HERNÁN BERTELLYS Y SUS POLÉMICOS DICHOS

Morder la mano que te dio de comer

Macri habla y Bertellys lo escucha sentado, a la izquierda de la foto. Fue el lunes, durante el acto 360º luego del cual “pateó el hormiguero” de la liturgia peronista. EL POPULAR MEDIOS
<
>
Macri habla y Bertellys lo escucha sentado, a la izquierda de la foto. Fue el lunes, durante el acto 360º luego del cual “pateó el hormiguero” de la liturgia peronista. EL POPULAR MEDIOS

Escribe: Ángel Raco de la Redacción de EL TIEMPO

araco@diarioeltiempo.com.ar

 “Realmente, este tipo de acto tan ordenado es muy positivo, porque realmente toda la gente puede disfrutar, compartirlo, puede ver a los candidatos con absoluta tranquilidad, realmente está muy bueno. Nosotros que venimos, vengo del peronismo, nosotros con el ruido del bombo y los empujones y cuidando que no te falte el celular o la billetera, para nosotros esto es de una tranquilidad enorme y realmente se disfruta.; es la evolución, me parece, de la política” (Sic).   

Hasta aquí las declaraciones periodísticas formuladas por el intendente Hernán Bertellys el lunes último y que dan lugar al título de la presente columna de opinión.

Para quienes tienen la memoria algo corta, sería bueno recordar que el Jefe Comunal llegó al sillón de Pedro Burgos, ese donde hoy se sienta y rige los destinos de la ciudad, con los votos del peronismo azuleño -o Frente para la Victoria, como se prefiera-, ese peronismo que, según él, se gana la vida “choreando” celulares y billeteras. Ese mismo peronismo, antes lo había sentado en una banca del Concejo Deliberante.

Con un poco de benevolencia, se podrían catalogar los dichos de Bertellys de desafortunados, pero no por eso dejan de ser agraviantes para los miles de peronistas que en su oportunidad lo votaron.

Pero este Intendente que llegó por los votos peronistas, de los cuales al poco tiempo renegó, que se sirvió de algunas “manos” recibidas desde la provincia a través de la agrupación “Peronistas sin Fronteras” que lideraba el fallecido Alejandro Arlía -ministro de Infraestructura bonaerense de Daniel Scioli- y quien, es bueno recordar, le “bancó” buena parte de la construcción de la Presa La Isidora.

Bertellys, al menos en Azul, hizo toda su carrera dentro del justicialismo y, aún hasta después de ser elegido Intendente, ocupó un cargo en la conducción del Partido Justicialista de Azul.

Por todas estas cuestiones, sería interesante que el mandatario local ofrezca alguna explicación más consistente -que las ofrecidas ayer- a quienes lo votaron, a quienes creyeron en él, a aquellos peronistas que trabajan por un país mejor, por una ciudad mejor y, fundamentalmente, que creyeron en él, que lo votaron pensando que lo hacían con un peronista.

CON DOLOR AZULEÑO

Por Alberto Sarramone (*)

He escuchado con pesar los poco jocosos comentarios del Señor Intendente sobre el Peronismo. No beneficia a nadie cualquier tipo de agravio genérico hacia un grupo de ciudadanos, sean quiénes fueran, y esa actitud se torna más impropia por provenir de alguien que ha integrado ese movimiento y que por cargo tiene la obligación de trabajar por la convivencia y no herirla.

He tenido familia peronista y lo he sido de chico y no se puede invocar ningún estudio serio para fundar las opiniones del Sr. Intendente. Tengo trato correcto con él y lamento este desliz verbal que como testimonio perjudica a quienes son sus amigos.

 

(*) Historiador y ex concejal   

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *