“Lo inusual pasa a ser usual”

Sr. Director:

Visto lo que sigue ocurriendo en nuestra querida y otrora segura ciudad de Azul, ahora con lo sucedido a otro jubilado (N. de R.: en alusión al hombre de 66 años que en su casa del Barrio El Sol resultara víctima de un violento robo durante la mañana del pasado domingo 31 de diciembre), recuerdo cuando el 5 de julio del año pasado fuera víctima en mi domicilio de un delito conocido como “entradera”, ilícito que es moneda corriente en el conurbano bonaerense y en las grandes urbes, pero que era muy inusual en esta ciudad.

Siendo las 22.10 horas de aquel día, cuando ingresaba en mi automóvil a mi domicilio en compañía de mi señora, fui sorprendido y amenazado por tres delincuentes que irrumpieron en mi hogar.

Como corolario de lo manifestado, y previa golpiza, fui obligado a entregarles una suma millonaria en dólares, pesos y joyas que en concepto de ahorros guardaba.

Radicada el mismo día la denuncia en la comisaría, la investigación la asumió un Fiscal que me atendió muy eficientemente en las entrevistas que mantuve con él.

“Tiempo que pasa verdad que huye”. Este axioma. exime de mayor abundamiento.

Como secuela del robo y los golpes he tenido un importante estado depresivo y paranoia.

Es deplorable que pese al tiempo transcurrido no hay en la causa penal ningún atisbo de esclarecimiento.

A ello se suma que los malvivientes están en libertad y que, en consecuencia, otro vecino puede transformarse en víctima.

La Señora Jueza actuante me recibió en su despacho con corrección y demandando interés que descubran a los autores del hecho.

Saludo a Ud. muy atentamente.

DNI: 5.363.026

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *