RUGBY DE PRIMERA DIVISIÓN

Los Toros desestimaron el capote borraja

 

El equipo de Ferro no tuvo demasiados inconvenientes para doblegar a Azul Rugby Club en la octava fecha del Torneo Integración de la UROBA.

En la cima (del partido y la tabla), Los Toros. El elenco olavarriense se impuso de muy buena forma a Azul Rugby Club. FOTO: UROBA
<
>
En la cima (del partido y la tabla), Los Toros. El elenco olavarriense se impuso de muy buena forma a Azul Rugby Club. FOTO: UROBA

El holgado triunfo ante Saladillo de la fecha anterior venía sin descendencia en la misma sintonía, fue un grito sin reverberancia. Para el pasado sábado, poco y nada pudo sostener Azul Rugby Club respecto a aquel juego: el rendimiento fue otro, el rival fue otro (detalle para nada menor) y el signo del resultado fue otro, esta vez negativo.

La Primera División borraja –disminuida por algunas lesiones y ausencias imprevistas– abordó la difícil tarea de enfrentar a Ferro de Olavarría (Los Toros) en su casa, equipo que marcha en la segunda posición de la Zona 1 del Torneo Integrado de la Unión de Rugby del Oeste de Buenos Aires, certamen que aún se mantiene en su fase clasificatoria.

En el comienzo del partido, como era de esperar, el juego se centró en ambos packs de forwards, siendo pareja la distribución de los empujes, aunque Azul Rugby pudo posicionarse en el campo rival, logrando que el local se esforzase en el trabajo de defensa.

Así la pelota se repartía entre ambos equipos, circunstancia que perduró hasta la mitad del tiempo, cuando Toros aprovechó la velocidad de sus backs para penetrar en la defensa azuleña y lograr así varios trys.

El “Pato “Maddío –de un muy buen partido– trataba de acomodar a sus compañeros, pero se notaba ya la diferencia en cuanto a ritmo y juego rápido. Pese a la espesa distancia en el tanteador (29-0), el pitazo de cierre de etapa resultó aliviador para la borraja.

ARC es otro equipo, muy diferente, de visitante que de local. Los jugadores que dieron la cara y aguantaron los retos de Guzmán, salieron con otro ímpetu al segundo tiempo. De nuevo los gordos empujaron a Ferro contra su área, manejando el scrum aunque carentes de profundidad para lograr convertir. Mientras, la visita aprovechaba los errores en cada salida para sumar y sacar más ventaja de la lograda.
Quizás en el tramo final se vio lo mejor del equipo borraja. Puntada tras puntada, el pack azuleño empujó sin parar hasta lograr el try, merecido por la entrega y sacrificio: fue “La Foca” Castillo quien sacó de cero a su elenco (conversión de “Pato”  Maddío). Después, otra jugada de viveza le permitió al “Canario” Canevello jugar rápido un penal y zambullirse para darle cinco puntos más a la visita.

Sin embargo, las cartas estaban echadas. Los errores se pagaron caro a pesar de todo lo dado. La escasez de cambios y la merma física sellaron una vuelta a casa dolorosa después del 50 a 12 final.

Una nueva chance de recuperar los sabores más dulces se dará el próximo sábado, si bien el rival es de lo más agrio que se pueda enfrentar: ARC espera la visita de Estudiantes, nada menos que el líder invicto en el grupo.

 

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *