FANAZUL: viajar en caravana con la esperanza de torcer una decisión tomada desde hace varios meses

EL TIEMPO conversó ayer con Marcelo Laporte y Juan Cacace, en relación con la reunión que el intendente municipal Hernán Bertellys tendrá a las 17.30 con el vicejefe de Gabinete de la Nación, Gustavo Lopetegui.  

Integrantes de organizaciones políticas y sociales compartieron con familiares de los fabriqueros la confección de banderas con mensajes alusivos a la lucha que se lleva adelante por el no cierre de FANAZUL.


En caravana, los fabriqueros emprendieron hoy por la mañana, a la hora 7, viaje con destino a la Ciudad Autónoma de Buenos Aires para intentar participar de la reunión a la que en principio fue exclusivamente invitado el intendente municipal Hernán Bertellys. Como se sabe, el jefe comunal se entrevistará con el vicejefe de Gabinete Gustavo Lopetegui para intentar destrabar lo que parece ser una decisión tomada por el Gobierno de la Nación hace varios meses: el cierre y desguace de la Fábrica Militar de Pólvoras y Explosivos de Azul.
Bertellys iría a dicho encuentro junto con el secretario de Asuntos Municipales de la Gobernación bonaerense, Alex Campbell, y con el secretario de Gestión y Gobierno de la Municipalidad, Alejandro Vieyra, quien llegaría al cónclave en condición de “chofer”, según lo que indicó en diálogo con este diario Marcelo Laporte, delegado de los trabajadores que fueron dejados cesantes de FANAZUL.
“La información que trajo Vieyra es que lo atiende a las 17 o 17.30 en Olivos y la única persona que puede entrar es el Intendente. Tal es así que Vieyra va a entrar pero como chofer, a ver si puede llegar a la reunión. Nosotros estamos buscando por todos los medios si se puede entrar porque si bien es una reunión política, como decía Vieyra, llegado el momento alguien le tiene que dar las especificaciones técnicas”, expresó el trabajador.
Laporte indicó que la carta que tomó estado público anteayer, pero fechada el 12 de enero y firmada por el interventor de la Dirección General de Fabricaciones Militares, donde el Ingeniero Luis Riva echó por tierra cualquier posibilidad de reapertura de la planta que está a la vera de la Ruta Provincial N° 80, le provocó un impacto fuerte en algunos de los fabriqueros.
“Conociéndolo al Ingeniero, parece que lo hace a propósito; no nos extraña nada. Para mí lo hace con la intención de que se desarme la unión que nosotros tenemos. Creo que ni ellos pueden creer lo que hemos logrado hacer”, sostuvo el vocero.
Laporte admitió que, como uno de los empleados con mayor antigüedad en la empresa estatal, “a veces hacemos hasta de psicólogo de los más chicos”.
“Es una situación desgastante, pero con el apoyo que nos dan, como fue en la caravana que hicimos el domingo a la fábrica, nos da mucha más fuerza para seguir. A los más jóvenes les recalcamos que nosotros esto lo pasamos en el 96’. Como dice Juan (Cacace), cada piedra que nos ponen en el camino nos da más fuerza y hemos demostrado que lo que prometemos lo hacemos. Se prometió la movilización a Buenos Aires y ahí vamos a estar y seguiremos hasta las últimas consecuencias”, afirmó y agregó: “Es una aberración lo que han hecho con la fábrica, y eso se lo estamos explicando con proyectos y todo. Les decimos que no cierren y les damos los argumentos como para que reconsideren la decisión que han tomado”.
El representante de los obreros advirtió que, en el acampe, donde se presentan referentes de distintos partidos políticos y organizaciones gremiales, “los atendemos a todos”. “Por ahí nos incomoda la presencia de gente que ha hecho las cosas mal y sin embargo los atendemos y escuchamos. Es hora de juntarnos. Después veremos cuáles son las propuestas que han hecho. Cuanta más fuerza le hagamos le vamos a dar el brazo a torcer a esta gente”, concluyó.

Marcelo Laporte y Juan Cacace dialogaron con EL TIEMPO.


Cacace dijo que Bertellys es “incoherente”
A su turno Juan Cacace, también delegado sindical, admitió que “hay una frase trillada que es que ‘Dios está en todos lados pero atiende en Buenos Aires’. En el marco de esta reunión esperemos se pueda tomar algún tipo de resolución concreta con respecto a nuestra situación. En ese marco vamos a llevar una caravana de compañeros de FANAZUL a la ciudad de Buenos Aires y vamos a tratar de demostrarle al Gobierno nuevamente que esta no es una decisión que puede tomar un funcionario que tiene seis meses de antigüedad en la función como es el Ingeniero Riva y tampoco una decisión que puede tomar al voleo el Gobierno nacional de cerrarnos la fábrica cuando hay todo un pueblo que está detrás nuestro escuchando que lo que nos está pasando es sumamente injusto”.
Cacace agradeció el acompañamiento y compromiso que los reporteros de este diario tienen a la hora de reflejar la lucha, al señalar que “cuando nos estaban por echar de la fábrica ustedes montaban guardia en la puerta de la fábrica”.
“Queremos agradecerles muchísimo en nombre de todos los que hoy estamos acá, de los nenes que están pintando y de las familias y decirles que el hecho de que mañana (por hoy) entre el Intendente solo a la reunión con Lopetegui es otra clara falta de respeto hacia los laburantes. Nos encontramos con un Intendente que jamás estuvo a la altura de las circunstancias con respecto a la fábrica y que ahora resulta ser que va a ser el único que va a estar hablando a ver qué destino tiene fabricaciones. Total incoherencia de su parte pero es lo que nos está tocando”, afirmó.
Por último, expresó: “Esperemos que alguien pueda interceder para que podamos entrar o que la reunión pueda destrabar el no cierre de la fábrica, que es lo más importante de todo lo que estamos buscando”.

EL DATO
La caravana, según trascendió, estaría integrada por varias decenas de vehículos con destino a la residencia presidencial de Olivos. Previamente los fabriqueros se dirigirían a la sede del Ministerio de Defensa para entregar un petitorio.

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *