El Tiempo - El diario de Azul
Temas de Interés: #basurales

Azul 29º

Seguinos en Twitter Seguinos en Facebook Seguinos en Instagram Seguinos en YouTube
El Tiempo - El Diario de Azul

Temas de Interés: #basurales
10-09-2019

A 38 AÑOS DE LA MUERTE DE RICARDO BALBIN

Un luchador incansable por un cambio en paz

Un 9 de septiembre de 1981 fallecía este verdadero apóstol de la paz y la democracia de los argentinos. Político y Abogado argentino, fue una de las figuras más notables de la Unión Cívica Radical, partido político cuyo Comité Nacional presidió desde 1959 hasta su muerte en septiembre de 1981. Fue candidato a presidente de la Nación en cuatro oportunidades: 1951, 1958 y las dos elecciones de 1973.


Compartí la nota Compartí esta noticia en Facebook Compartí esta noticia en Twitter Compartí esta noticia en WhatsApp

Ayer, lunes, se cumplieron 38 años del fallecimiento de Ricardo Balbín.

Escribe: Ing. Agr. Omar Losardo.

Afiliado radical

Un 9 de septiembre de 1981 fallecía un verdadero apóstol de la paz y la democracia de los argentinos: Ricardo Balbín. Político y Abogado argentino, una de las figuras más notables de la Unión Cívica Radical, partido político cuyo comité nacional presidió entre 1959 (en aquel momento Unión Cívica Radical del Pueblo, después de la fractura de 1957 con Arturo Frondizi), hasta su muerte en septiembre de 1981, y por el que fue candidato a presidente de la Nación en cuatro oportunidades (1951, 1958 y las dos elecciones de 1973).

“¡Hay que ir a escuchar a Balbín!” 

Desde su militancia juvenil de los años cincuenta fue la imagen de aquellos grandes tribunos que batallaban por la libertad, en un medio político hostil, donde había que optar entre la obsecuencia o la persecución. Muy pocos se atrevían a desafiar con entereza a un oficialismo tan prepotente, sin embargo, no dejó de alzar su voz donde podía y como podía. Eran épocas de clausura de diarios disidentes, amordazadas las radios, prisioneros todos de una cadena propagandística asfixiante- que ningún joven hoy toleraría-.

En los cortos momentos que le otorgaban previo a las campañas electorales desde la tribuna podía hacer sus anuncios y propuestas, sin distinción de partidos. Los ciudadanos amantes de la libertad acudían a los mitines y boca a boca transmitían “¡Hay que ir a escuchar a Balbín!”.

“Pegales duro, Chino” 

Sin carteles, bombos ni banderas, las multitudes se formaban silenciosamente alrededor de la tribuna de madera que se armaba en Parque Rivadavia, Plaza Constitución o al amparo del Cid Campeador en la equina de Parral y Gaona. Los socialistas acostumbrados a similares discursos de Alfredo Palacios, con espíritu solidario concurrían para unirse a la lucha contra el autoritarismo. Las respuestas con pañuelos blancos se unía una ovación para que cada uno liberara su bronca reprimida, frente a funcionarios delatores, sindicalistas prepotentes, deportistas chupamedias, represores perversos y hasta profesores alcahuetes.

Balbín pedía calma, aunque algunos proliferaban “Pegales duro, Chino”. El tribuno respondía con su voz grave: “Quieren que nuestros hijos crezcan en la adulación, que aprendan a decir Perón y Evita antes que pronunciar el nombre de sus padres”. “No advierten que, tarde o temprano, darán cuenta a la historia de sus fechorías”. Encarnaba a Palacios, Repetto, Sánchez Viamonte, entre algunos de los tantos presos por disentir.

En 1950 en un mitin habló que el gobierno era una dictadura, lo que indujo a los diputados oficialistas -sus pares- a quitarle los fueros legislativos para facilitar su detención. Poco después lo detuvieron en La Plata: como era candidato a gobernador lo apresaron al ir a votar. Luego lo trasladaron a Rosario, a San Nicolás y finalmente a la cárcel de Olmos. Por aquel entonces pronunció aquella frase histórica:

“A veces es necesario que entren algunos dignos y libres a la cárcel para conocer dónde irán después los delincuentes de la República”.

Cuando murió Perón, fue “a despedir a un amigo”

Veinte años después, Perón lo rehabilitó públicamente. Balbín no lo necesitaba, pero el anciano líder sí, porque esa presencia recordaba sus años de arbitrariedad. Perón quería amigarse. Balbín lo perdonó en silencio y se dieron el histórico abrazo. Fue pacto de no agresión, que se cumplió a rajatabla. Perón enfrentaba enemigos más duros, cultivados en sus propias filas. Al morir, Balbín le devolvió el gesto y fue “como viejo adversario- dijo en el funeral- a despedir a un amigo”.

En vísperas del golpe de 1976, en un mensaje televisivo expresó: “Algunos suponen que yo he venido a dar soluciones y no las tengo. Pero las hay: Es la unión de todos los argentinos para el esfuerzo común”. No lo entendieron nuevamente, cuando en realidad llamaba a la unidad nacional para evitar la intervención castrense. Eran los tiempos que los peronistas insultaban, esperando el golpe para disimular el fracaso. La izquierda con sus fantasías de café. La derecha espantada por la violencia se refugiaba en las Tres A. Los únicos que decían tener soluciones eran los militares y por eso Balbín hizo sonar la alarma, pero nadie le llevó el apunte y vinieron épocas oscuras para la República.

“La democracia se fortalece en la discrepancia” 

Balbín era un romántico que consagró su vida en la búsqueda de una democracia estable para la Argentina. Cuando esta languidecía, la suya era la voz de la libertad.

En las épocas que transitamos es necesario recordar a Balbín para que nos aporte con sus frases, para que nos permita transitar por una realidad que nos golpea buscando un solo camino: un cambio en paz. Lema que utilizara en 1973 cuando era candidato a presidente de la República.

Algunas frases para recordar de Balbín: “El que gana gobierna y el que pierde acompaña”. “La democracia se fortalece en la discrepancia”. “Las unanimidades son caminos del totalitarismo”. “No se realiza el país sino sobre la base de la unión de los argentinos”. “Los pueblos sin armas pero con convicciones de paz son los ejércitos más poderosos”.

“Este viejo adversario, despide a un amigo”, afirmó Balbín al hacer uso de la palabra en el velatorio de Juan Domingo Perón.


Alarsol Mobile


Alarsol Desktop

Compartí la nota Compartí esta noticia en Facebook Compartí esta noticia en Twitter Compartí esta noticia en WhatsApp

Dejanos tus comentarios


Tentaciones Desktop
Neumáticos Arena Desktop
Neumáticos Arena Mobile
IMAC PC
AUTOMOTORES GUAMINÍ
LA CASAS DE LA BOMBA DE AGUA
DEEP DIGITAL
Solisan Desktop
CÁMARA DE DIPUTADOS DESKTOP
BIN BAIRES DESKTOP 300X250 PREVIA A TAPA
Electro Respuestos Desktop
REHAB PC
PARRILLA 307 PC
OSDE PC

Tapa Impresa

Diario El Tiempo - Tapa Impresa - 19 de Noviembre de 2019 Diario El Tiempo - Tapa Impresa - 17 de Noviembre de 2019 Diario El Tiempo - Tapa Impresa - 16 de Noviembre de 2019
Physis
RCA Desktop
CASINO TANDIL PC
GUÍA DE PROFESIONALES MÉDICOS
CREDITOS MASSI PC
Efemérides de Hoy

Pasó un 19 de Noviembre

2017

En la Plaza de la Madre se inaugura el Paseo de las Banderas, en el marco de la XXIII Fiesta del Inmigrante.

1996

La municipalidad demuele el kiosco ubicado en la esquina de Yrigoyen y Colón.

1995

En un trágico accidente automovilístico cerca de Puerto Madryn, fallece el árbitro azuleño Roberto Angel “Pepe” Duca.

1984

Organizado por el Grupo de Danzas “Pilmayquén”, se presenta en el Club El Ciclón el cantor folclórico Alberto Merlo.

1974

Es asesinado en Capital Federal el teniente coronel Jorge Alberto Ibarzabal, jefe del Grupo de Artillería B1 “Martiniano Chilavert”, secuestrado durante el ataque subversivo a la Guarnición Militar Azul el 19 de enero de ese mismo año.

1953

Fallece José María Lier, ex intendente municipal de Azul.

1950

En cancha de Azul Athletic, Alumni se consagra campeón oficial de la Liga de Fútbol al vencer en el encuentro decisivo a Cemento Armado por 4 a 1.

1949

En un baile organizado por la Unión de Madereros de Azul en el galpón de la Sociedad Rural, es elegida “Miss maderera” la señorita Maruca Barzaghi.

1945

En partido amistoso que se juega en cancha de Alumni, el equipo de Empleados del Cine San Martín vence 1 a 0 a su par de Fábrica de mosaicos Toscano, Lattanzi y Barbetti.

1945

Los restos mortales del doctor Ángel Pintos son exhumados del Cementerio Central y trasladados a la Capital Federal respondiendo al deseo de sus familiares.

1943

El comisionado municipal teniente coronel Saúl S. Pardo autoriza una línea de colectivos entre la Plaza San Martín y el balneario, sin resentirse el resto del servicio que presta la línea “Ciudad de Azul”.

1943

Se anuncia que el Gran Hotel Azul se inauguraría el 16 de diciembre, pues la construcción ya se encontraba en su etapa final.

1943

Se inaugura el Casino de Suboficiales de la Guarnición Militar Azul, sobre la Avenida Güemes, a la altura de calle San Carlos.

Tentaciones Mobile
CEAL PC Y MOBILE
DEPORTES PC
DEPORTES MOBILE
OSDE MOBILE