LA DENUNCIA LA REALIZÓ EL PAPÁ BIOLÓGICO

Investigan presunto caso de maltrato en perjuicio de dos nenes

El hombre realizó una primera exposición el 12 de mayo en la Subcomisaría de Cacharí. Días después, el progenitor regresó a la misma seccional policial con más datos sobre el paradero de las criaturas, que le fueron restituidas y ayer permanecían internadas en el Hospital de Niños local reponiéndose de un cuadro de desnutrición. 

La justicia investiga un presunto caso de maltrato infantil en perjuicio de dos nenes que ayer se encontraban internados en el Hospital Materno Infantil “Argentina Diego” reponiéndose de algunas lesiones y de un cuadro de desnutrición, según dejaron trascender fuentes allegadas al sumario penal.

Todo comenzó cuando el padre biológico de los nenes, que está separado de la mamá de las criaturas, se presentó espontáneamente en la Subcomisaría de Cacharí el 12 de este mes para manifestar que desconocía desde hacía veinte días el paradero de sus hijos. El denunciante había acudido el 30 de abril al domicilio donde reside la abuela de sus hijos, en la misma localidad del distrito de Azul y donde, según su ex pareja, los chicos permanecerían. El hombre supo en esas circunstancias que su ex mujer se había ido a vivir a un campo en la jurisdicción de Rauch, y hecho pareja con un individuo que tendría antecedentes penales por abuso sexual, llevándose consigo a sus hijos.

El denunciante dejó asentado en su exposición que sus hijos se hallaban bajo tratamiento en el Hospital de Niños de Azul, al cual no asistían desde hacía varios días, como consecuencia de habérsele detectado lesiones dermatológicas en la espalda producto de una sarnilla o enfermedad similar.

A partir de la presentación inicial del papá biológico de los chicos, en la subcomisaría cachariense se iniciaron actuaciones prevencionales por “impedimento de contacto”, librándose la comunicaciones correspondientes a la Fiscalía en turno y a todos los estamentos judiciales de intervención, como así también al Servicio Local, que ya estaba asesorando al denunciante.

Los investigadores se abocaron a dar con el campo donde estarían los menores y su progenitora, pudiéndose determinar el nombre del establecimiento rural en cuestión, en jurisdicción del Partido de Rauch.

Días pasados y antes de ser elevadas las actuaciones sustanciadas en la Subcomisaría de Cacharí para su tratamiento en sede judicial, el denunciante regresó a la seccional policial de la vecina localidad y aportó más datos sobre la situación en la que se hallarían sus hijos. En esa ampliación de denuncia, el hombre aseguró que los chicos estarían mal alimentados y sufriendo maltratos.

Según trascendió, por disposición judicial los menores fueron restituidos a su padre biológico, siendo derivados al nosocomio provincial de esta ciudad, donde se reponen de la condición en la que se encontraban las criaturas.

 

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *