PROYECTO EN MARCHA

La AECA apuesta al cuidado del medio ambiente y a pensar en el comercio local

La Asociación Empleados de Comercio del Azul impulsará la iniciativa para el uso de bolsas de tela que reemplacen a las de plástico. La necesidad de sustituirlas surge debido a que las bolsas mencionadas tienen en su composición sustancias derivadas del petróleo que tardan muchos años en degradarse, convirtiéndose a largo plazo en una fuente de contaminación y generación de impactos negativos en el entorno. AECA proveerá los insumos y el Centro Cultural Don Cipriano aportará la elaboración. Las utilidades de la comercialización serán destinadas al Hogar Sagrado Corazón.

 

La Asociación Empleados de Comercio del Azul impulsará la iniciativa para el uso en el comercio local de bolsas de tela que reemplacen a las de plástico.
<
>
  La Asociación Empleados de Comercio del Azul impulsará la iniciativa para el uso en el comercio local de bolsas de tela que reemplacen a las de plástico.

Con el objetivo de favorecer la protección del medio ambiente y además, beneficiar al sector comercial local, la Asociación Empleados de Comercio del Azul impulsará la iniciativa para el uso de bolsas de tela que reemplacen a las de plástico.

Estas últimas están compuestas por sustancias derivadas del petróleo que tardan muchos años en degradarse, convirtiéndose a largo plazo en una fuente de contaminación y generación de impactos negativos en el entorno.

Por ello, la AECA se hará cargo de la confección de las bolsas de tela que podrán utilizarse para resolver el aumento creciente del consumo y desecho de bolsas de polietileno.

Al respecto, proveerá de los insumos necesarios para su elaboración, la cual estará a cargo del Centro Cultural Don Cipriano. Cabe destacar que las utilidades que se obtengan por la comercialización de las mismas serán destinadas al Hogar Sagrado Corazón.

En este marco, al cuidado del medio ambiente y los recursos naturales, al respeto por el espacio que se habita y a la actitud solidaria en beneficio de una institución local, se suma el pensar en el comercio azuleño, especialmente considerando la crítica situación actual.

En este punto, según los datos recabados en informes previos, el ahorro que para el comerciante representará la no adquisición de bolsas de plástico será muy significativo.

El marco legal    

La iniciativa de la AECA tiene un antecedente normativo con la Ordenanza 3572 del año 2014, aprobada por unanimidad por el Concejo Deliberante, que “prohíbe el uso de bolsas de polietileno, y todo otro material plástico convencional, utilizadas por supermercados, autoservicios, almacenes y comercios en general para transporte de productos y mercaderías”.

Asimismo, indica que dichas bolsas deben ser reemplazas de manera progresiva “por contenedores de materiales degradables que resulten compatibles con la minimización del impacto ambiental”.

En este contexto, desde el cuerpo legislativo se tratará en una próxima sesión solicitar al Departamento Ejecutivo la reglamentación de la mencionada Ordenanza.

Las bolsas de tela    

El uso de las bolsas de tela en reemplazo de las de polietileno y aún de las denominadas biodegradables tiene como ventaja la no producción de residuos tóxicos, por el no uso de derivados de petróleo en ninguna proporción o variante.

En tanto, a diferencia de las de plástico, se disminuye el alto número de unidades que se usan y desechan en forma casi indiscriminada.

Asimismo, son fáciles de transportar para el usuario y tienen gran resistencia.

Las también denominadas “eco-bolsas” tienen además ventajas sobre las de papel, ya que si bien éstas pueden reciclarse de manera sencilla, aumentan la demanda de papel, tienen escasa resistencia y durabilidad y utilizan productos químicos durante el proceso de elaboración.

 

 

 

 

 

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *