EL AUTOR DEL HECHO QUEDÓ FILMADO

Otro “cuento del tío” en Azul: ayer le sustrajeron 53.000 pesos a una mujer

El hecho tuvo como víctima a una vecina que tiene 67 años y se domicilia en uno de los departamentos del Edificio Burgos. A la mujer la llamó por teléfono un sujeto que se hizo pasar por un sobrino suyo. Le dijo que estaba en un banco, que iban a devaluar el peso y que necesitaba sus ahorros. También, que un empleado de ese banco iba a ir a buscar la plata a su domicilio. Instantes más tarde un sujeto se hizo presente en el hall del edificio y la damnificada le entregó el dinero en un sobre.

Policías concurrieron al edificio para entrevistarse con una nueva víctima de un “cuento del tío” que ocurre en Azul. En este caso, la mujer engañada fue un ama de casa jubilada que tiene 67 años.

NICOLÁS MURCIA
<
>
Policías concurrieron al edificio para entrevistarse con una nueva víctima de un “cuento del tío” que ocurre en Azul. En este caso, la mujer engañada fue un ama de casa jubilada que tiene 67 años. NICOLÁS MURCIA

Hubo otro “cuento del tío”. Ocurrió ayer a la tarde y tuvo como víctima del engaño a un ama de casa jubilada de 67 años que vive en uno de los departamentos del Edificio Burgos.

Ese mismo complejo habitacional, situado en una de las esquinas de las calles Burgos y Belgrano de esta ciudad, años atrás había sido escenario de un episodio delictivo de similares características, cuando a una jubilada la convirtieron en víctima del secuestro virtual de su hija y a los autores del hecho esa mujer les entregó pesos y dólares para pagar un rescate por un rapto que nunca existió.

Volviendo a lo ocurrido ayer, a la mujer que resultó víctima de este “cuento del tío” un sujeto que se hizo pasar por su sobrino la llamó por teléfono y le dijo que estaba en un banco. También, que iba a enviar a un empleado de esa entidad a buscar la plata que ella tenía, para depositarla ante una eventual devaluación del peso. Un argumento ya conocido para este tipo de modalidad delictiva.

La vecina, lejos de sospechar que la estaban engañando, creyó que ese sujeto que la había llamado por teléfono era en verdad un sobrino suyo y aceptó darle sus ahorros.

Instantes más tarde, un varón que se hizo pasar por un empleado del banco y dijo que lo habían mandado a buscar la plata se hizo presente en el edificio. Y la mujer, en un sobre, le entregó -según consta en la denuncia que después fue formulada en sede policial- 53.000 pesos en efectivo, dinero con el que el falso empleado bancario después se dio a la fuga.

Las cámaras de seguridad que hay instaladas desde tiempo atrás en el edificio captaron ese momento donde en la planta baja la damnificada por este “cuento del tío” le entregaba a ese sujeto el dinero.

Anoche, en el marco de la denuncia radicada por lo sucedido, policías analizaban las grabaciones de esas cámaras, con la idea de identificar al autor de uno de los ilícitos que con más asiduidad se están registrando en Azul y en otras ciudades de la zona en los últimos días, al igual que sucede con los secuestros virtuales.

Un testimonio

“Fue una persona que se hizo pasar por un sobrino de ella la que llamó por teléfono”, le contó a EL TIEMPO uno de los hijos de la mujer víctima de este engaño ocurrido ayer en formato de un nuevo “cuento del tío”.

El hecho se registró entre las 15.30 y las 16. Y todo comenzó con esa llamada telefónica que la jubilada recibió en su departamento.

“El que le hablaba se hizo pasar por un sobrino de ella. Así la estafaron, diciéndole que era mi primo, que estaba en el banco porque había una desvalorización del dinero, por lo que le pidió sus ahorros”, agregó.

Lo concreto fue que instantes después al edificio concurrió ese sujeto al que la mujer le entregó en un sobre el dinero. Desde el departamento ubicado en el piso undécimo en el que vive, la vecina bajó con la plata que le dio a ese sujeto, que estaba bien vestido y se hizo pasar por empleado de un banco en el que supuestamente estaba un sobrino de ella.

“La plata se la dio a un tipo que vino acá. En las imágenes -contó el hijo de la mujer engañada por este “cuento del tío”- se ve que es morocho, que estaba bien vestido y que tenía puesta una campera negra. Se lo ve de costado y de espaldas”.

Esas mismas imágenes, captadas a través de las cámaras de seguridad que están instaladas en el Edificio Burgos, eran las que anoche la Policía analizaba, con el fin de identificar al autor de la maniobra delictiva que tuvo ayer como víctima a esta mujer de 67 años domiciliada en uno de los departamentos de ese complejo habitacional.

“Lo que nos sorprende tanto a mí como a mi hermano es que ella no nos avisó nunca eso que iba a hacer, cuando normalmente cada cosa que hace nos avisa. Por eso nos sorprendió”, comentó por último uno de los hijos de la víctima de este nuevo “cuento del tío” que se registra en Azul.

El dato

El dinero que se llevó ese sujeto que ayer se hizo pasar por empleado de un banco consistía “en los ahorros de varios años que ella tenía”, según refirió uno de los hijos de la damnificada. “Ella tiene problemas en un pulmón y tenía ese dinero guardado para eventuales complicaciones por esa cuestión de salud”, contó también el hijo de la mujer engañada.

 

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *