JOSÉ GERVASIO Y SU VISIÓN DE JOSÉ MANUEL

“No supo escuchar más allá de su círculo íntimo”

La frase surgió del actual subsecretario de Legal y Técnica de la Municipalidad de Azul, José Gervasio González Hueso, cuando se le preguntó qué opinión tenía del titular del Ejecutivo de la anterior gestión comunal. “Se cerró; tenía una especie de ceguera, de autismo”, agregó el ex precandidato a intendente de Olavarría en diálogo con EL TIEMPO. 

La mirada de José Gervasio González Hueso tiene un único destinatario: José Manuel Inza, cuando el 11 de diciembre de 2015 se encaminaba a hacer entrega del mando al electo jefe comunal Federico Hernán Bertellys. FOTOS ARCHIVO EL TIEMPO/NACHO CORREA El recinto de sesiones del Concejo Deliberante fue escenario de la asunción del jefe comunal y de parte del flamante gabinete. Acompañan a Hernán Bertellys en la imagen Alejandro Vieyra (secretario de Gobierno), José Gervasio González Hueso (subsecretario de Legal y Técnica) y Adriana Guedes (secretaria de Economía y Finanzas).
<
>
El recinto de sesiones del Concejo Deliberante fue escenario de la asunción del jefe comunal y de parte del flamante gabinete. Acompañan a Hernán Bertellys en la imagen Alejandro Vieyra (secretario de Gobierno), José Gervasio González Hueso (subsecretario de Legal y Técnica) y Adriana Guedes (secretaria de Economía y Finanzas).

 

Durante la entrevista que este diario le realizó a la secretaria de Economía y Finanzas Adriana Guedes y al subsecretario de Legal y Técnica, José Gervasio González Hueso (la primera parte de la nota fue publicada en la anterior edición), se le preguntó a éste último qué opinión tenía –desde lo político- acerca del ex intendente José Manuel Inza.

“No ha sabido escuchar más allá de su círculo íntimo. Luego, se cerró; tenía una especie de ceguera, de autismo”, definió, para dar cuenta de una “anécdota que me dio una primera impresión que, con el tiempo, corroboré”.

“Inza tomó posesión el mismo día que yo asumí como Subadministrador de Vivienda, el 11 de diciembre de 2011. Unos días después, coincidimos en una cena política; nos presentó (Omar) Seoane y pensé que él estaría predispuesto para una charla. Me saludó y se fue…me quedé esperando que me dijera qué podía hacer por su ciudad. Yo estaba dispuesto a que me dijera ‘mirá, otro día nos juntamos y me decís qué podés darnos para Azul’, pero no me dijo nada. Luego, cuando salió un plan de escrituración, se lo ofrecí y nunca tuvo ningún tipo de interés. Lo que se ve hacia abajo es eso: un gran desmanejo”, agregó.

Violencia laboral

El responsable de Legal y Técnica de la actual gestión comunal afirmó que, en la revisión que el área a su cargo realiza sobre los actos administrativos de la anterior administración municipal, ha encontrado evidencias de una violencia no física hacia los trabajadores ejercida por el gabinete inzista.

“En algunas cuestiones hubo hasta violencia para con trabajadores municipales en cuanto al trato o la arbitrariedad para manejarse”, advirtió y consideró que no es excusa de un mandatario elegido por la ciudadanía para administrar el distrito, refugiarse en su entorno.

“Uno tiene el entorno que quiere tener y se deja convencer por quien se quiere dejar convencer. La responsabilidad es del número; en este caso, de Inza”, amplió.

El ex precandidato a Intendente del Partido de Olavarría –se bajó de la postulación cuando José María Eseverri se fue del massismo y regresó a las filas del Frente para la Victoria- cuestionó al predecesor de Bertellys por “la incapacidad y falta de interés” a su criterio demostrada, por ejemplo, en gestiones para avanzar con la construcción de viviendas en el Partido de Azul.

“En el caso del barrio Bidegain, por ejemplo, trabajamos con la Subsecretaría de Vivienda de Nación y el expediente que dejamos cuando nos fuimos de Vivienda financiaba parte Nación y parte Provincia. Una obra complementaria, fundamental para habilitar junto con el barrio, es la obra hidráulica. Nación tenía los fondos, desde provincia hicimos el proyecto, lo presentamos y Nación decidió financiarlo con la Municipalidad. Por una cosa o por otra se negaban a aceptar la obra que terminaba, un año después, volviendo a la Provincia. Estamos hablando de incapacidad y de falta de interés (por parte de Inza), añadió.

Un hermano “quedado”

González Hueso dijo que, desde su Olavarría natal, siempre vio a Azul como “un hermano”, pero lamentó el decaimiento que este distrito tuvo si lo compara con el crecimiento exponencial de la ciudad “del cemento” y de Tandil.

“Desde chico veíamos a Azul como un hermano, mayor o menor, con el que estábamos juntitos y siempre me mereció un enorme respeto por toda la tradición cultural que hay acá. Pero se ha quedado muchísimo. El desafío principal pasa por cómo generar industrias y la gran diferencia que hay con Olavarría y Tandil es esa”, señaló y puso de relieve la importancia que tendría, en caso de concretarse, la construcción de la autovía en la Ruta Nacional N° 3.

“Algún día va a estar la autovía, algo que Hernán (Bertellys) ha gestionado, y eso va a hacer que Azul esté más cerca de los grandes centros de consumo. Eso puede abrir otras oportunidades para generar valor agregado”, concluyó.

UNA OPINIÓN AL PASAR

A propósito de la primera parte de la extensa entrevista que este diario le realizó a los actuales responsables de Economía y Finanzas y de Legal y Técnica de la Municipalidad, un lector dejó una opinión en el muro de Facebook de EL TIEMPO.

Edelmiro Menchaca: Apuren el trámite muchachos. Presenten la denuncia y luego sigan aportando las pruebas que encuentren. La Justicia tendrá que hacer su parte. O se les escapará la tortuga.

PROVEEDORES, PRESUPUESTO Y LOS PEDIDOS DE LOS DIRECTORES

NACHO CORREA

NACHO CORREA

Adriana Guedes (foto) reconoce el alto grado de paciencia que tienen los proveedores de la Municipalidad de Azul, muchos de los cuales siguen sin poder cobrar las deudas que –cuándo no- dejó la administración de José Inza antes de cumplir con el mandato. La actual secretaria de Economía y Finanzas lo sabe no sólo por su actual función sino por el hecho de haberse desempeñado como Contadora General de la comuna –es empleada de carrera- durante la anterior administración.

“Con los proveedores hemos tenido muy buena relación en materia de conversación y en materia de espera. Están haciendo lo que pueden en apoyar los prestadores de alimentos, de las casas asistenciales o del hospital. Entienden la problemática de lo que es respecto de la deuda, de analizarla, de plantear un plan de pago sin dejar de cumplir con las prestaciones de 2016”, dijo y agregó: “Con todos los proveedores que hemos tenido una charla hemos llegado a un acuerdo y a que nos esperen un tiempo prudencial para reordenarnos y poder ofrecer algo que estemos en condiciones de pagar”.

Reconoció Guedes que, a partir de la aprobación por consenso –con modificaciones- del presupuesto 2016 por parte del Concejo Deliberante en sesión extraordinaria, se podrá trabajar en el marco de cierto alivio.

“Es importante que se haya podido dialogar, conversar, restablecer y coordinar las diferentes opiniones y que haya salido por consenso porque con los concejales tenemos la representatividad de los ciudadanos. Desde ya es una tranquilidad, porque ya empezamos el ejercicio teniendo diferentes tipos de herramientas para que el Ejecutivo, no solamente con el presupuesto sino con otras ordenanzas que se elevaron, pueda empezar a trabajar en la racionalización de gastos y en la estructura de recursos e ir sobre la proyección de los ingresos en recuperar morosidad para que nos sirva de base para autofinanciarnos como municipio”, precisó.

Finalmente, cuando se le preguntó acerca de las demandas de recursos para la compra de insumos que tiene de los diferentes directores designados por el intendente Hernán Bertellys para poder reactivar cuestiones sensibles que habían sido dejadas de lado por su predecesor, la responsable de Economía y Finanzas mencionó: “Tenemos que ser claros en establecer cuáles son los límites porque estamos en una situación crítica, de emergencia”.

“En condiciones de operatividad, donde se están llevando a cabo determinadas tareas y trabajos que se necesitaban, desde el punto de vista financiero la diferencia que hoy estamos teniendo es no usar los fondos afectados, con lo cual tenemos un determinado límite de financiamiento; no se está usando el sistema de cheques diferidos; estamos elaborando un sistema de caja para empezar a gastar como se hace en cualquier economía familiar, en relación al presupuesto. No es fácil. Entendemos que las áreas operativas son las que están en el frente de batalla, llámese Salud u Obras Públicas (se está llevando adelante un plan integral de bacheo y es necesario adquirir el pavimento, principal materia prima), y el intendente ha marcado las prioridades”, concluyó.

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *