CON VARIADOS PUESTOS

La Asociación Civil Cervantes participó de Expo Azul

Distintos stand de la entidad pudieron ofrecer productos artesanales, de huerta y comestibles caseros en las instalaciones de la Sociedad Rural. Por primera vez, este año los expositores llevaron sus propios gazebos. El presidente de la organización, Alejandro Graziano, dio cuenta de un interesante proyecto que tiene para sus pares.

Alejandro Graziano, en el puesto que montón en Expo Azul. El entrevistado es el presidente de la Asociación Civil Cervantes.
<
>
Alejandro Graziano, en el puesto que montón en Expo Azul. El entrevistado es el presidente de la Asociación Civil Cervantes.

Una importante cantidad y variedad de puestos pudo llevar la Asociación Civil Cervantes a la 114° Exposición de Agricultura, Ganadería, Granja, Industria y Comercio de la Sociedad Rural de Azul.

Alejandro Graziano, presidente de la citada entidad, dijo que todos los años reciben la invitación para sumarse a la muestra.

Una diferencia sustancial, según marcó Graziano, es que para esta edición llevaron sus propios gazebos, los que fueron adquiridos -junto con un carro para trasladar los accesorios- mediante el programa ArgenINTA.

“El sábado y domingo se vendió bastante bien. Hoy (por el lunes) hay gente pero no mucho ánimo de compra”, expresó el referente de los expositores.

La muestra itinerante acredita casi diez años de existencia y desde sus inicios acredita un progreso constante.

“Primero surgió como productores que vendíamos el excedente y después comenzamos a hacer una feria por mes; después dos, tres y cuatro”, señaló Graziano.

La saludable repetición de invitaciones recibidas

Aseguró que afortunadamente reciben cada vez más invitaciones para llevar los puestos, y que la mayoría de los expositores “vivimos de esto”.

“Con los comercios en general no competimos. Son distintos los productos que comercializamos ellos y nosotros; acá hay mucho casero que en los locales no se pueden vender. Los dulces, escabeches, artesanías, quesos”, sostuvo y mencionó que la posibilidad de encontrar en la feria precios más bajos viene de la mano de que no hay intermediarios.

“Es un precio justo teniendo el costo de elaboración”, agregó.

Explicó que una pauta a cumplir es que no se produzcan competencias entre puestos, estableciéndose un límite de dos stand por rubro.

“Esto surgió de la necesidad de trabajo. Primero nació con Pro Huerta y el INTA. Nos debemos a ellos y, como integrantes de la Asociación Civil Cervantes, somos representantes de ellos”, señaló.

LA POSIBILIDAD DE UBICARSE EN EL PARQUE INDUSTRIAL II

En la nota que el lunes por la tarde mantuvo con EL TIEMPO en su puesto de comercialización del predio ferial de la Sociedad Rural, el presidente de la Asociación Civil Cervantes informó que existe la posibilidad de que la entidad cuente con un espacio físico, algo que a la luz del progreso que viene teniendo la organización resultaría fundamental.

“Pedimos un terreno en el PIDA II y que parece que nos van a dar el lugar. Allí podríamos contar con una sala de envase que deberá ser avalada por ArgenINTA”, expresó Alejandro Graziano.

 

 

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *