BOCA JUNIORS EN EL FEDERAL C

“Nunca nos embarcaríamos en una empresa que no podamos asumir los riesgos que implica”

Pablo Aprea, presidente de Boca Juniors de Azul. “Nosotros lo vemos como una posibilidad de abrir una etapa de crecimiento del club, una etapa nueva donde podemos plantearnos objetivos grandes”. Boca campeón del Apertura 2016. Para Aprea, participar del Federal C es “el premio para los jugadores que se habían ganado la chance de participar de semejante torneo”.
<
>
Pablo Aprea, presidente de Boca Juniors de Azul. “Nosotros lo vemos como una posibilidad de abrir una etapa de crecimiento del club, una etapa nueva donde podemos plantearnos objetivos grandes”.

Pablo Aprea, presidente del CABJA, asegura que –profunda y álgida discusión mediante– los peligros económicos están asumidos y analizados, pero que sobre ellos prima la posibilidad de ofrecerle a la institución (a los jugadores campeones y el cuerpo técnico también) un nuevo paso histórico, cuyo último antecedente data de más de 40 años atrás: “Sabemos que somos una comisión joven y sin demasiada experiencia, pero, por otro lado, tenemos esa cuestión de no saber cuándo te va a tocar de vuelta jugar este torneo”, dijo a EL TIEMPO.

 

Puede que desde afuera no termine de advertirse la magnitud que esta inminente participación posee para Boca Juniors, aunque con sobrevolar superficialmente la historia de este club ya alcanza. Pero no bien uno se interna (más no sea plasmando una entrevista) en las entrañas auriazules, con nitidez se aprecia el peso –material y emocional– que para la institución y los que bien la quieren tiene jugar el Torneo Federal C 2017. Y si bien no hay diálogo o juego mental donde el factor económico no emerja como el más terco de los fantasmas, casi todo Boca está convencido de que hay una chance especial (no necesariamente vinculada con los buenos resultados), un círculo que se abre.

EL TIEMPO convocó a Pablo Aprea, presidente del CABJA, para afrontar en la charla el devenir de esta aventura que tiene inscripto su mojón inicial en aquel domingo de fines de septiembre en el que Boca doblegó a Chacarita y ganó el Apertura ’16. Con el dirigente xeneize se abordó la perspectiva dirigencial en todo este proceso de meses: las discusiones internas, la propuesta al plantel, los acuerdos con el cuerpo técnico. El equipo debutará el 5 de febrero ante Embajadores en el Lorenzo Palacios, estadio que tomará como propio durante toda su participación en el certamen nacional.  De momento son ocho los refuerzos que Di Prinzio y Rígoli incorporaron, si bien Aprea adelantó que podría sumarse alguno más.

Boca jugará un Federal luego de 42 años. Todos los riesgos, confirma su presidente, han sido considerados. Todas las ilusiones, también.

 

–Boca sale campeón del Apertura, un hecho histórico, y se abre esta puerta. ¿Cuándo fue que decidieron utilizar esa puerta abierta y avanzar?

–En 2016 salimos campeones y fue ahí que ya se empezó a debatir internamente en la comisión las diferentes posturas con la relación a la conveniencia o no de participar en el Torneo Federal. Lo discutimos mucho.

 –¿Cuáles eran los argumentos básicos de esas posiciones encontradas?

–Estaban por el lado de la postura de evaluar la posibilidad de no jugarlo por la cuestión económica, los gastos que implica afrontar un torneo de estas características, y por el otro lado, sopesábamos también la cuestión de participar después de tantos años de un torneo de esta envergadura, el desafío que implicaba para esta comisión, el premio para los jugadores que se habían ganado la chance de participar de semejante torneo. En definitiva lo que hicimos fue un debate muy profundo en el seno de la comisión y terminamos consensuando la idea de lo que lo mejor para Boca era jugarlo. Con el compromiso serio de no comprometer las arcas del club. Fue decir “comprometámonos a generar actividades que redunden en un beneficio económico para el club para poder afrontar el certamen”. Generar fondos propios: se armó, si querés llamarlo, una subcomisión a cargo del Federal para recolectar fondos para solventar la participación. Como desafío, para nosotros es importantísimo, sabemos que somos una comisión joven y sin demasiada experiencia, pero, por otro lado, tenemos esa cuestión de no saber cuándo te va a tocar de vuelta jugar este torneo.

¿Es cómo cerrar un círculo?

–O abrirlo…abrirlo. La verdad que, en ese sentido, tenemos muchas ganas y tanto los miembros de comisión como el cuerpo técnico y los jugadores han respondido todos de una manera excelente durante todo el año, y para este desafío también.  Sabemos que van a hacer un papel destacado.

–¿En qué momento y en qué términos se fue incorporando al cuerpo técnico y a los jugadores para que empezaran a rayar en esta toma de decisiones?

–A los primeros a los que le consultamos qué les parecía la idea de jugar el Argentino fue a los integrantes del cuerpo técnico. Luego de la obtención del campeonato, nosotros hicimos una cena, primero, con los chicos del cuerpo técnico y la comisión. Allí le planteamos qué les parecía a ellos.

–¿La respuesta fue siempre afirmativa?

–Sí, sí, su respuesta fue afirmativa. También con la prudencia que merecía semejante tema. Ellos siempre nos plantearon la cuestión de los costos. Tanto Antonio como Adrián tienen experiencia en jugar en argentinos y saben lo que implica. Nunca nos embarcaríamos en una empresa que no podamos asumir los riesgos que implica. Siempre con los pies en la tierra.

 

“Todo planificado tan minuciosamente”   

–Es casi una pregunta retórica: ¿es tan grande el riesgo de pérdida  latente con esta participación?

–Yo creo que ningún club se va a fundir por jugar un Argentino. Te puede atrasar 6 meses, un año en lo que se refiere a proyectos de obras que vos tengas planificadas. Te puede atrasar en caso de que te vaya mal y pierdas plata. Pero como está todo planificado tan minuciosamente, creo que al contrario, va a ser un envión que nos va a dar tanto desde lo económico como de lo motivacional para todos.

–¿Hay algún otro motivo que no sea premiar a los campeones para participar en el Federal?

–Y sí, el desafío como comisión existe. La idea es presentar en la región al club Boca y empezar a desandar el camino para recuperar la gloria de tiempos pasados. Estamos en una etapa en la cual queremos priorizar el crecimiento del club en todos los sentidos, tanto en lo institucional, en lo edilicio y, obviamente, en lo deportivo. Para nosotros, participar en un torneo donde te va a ver gente de Tandil, de Olavarría, la gente de Laprida, que también va a estar al tanto, para nosotros es un desafío enorme.

–Es notorio que para Boca, por múltiples factores, esta intervención en el Federal C resulta un hecho excepcional

–Claramente. Te decía que nosotros lo vemos como una posibilidad de abrir una etapa de crecimiento del club, una etapa nueva donde podemos plantearnos objetivos grandes y estar a la altura de las circunstancias. Ojalá sea el puntapié inicial para decir que Boca comienza a convertirse en uno de los animadores del Federal C. La ilusión de hacer una campaña buena siempre está.

–Ahora que pasaron unos 4 meses, despojado de las emociones más calientes, ¿cuáles son los pareceres que aún están a flor de piel?

–La alegría es como la del primer día. Creo que todos los días todavía pienso, aunque sea por un instante, en esa final. Siento orgullo de formar parte de la comisión que volvió a sacar campeón al club después de tantos años. Y compromiso: cuando uno le siente el gustito al campeonato, después quiere más. Hemos redoblado esfuerzos y estamos con muchas energías de hacer más cosas en el estadio y en el club y de tener un plantel cada vez más competitivo.

 EL DATO   —————-

Boca está abocado a juntar fondos y para ello no escatima esfuerzo y participaciones. Además de tomar parte de actividades municipales, como el aniversario de Azul, Azul Rock y corsos (en algunos casos, junto con otros clubes), la CD ha puesto en venta abonos para los 3 partidos de local en la fase inicial. Pueden adquirirse en la sede xeneize o vía telefónica al 15667641. También está casi listo el lanzamiento de una revista especial alusiva al campeón 2016.

REFUERZOS: “EN MANOS DEL CUERPO TÉCNICO”    

Mariano Ridao, Kevin Guevara, Mariano Escribano, Facundo Di Cataldo, Matías Ledesma, Santiago Rígoli, Maximiliano Lapalma y Silvio Vargas. Los refuerzos incorporados por Boca para sumar a la base del equipo campeón de cara al Federal. Además, la confirmación de la permanencia de Borda. Aprea rescata que más allá del aporte en este campeonato, lo valeroso es lograr que la mayoría juegue en el club durante todo el año.

 

–¿Los refuerzos que incorporó Boca llegaron todos a partir del gusto de los entrenadores o hubo alguno que buscaron ustedes directamente? ¿Cabe la chance de que algún jugador permanezca en el plantel más allá del Federal?

Todavía está en análisis y hay posibilidad de que aparezca algún refuerzo más. Pero, no, eso lo dejamos pura y exclusivamente en manos del cuerpo técnico. Cuando definimos entre comisión y cuerpo técnico participar del torneo, quedaron en armar una lista con los jugadores que iban a necesitar. La idea era que esa lista no sea muy grande…Mejor dicho, que la mayor cantidad posible de jugadores que vienen se queden durante todo el año. Pero, obviamente, hay jugadores que los tenés que pedir a préstamo para el Argentino y los tenés que devolver. Nuestra postura es de no resentir el plantel.

 

–¿Gastón Borda se queda en el club?

–“Chiky” se queda a jugar el Argentino en Boca. Tuvo muchas ofertas y terminó decidiendo como mínimo jugar este torneo para Boca. Sabíamos que si venía una oferta concreta para ir a jugar a un club con mayor capacidad económica, había que dejarlo ir. Siempre supo él que lo queríamos. En definitiva, Borda decidió que lo mejor era jugar el Argentino en Boca.

LA SEDE MASÓNICA    

 

Detalle de los símbolos masones que se hallan en lo alto del frente de la sede del Club Boca.
<
>
Detalle de los símbolos masones que se hallan en lo alto del frente de la sede del Club Boca.

A partir de cierto trabajo de mantenimiento que esta comisión ha venido realizando de la fachada del edificio de calle Belgrano, y recibiendo –con cierta sorpresa– diversas referencias históricas e interesados en reflejar fotográficamente su fisonomía, los dirigentes xeneizes advirtieron el valor histórico que posee el frente de la sede, a partir de su matriz masónica. Pablo Aprea habló de ello y posibilidades (sociales si se quiere) que este patrimonio dispone.

“Referido a cierto beneficio, lo que fundamentalmente vemos nosotros es la venta de la imagen del club, no tanto una cuestión económica lucrativa.

Siempre hemos visto que la fachada poseía una simbología en la parte alta. Y el año pasado, a partir de lo que fue el trabajo de pintura que se hizo en ella,  hemos podido realzarlo y que se advierta la simbología masónica: la pirámide, el compás”.

–¿La mirada de ustedes de lo que allí se refleja, inicialmente era inocente?

Sí, sí, no sabíamos bien. Tenemos conocimiento que ese edificio perteneció a la Sociedad Italiana en su momento. Luego el club empezó alquilándolo y después se pudo comprar.

¿Buscaron asesoramiento sobre el valor histórico de esa simbología y su vínculo con la historia del club?

Al hablar con arquitectos que están involucrados con el estudio de la historia de la ciudad, comenzamos a tomar conocimiento de que tiene una historia cultural muy fuerte. Nos comentaron que en ese lugar se hicieron las primeras reuniones de la logia masónica que funcionó en Azul, creemos que a fines del siglo XIX. Inclusive, en la fachada está el número 1888 que es el año de construcción del edificio.

–¿Existe algún camino que decante en una declaración, por parte del Municipio, del tipo patrimonial?

Nos hemos puesto en contacto  con gente de la Municipalidad que desarrolla este tipo de cuestiones para pedir la declaración como “Patrimonio arquitectónico” de la ciudad y para poder preservarla. Tenemos entendido que en el área de Obras Públicas se está haciendo un trabajo de relevamiento de todos los edificios históricos de Azul, en los cuales está incorporado el de la sede de Boca, con la intencionalidad de poder hacer esa declaración. En el caso nuestro, esta declaración está en trámite, por lo que esperamos, ansiosos, que pronto pueda producirse.

 

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *