

Hizo especial hincapié en que no se reactivó el mercado minorista local en los últimos días del año, pese a que se esperada una mayor afluencia de consumidores por las fiestas de fin de año.

Aseguró que lamentablemente no posee expectativas en que la situación cambie este año, máxime teniendo en cuenta los aumentos que se vienen en las tarifas y en insumos tales como los combustibles, los cuales afectarán fuertemente al bolsillo de la población y también a los comerciantes.

Seminara mencionó que el aumento de las tarifas de los servicios influyó también bastante en la retracción del mercado.

Lo único positivo que marcó el dirigente fue que no ha habido despidos de empleados en los almacenes de Azul, pero aun así manifestó su preocupación por la falta de reactivación del sector.

“Acá en Azul hasta ahora no ha habido despidos y los que tienen empleados, los han mantenido”, remarcó.

“Ventas flojas”

“Hice un relevamiento en unos cuantos negocios y las ventas han sido muy flojas en los almacenes”, comentó el titular del Centro de Almaceneros.

Consignó al respecto que “las ventas para las fiestas en la mayoría de los comercios fueron muy malas”.

“Este relevamiento incluyó a comerciantes que habitualmente trabajan muy bien y no fueron la excepción”, aclaró.

Puntualizó al mismo tiempo que “en la zona periférica hubo dos o tres almacenes que trabajaron muy bien, pero para la mayoría fue desastroso”.

“No hay poder adquisitivo”

“El año pasado, nada que ver con el 2015”, consideró al hacer un balance del mercado minorista.

En tanto evaluó que “no hay poder adquisitivo, el dinero no le alcanza a nadie, los servicios cada vez están más caros y a la gente se le pone muy difícil”.

A su vez, mencionó que “aumenta todo” en referencia a los alquileres y a otros servicios como la telefonía y los peajes.

Al referirse al comportamiento de la gente, indicó que la población opta por las segundas marcas y compra lo básico.

Panorama desalentador

Además de que las ventas fueron “flojas” el año pasado, entendió que el panorama es desalentador frente a los aumentos de los insumos básicos que se vienen tales como la nafta.

“Está muy difícil para el almacén de barrio”, enfatizó Seminara.

Como dato de lo que está pasando, Seminara contó que “un muchacho que trabaja un montón en 2015 para Navidad vendió 200 cajones de cerveza, y en la misma fecha de 2016, vendió sólo 20”.

A su vez, contó que “algunos asociados me informaron que en las fiestas de fin de año vendieron menos que un día común”.

El dirigente explicó que los comerciantes locales se la venían venir y no compraron tanta mercadería.

Frente a este panorama manifestó su preocupación y dijo que “soy pesimista” respecto a lo que se viene.

“Uno escucha a los economistas y dicen que el 2017 va a ser mejor, pero si ahora aumenta el 8 por ciento el combustible, eso se traslada a toda la mercadería. Además, a partir del mes que viene aumentan el gas y la electricidad y estamos siempre en la misma”, especificó.

No hay plata

Asimismo, opinó que “si no mejoran los sueldos y las jubilaciones, la situación no se va a revertir”.

No dejó de mencionar como factor que desalienta al sector la competencia que tienen los almacenes con los supermercados en general.

Otra desventaja radica en que en los supermercados los consumidores compran en cuotas con las tarjetas.

“La gente usa muchísimo la tarjeta, le saca chispas”,  expresó.

“La población no tiene un peso, se la ha gastado toda y los almaceneros están aguantando”, puntualizó.

Finalmente, Hernán Seminara manifestó que “espero estar equivocado y que la situación cambie para el bien de todos, independientemente de quién esté en el gobierno”

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *