TESTIMONIOS

“Nos duele porque todos estábamos ilusionados con empezar el Torneo Federal sumando de a tres”

Sergio Valdez: “Queríamos jugar, queríamos atacar y dentro del equipo parecía que éramos tres equipos distintos”.
FOTOS NICOLÁS MURCIA


MAURICIO PERALTA
En la salida de los vestuarios, unos 40 minutos después de acabado el partido, el plantel piazzista lucía más tranquilo, aunque aún con el ánimo que había producido el empate en la primera fecha.
EL TIEMPO accedió a tres integrantes del equipo villero y más allá de pequeñas variantes, superficiales, en el análisis de lo sucedido ante Velense, hubo marcada coincidencia en las cuentas pendientes que deja el rendimiento de Sportivo Piazza de cara a la segunda fecha ante Gimnasia, el próximo domingo, a las 19 horas en el estadio General San Martín de Tandil.
El entrenador Mauricio Peralta, el defensor Franco Irusta (refuerzo proveniente de Embajadores de Olavarría) y el delantero Sergio Valdez abordaron el rendimiento del conjunto industrial, las principales razones del magro funcionamiento y el mano a mano con quien comenzó liderando el Grupo 6 de la Región Pampeana Sur.
–Mauricio: hablabas con colegas y mencionaste el “sabor amargo” que te deja este partido. ¿Es el triunfo que no pudo ser lo que te amarga?
–No, conociendo los jugadores que tenemos, el equipo que tenemos, me amarga saber que podríamos haber hecho algo más dentro del campo. Hoy, quizá, nos faltó ajustar, o fineza para terminar o poder de fuego, sería la palabra justa. Porque llegábamos pero terminábamos mal con el centro o frente al arco. De esa manera, al equipo rival lo mantuvimos en partido al no poder ampliar la cifra, y finalmente nos encontramos con el gol del empate. Lo rescatable –quizá si analizamos las cosas más fino– es que te pasen estas cosas al principio es mejor. Por supuesto que duele, que no nos gusta, la expectativa era grande, pero si tengo que elegir un momento donde me pasen estas cosas, prefiero que sea ahora y no cuando esté el torneo en avanzada o estemos definiendo una instancia, un cruce del play off.
Esto nos va a dar el pie para estar alerta, seguir trabajando y no creer que éramos los mejores antes del partido ni que somos los peores después. Como cabeza de grupo, tengo que ser equilibrado, destacar lo que se hizo bien y corregir lo que no se hizo bien.
–No se lo vio muy firme al equipo en el retroceso. Los tres volantes definidos no pudieron plegarse adecuadamente con quienes van por afuera. ¿Qué opinión te merece este funcionamiento?
–La idea en el repliegue es que siempre quedemos con cinco en zona media; que los extremos sean socios de los laterales y de los interiores. El tema fue que, en el primer tiempo, perdimos 24 pelotas. Tenemos a Bedoya, tenés a Lapalma, a Lamardo, todos con muy buen pie, y por qué estamos perdiendo tanto y tan rápido la pelota. Hubo creo que 12 ó 14 pases malos en el primer tiempo y otro tantos robos del rival. O no nos perfilábamos bien o no éramos dinámicos para aparecer rápido en los lugares. Se notó al final que buscamos variantes en ese sector con los cambios, buscamos refrescar el juego, pero no nos dio el tiempo. Con vergüenza deportiva lo fuimos a buscar, pero no se nos dio; en otro momento, durante el torneo local pasado, por ahí nos pasaba esto, hacíamos el intento y nos terminábamos quedando con los tres puntos.
Obviamente que esto nos duele, todos estábamos ilusionados con empezar el Federal sumando de a tres. A nosotros nos hace caer en una realidad, porque al ser tan grande la expectativa, uno piensa que las cosas van a ser fáciles o muy accesibles.
–¿Qué impresión te dejó Gimnasia ante Excursionistas?
–Finalmente no viajé, pero fue “Coqui”, el profe. Se le abre el partido en un error tempranero del arquero y en cinco minutos hizo dos goles. El partido se cambió de sintonía muy rápido. Excursionistas fue a buscarlo y dejó espacios y en las contras, Gimnasia es un equipo que se achica bien, sale rápido en la contra. Tenemos que tomar los recaudos necesarios, pero, sobre todo, seguir potenciando lo que nosotros tenemos, que no es poco.
SERGIO VALDEZ: “FUE UN PIAZZA DESCONOCIDO”   
–Quedó evidenciada, cuando entraban al vestuario, cierta desazón por el partido.
–La verdad que fue poco lo de Piazza hoy. El gol nos jugó en contra porque nos relajamos. Ellos salieron a buscar el empate y era clavado que donde lo pudieran conseguir se iban a tirar a eso, a cuidar el empate. Terminamos renegados por el tiempo al final, pero creo que no supimos resolverlo nosotros antes. El equipo que viene acá de visitante, con un puntito se va contento. Fijate que ellos festejaban como si hubiesen ganado el ascenso…eso me llamó la atención.
Es el primer partido, se trata de un plantel largo, con muchos refuerzos, siempre hay cosas para corregir. Hay que meterle.
–Se lo notó muy desconectado a Piazza, el buen pie que tiene no se impuso. ¿A qué lo atribuís?
–Creo que si este partido lo metés en un amistoso, sería el peor amistoso que jugamos. En todos los amistosos que hicimos antes, tuvimos más ataque, más toque, más grito…era más Piazza, con juego. Hoy estuvimos hasta el gol, se nos venían encima y no supimos reaccionar, no sabíamos qué hacer. Queríamos jugar, queríamos atacar y dentro del equipo parecía que éramos tres equipos distintos. Muy desparramados, no llegábamos a segundas pelotas. Para mí fue un Piazza desconocido.
––Se vienen los tres partidos afuera. ¿El rendimiento de hoy aumenta la preocupación lógica de tener que jugar fuera de tu cancha, o lo considerás circunstancial, propio de una mala tarde?
–Creo que sí. Personalmente me voy preocupado hoy; desde que estoy en Piazza nunca me fui así de la cancha. Me he ido caliente por una derrota o un empate, que son sólo resultados, pero siempre yendo para adelante. Pero nunca frenando el juego…no sé si me explico, hablo de cómo está acostumbrado Piazza.
FRANCO IRUSTA: “NO NOS VAMOS CONTENTOS”   

–Franco, quizá haya en vos sensaciones encontradas: fuiste, tal vez, el mejor rendimiento en Piazza pero no pudieron sacar adelante el partido.
–No hicimos un buen partido. Quizá haya sido un típico partido de primera fecha de Federal, pero, de todos modos, vos siempre querés ganar. En los primeros 20 nos costó muchísimo, hacíamos las cosas muy lentas, nos faltó más empuje.
–En muchas ocasiones rompiste líneas desde atrás, pelota al pie. Como si estuvieras impaciente.
–Sí, lo hice, y al final ya quería ir yo. Es la circunstancia del partido. Lo buscamos de todas formas y más allá de todo, tuvimos jugadas muy claras, el arquero sacó muchas.
Es claro que no nos vamos contentos. Pero esta es recién la primera fecha y hay que prepararse para ir a Tandil con lo mejor.
–¿Notaste mucha exposición de los centrales, fundamentalmente cuando Velense iba a las espaldas de Giménez?
–Sí, sí, fue así. A veces ellos atacaban con tres, nosotros íbamos y nos costaba la vuelta y se generaban huecos grandes. En el gol quedamos muy mal parados, fue un error nuestro. Yo digo que de tres cuartos de cancha para atrás no nos compliquemos, el fútbol es así, dejalo para los que saben. Los chiches los hacemos de mitad de cancha para adelante o dentro del área. Quizá sean errores de los que aprendés después, cuando llegás a tu casa y decís “cometimos un error”. Pero nada que reprocharnos.
–Es la primera fecha, queda mucho. ¿Hay posibilidad de que este rendimiento los afecte para ir a Tandil?
–No, no. Ya mañana volvemos a entrenar y ya ponemos la cabeza en Tandil. Esto ya pasó. Quizá a los chicos les pueda costar más, pero yo ya estoy acostumbrado a pesar de tener 23 años. Con Embajadores nos pasó y después tuvimos recompensa. Si estrenábamos al 100, ahora hay que entrenar al 110 por ciento, levantar la cabeza para revertir esto en Tandil. Nos quedan tres fechas seguidas afuera y hay que ganar lo que más se pueda. Por más que seamos visitantes tenemos que ir a ganar.
 
 
 
 
 

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *