López y la corrupción en Azul

LA SEMANA POLÍTICA

Esta ciudad no escapa al mecanismo que se implementó con la obra pública. No hace falta que el arrepentido ex funcionario la nombre. Promesas nunca concretadas o inconclusas. La inmoralidad con el  barrio San Martín de Porres. ¿Dónde fue la plata? ¿Llegó a esta ciudad o quedó en los bolsos? ¿Y el armado de cooperativas? La pavimentación de la avenida Bidegain, un monumento a la sospecha: de 7 a 45 millones. La investigación de Bonadío que involucra a Inza.

Las declaraciones del arrepentido ex secretario de Obras Públicas, José López preocupa a gobernadores e intendentes, actuales o anteriores. ¿Qué pasó en Azul?. RAÚL SANTIAGO GALLARDO

Escribe

Carlos Comparato

(comparatoc@yahoo.com.ar)

La enorme olla que se destapó con las denuncias de corrupción durante las  administraciones kirchneristas ya superó las fotocopias de los cuadernos del escritor- chofer Centeno a partir de la secuencia de declaraciones de ex funcionarios y empresarios ligados a la obra pública poniendo al desnudo un esquema de funcionamiento del Estado que, tiene razón la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner, no se inició en el 2003. La llamada patria contratista viene desde mucho antes, lástima que no se hizo nada para terminar con la misma. Al contrario, se aceitaron los mecanismos.

La paradoja es que en el gobierno de un presidente como Mauricio Macri cuya familia estuvo (está) formando parte de ese “selecto núcleo” es donde explotó algo del que todo el mundo hablaba pero seguía funcionando, porque el sistema así lo requiere. Es el  problema que se está enfrentando hoy (junto a la creciente incertidumbre de la economía) ya que varias de las compañías involucradas  siguen haciendo obras para el Estado.

Mancha venenosa    

Pero la mancha venenosa se sigue expandiendo pues se le ocurrió hablar bajo la figura de “arrepentido” a un hombre clave como lo fue el ex secretario de Obras Públicas de la Nación, José López, el hombrecito de los bolsos, protagonista de esas imágenes en el convento de General Rodríguez cuando una madrugada la mano de una supuesta monja  recoge bolsos a pocos centímetros de una ametralladora. Ni al cineasta Pedro  Almodóvar se le hubiera ocurrido esa escena.

Gobernadores e intendentes están preocupados por lo que pueda decir López teniendo en cuenta que era el nexo con el Ministerio de Planificación Federal que comandaba Julio De Vido. El viernes en el canal América 24 el periodista Eduardo Feimann, placa mediante, señaló que varios jefes comunales habían sido mencionados, entre ellos el ex intendente de Azul José Inza.

El dinero para reciclado   

¿Hubo una confusión y se trata de otra causa vinculada a irregularidades sobre el destino de fondos para un programa ambiental que se llamó Gestión Integral de Residuos Sólidos Urbanos (GIRSU)  que tenía como finalidad realizar la separación y reciclado de la basura? La investigación está a cargo del juez Claudio Bonadío y el ex jefe comunal azuleño tuvo que ir a declarar en junio pasado. Se enviaron unos cinco millones de pesos entre el 2013 y el 2015 que debían ser destinados para la instalación de una planta con ese fin adquiriendo maquinaria, vehículos y equipamiento pero se cumplió parcialmente. Se compraron una cinta para reciclar y una chipeadora,  que nunca se pusieron en marcha, un cargador frontal y una topadora que, al momento de la inspección, se encontraba en reparación. Tres camiones compactadores y una caja volcadora fueron reemplazados por otros vehículos que tuvieron otros destinos. Además, no se había realizado la rendición de cuentas del segundo desembolso. Hubo tres transferencias en diferentes fechas por una suma de 4.922.132 pesos.  ¿Hubo un desvío de fondos?

Promesas y preguntas    

A propósito de las declaraciones del arrepentido López, ¿cuánto dinero se anunció o vino a esta ciudad y no se efectuaron las obras? El listado incluye 300 viviendas, entre ellas las prometidas del barrio San Martín de Porres,  el armado poco transparente de cooperativas, los anuncios sobre la pavimentación de la avenida Bidegain, la obra del hospital Pintos, el inconcluso Centro Integrado Comunitario de San Francisco y la lista sigue.

¿El dinero venía a Azul pero una parte quedaba en manos de los funcionarios de Obras Públicas? ¿Esa plata nunca llegó y su destino eran los famosos bolsos?

San Martín de Porres   

Algunos ejemplos. El caso de San Martín de Porres: en marzo de 2012 se informaba que la obra comenzaría en 45 días; en agosto el Ministerio de Planificación depositó un anticipo de algo más de 855 mil pesos para iniciar la construcción de 12 casas. El presupuesto total era de 1.894.800 pesos con un plazo de 180 días y abarcaba 36 unidades habitacionales. En julio de 2014, Inza anunciaba como un “hecho histórico” la entrega de dos de ellas. Desde ese momento no se hizo más nada y, a finales de 2015,  hubo una denuncia penal. Hay que agregarle el manejo turbio que hubo sobre las cooperativas que se crearon para ese fin.

Avenida Bidegain 

La avenida Bidegain: el 31 de agosto de 2012 la gestión Inza informó la pavimentación con obras complementarias por 6.896.074 pesos. En 2014 la cifra trepó a 24 millones y recién el ocho de abril de 2015 se firmó el contrato a través del Ministerio de Planificación Federal pero ahora por 27.890.291 pesos. El 29 de mayo Inza recorrió el inicio de la obra y el 4 de julio el Frente Progresista realizó una denuncia penal ya que el incremento fue del 400 por ciento. La secuencia fue de los originales 6.800.000 a los 24 millones en el 2014 hasta llegar a los casi 28 millones al año siguiente. En julio de 2015 se paró.

En diciembre de 2016 el intendente Hernán Bertellys firmó un convenio en la Casa Rosada para continuar esa interminable obra, con algunas modificaciones, por 45 millones de pesos. Hubo un adelanto de 27 millones. Se hicieron unas cuadras y se volvió a paralizar. Hace unos  días se indicó desde la Comuna que se va a reanudar.

La decadencia   

Los ejemplos podrían seguir con diversos emprendimientos que nunca se hicieron o no se terminaron. De los cuatro centros comunitarios prometidos por De Vido se inició el de San Francisco y quedó trunco.

¿Es necesario que López hable sobre Azul o la maquinaria está a la vista? ¿Qué pasó con los anticipos anunciados y los dineros prometidos? Pero hay que decirlo, la trama no comenzó con el kirchnerismo. La aceitó, pero la corrupción, las promesas vanas vienen de muchos años o ¿acaso la represa La Isidora no es otro ejemplo?

Este país de las sombras largas, atravesado por una enorme crisis económica frente a la ineptitud del gobierno de Cambiemos y la monumental corrupción, sigue caminando el sendero de la decadencia dejándole un resquicio angustiante a la solitaria esperanza.

 

 

 

¡Deja un Comentario!

2 Comments

  1. Marcos

    26 de agosto de 2018 at 12:37 pm

    El peronismo no ha hecho mas que robar, está en su esencia. Si en la época en que gobiernan es de vacas gordas es perfecto para ellos, porque nadie cuestiona nada. Y roban a sus anchas haciendo populismo: te doy uno y me quedo con tres.. y todos contentos. Hasta que la plata se termina.

  2. Yoli

    26 de agosto de 2018 at 1:25 pm

    #NSB ESTOS LADRONES, JERNERISTAS, PEROISTAS…HAY QUE HACERLOS MMMMM…EN LAS PROXIMAS ELECCIONES..Que el político labure y no chorree

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *