ORDEN DE PAGO POR VIÁTICOS ATRASADOS

El jueves 21 de abril, miembros de la comisión del Sindicato de Trabajadores Municipales de Azul viajaron a Cacharí para tratar de solucionar un reclamo de los trabajadores que tiene que ver con el incumplimiento del pago de viáticos por parte del Ejecutivo. Los trabajadores manifestaron que el Delegado de Cacharí, Nicolás Cartolano, gestionó el pago de la deuda de viáticos y horas extras de los trabajadores del relleno sanitario URECA y los del hospital “Dr. Casellas Sola”, “dejando fuera y discriminando al resto del personal que desarrolla tareas en otras áreas”. Tras escuchar el reclamo de los obreros, los dirigentes sindicales logran una reunión con el Delegado. Cartolano, en esa reunión, se indicó desde el STMA, “trató muy mal a los empleados y a los dirigentes gremiales, y los echó de la Delegación de Cacharí”.

El gremio, reunido en asamblea con los trabajadores, comenzó con una  medida de fuerza hasta que el Ejecutivo solucione este conflicto con áreas como Corralón y Recolección de residuos. El STMA realiza la denuncia en el Ministerio de Trabajo y logra una audiencia para el 26 de abril, donde se cita al sindicato y al Ejecutivo para buscar una salida al conflicto.

De dicho encuentro participan el secretario Gremial, Pablo Villareal; el secretario de Organización, Pedro Benedicto y por parte del Ejecutivo, el subsecretario de Legal y Técnica, José González Hueso. El funcionario municipal expresó que ya estaba instrumentada la orden de pago para abonar los viáticos de febrero y marzo de 2016, la cual se efectivizaría entre ayer miércoles y hoy. En lo referente a la deuda de octubre y noviembre de 2015, dijo que se formará una mesa de trabajo con el sindicato a fin de relevar el estado de los trámites pendientes y el monto total adeudado.

Los representantes gremiales manifestaron que estaban de acuerdo con lo expuesto por el representante del Ejecutivo y que aceptaban la propuesta junto con los trabajadores, dejando constancia que en caso de no cumplirse la fecha de pago comprometida, “se volverá a tomar la medida de fuerza de retención de tareas”.

Además, los dirigentes del STMA dejaron constancia que el día lunes 25 de abril, “el delegado Nicolás Cartolano se acercó al lugar de trabajo de los trabajadores (corralón) con amenazas hacia el personal, diciéndoles que una vez levantada la medida de fuerza actual se cuiden y se atengan a las consecuencias. Este gremio no va a permitir ninguna amenaza ni sanción hacia ningún afiliado al mismo”. (Fuente: Prensa STMA)

 

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *