GUILLERMO CORIA

“Hay que cambiar la forma de llegarle a los chicos”

El ex tenista argentino está a cargo de la puesta en práctica de “Nuestro Tenis”, un programa nacional de evaluación, desarrollo, capacitación y promoción del tenis (destinado a chicos y chicas de entre 8 y 16 años)  de la secretaría de Deporte de Nación. Este campus comenzó ayer y se extenderá hasta hoy en las instalaciones de Club de Remo. Pasado el mediodía, Coria fue recibido por el Intendente y dialogó con la prensa.

“Con mucho afecto”. Guillermo Coria habló con los medios en el despacho comunal y, al cabo de la conferencia, cumplió con el célebre ritual de la firma del Libro de Visitas.
NICOLÁS MURCIA

Guillermo Coria reconoce que está en una ciudad que, al menos en los últimos años, ha fortificado su sentir tenístico. Bien sabe el ex número 3 del mundo que Azul es la ciudad de Delbonis y con ello –con algo de arrojo en la apropiación–, es “ciudad Davis”. El “Mago” lo reconoce mientras habla en el despacho del Intendente Municipal, sentado a la mesa y rodeado por algunos funcionarios, dirigentes de Club de Remo y prensa. Pero al menos ante los medios, Coria no practica un ensalzamiento soso del campeón azuleño: destaca su esfuerzo, lo que quedó de lado en el camino para lograr lo que todos ven en la superficie del éxito, los momentos malos que seguramente se cuenten en más cantidad que los buenos. Y con el ejemplo de Delbonis, de alguna manera, empalma con la esencia de la clínica (campus) que lo tiene como director.

El ex tenista nacido en Rufino, Santa Fe, encabeza el proyecto “Nuestro Tenis”, iniciativa de la secretaría de Deportes de la Nación. La temporada 2018 de clínicas en este contexto se inició ayer en Azul, en las instalaciones remeras (la entidad es la otra pata en este desembarco), actividades donde lo formativo se combina con lo lúdico y con la posibilidad de entender (como se supone lo hiciera Delbonis) que el deporte que se encamina a la profesionalización es dedicación, oportunidades (darlas y saberlas aprovechar) y disfrute.

Hernán Bertellys abrió la cita en el palacio comunal, pasadas las 14 horas. Celebró la llegada de Coria a la ciudad: “Uno de los grandes de la historia del tenis mundial, nos honra su visita. Comenzando una recorrida por todo el país y haciendo el lanzamiento desde Azul. Quiero agradecer a Club de Remo, que hace de anfitrión junto con la Dirección de Deportes, en esta clínica de tenis que va a ser competitivo y también recreativo”.

En sintonía, Noelia Gallours –directora de Deportes– habló de las gestiones plasmadas para que “Nuestro Tenis” tenga punto de apoyo local. “Realizamos gestiones con Nación para poder traer el programa que está enmarcado en esta actividad que es “Nuestro Tenis” y “Campus con tu ídolo”, comentó.  Es muy importante que se realice en el primer lugar del año.”

Por su parte, Roberto Gayani, presidente de Remo, puso de manifiesto el sentir de la dirigencia ante el desarrollo de este campus en sus instalaciones: “En nombre de Club de Remo decir que nos sentimos orgullosos de que hoy esté visitándonos el “Mago” Coria. Dejó muy alto los colores de Argentina y nosotros estamos muy orgullosos”.

Gayani agradeció “a secretaría de Deportes de la Nación, a la Municipalidad en la persona de Noelia Gallours; al nexo, el profesor Cristian Mastantuono; y desde mi lugar de presidente de la institución agradecer a la subcomisión de Tenis de Remo, por toda la logística y todo el esfuerzo que está haciendo para tener a Coria acá. Disfrutémoslo”.

 

Noelia Gallours y Hernán Bertellys posan junto a Coria. El jefe comunal le obsequió un mate.
NICOLÁS MURCIA

 

Coria: “Motivarlos a que sigan practicando tenis” 

 

Primeramente, Guillermo Coria abordó los alcances y las metas que se propone el Estado nacional a partir de “Nuestro Tenis”, surgido en 2016: “Es un programa de la secretaría de Deportes de la Nación con el cual estamos viajando por todas las provincias del país desde hace dos años. Es un campus que está enfocado en chicos de 8 a 16 años.

Antes eran solamente para chicos que competían, y cuando nos íbamos veíamos que quedaban un montón de chicos sin participar. Entonces, enseguida agregamos la clínica a las escuelitas de tenis para poder compartir con todos los chicos y motivarlos a que sigan practicando este deporte”.

La conquista argentina del trofeo mundial insufló en todo el país el ánimo por abocarse a tenis. “El boom de la Copa Davis pegó muy fuerte en nuestras visitas –contó el entrenador–, recibimos entre 100 y 150 chicos. También nos enfocamos en los chicos que compiten, que juegan los nacionales, no solamente de la localidad que visitamos. Mañana, por ejemplo, van a participar chicos de tres federaciones diferentes.

La clínica no sólo se estructura en torno a ejercicios que implican la práctica pura del tenis; se trata de una propuesta integral que incluso reclama la reflexión afín de padres y madres: “Me acompaña una kinesióloga, tenemos un preparador físico, capacitaciones con los entrenadores y lo más importante también: las charlas con los padres al final, donde hacemos mucho hincapié contando la experiencia propia como hijo, como padre, como jugador y como entrenador. Nadie quiere perjudicar a sus hijos, pero muchas veces, con actitudes o con palabras terminamos perjudicando mucho a los chicos. Y lo que vemos en todo el país es a chicos que a los 13, 14 años terminan odiando el deporte, odiando el tenis por las presiones que les meten los padres”.

 

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *