LECHERÍA: ESPERAN QUE SE PRODUZCA UNA SUBA DEL CONSUMO PARA QUE HAYA COMPETITIVIDAD

 

El bajo precio que recibe el tambero por la leche cruda en la Argentina puede ser un problema hasta la primavera del año que viene, debido a la fuerte caída en la producción, debido a las inundaciones que afectaron a las cuencas lecheras de Santa Fe y Córdoba.
<
>
El bajo precio que recibe el tambero por la leche cruda en la Argentina puede ser un problema hasta la primavera del año que viene, debido a la fuerte caída en la producción, debido a las inundaciones que afectaron a las cuencas lecheras de Santa Fe y Córdoba.

BUENOS AIRES. El bajo precio que recibe el tambero por la leche cruda en la Argentina puede ser un problema hasta la primavera del año que viene, debido a la fuerte caída en la producción, consecuencia de las inundaciones que afectaron a las cuencas lecheras de Santa Fe y Córdoba.

“Según nuestros datos oficiales -que manejamos mas del 80% de la leche que se produce en el país- encontramos que hay una caída interanual de 17 por ciento por la disminución de la oferta, por lo que hasta la primavera de 2017 va a ser el mercado interno el que defina el precio”, describió a NAP el subsecretario de Lechería, Alejandro Sanmartino.

El funcionario comentó que el “problema” en lo que va de este año es que durante el primer semestre de este año el consumo (la demanda) también bajó. “Aspiramos que el consumo del segundo semestre sea mucho mejor y eso va a permitir que haya competencia (entre las empresas) y mejora de precios (al productor)”.

“Mientras tanto el Estado va a estar determinado en identificar malas prácticas, abuso de poder, cartelización de parte de la industria. Hace dos meses que estamos haciendo un estudio al respecto”, dijo el Subsecretario en una breve charla este lunes tras un almuerzo junto a todo el gabinete de Agroindustria con dirigentes de la Sociedad Rural en el marco de la Exposición de Palermo.

Sanmartino insistió con que “hubo 10 años de distorsiones, hubo un Estado que promovió la cartelización entre las industrias al imponer un solo precio, que sobreofertó el merado interno destruyéndolo, un Estado que bajaba contenedores de queso de exportación, que pensaba que había un conflicto entre la mesa de los argentinos y la exportación. Hay que cambiar todo eso, las distorsiones existen y las malas prácticas existen. La intención nuestra es volver a una Argentina normal en términos de que funcione el mercado, con un Estado presente marcando la cancha y evitando abusos y desequilibrios de poder”. (Noticias AgroPecuarias)

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *