EDUCACIÓN  

  Por el momento en Azul no se producirá el cierre de escuelas

La medida planteada por el gobierno provincial para establecimientos del ámbito rural que posean poca matrícula, no afectará al distrito. Así lo señalaron los responsables de la esfera educativa local, quienes además buscaran fortalecer el trabajo en territorio.     

Según se informó, en el distrito de Azul no se prevé el cierre de ningún establecimiento educativo.


Después de ordenar el cierre de ocho colegios en el Delta, el gobierno bonaerense decidió clausurar 39 escuelas rurales de la provincia a solo unos días del comienzo del ciclo lectivo.
Esto generó una nueva situación de conflicto que generó el reclamo y esta de alerta por parte de docentes y autoridades educativas en cada distrito. Además, el gremio Suteba anunció que está realizando un seguimiento “escuela por escuela”.
Se trata de tres jardines rurales y un secundario para adultos de la localidad de Tres Arroyos, dos primarias de General Viamonte, ocho escuelas en Lincoln, dos primarias de Junín, dos en Balcarce, dos en Chivilcoy, dos en Pehuajó, tres en Bolívar y una en Chascomús, además de otros distritos como Pellegrini, Castelli, Lezama, Ayacucho, Laprida,  Lincoln, Tres Lomas, Lezama, Tordillo, Príngles, Chacabuco,  9 de Julio, General Belgrano, Rauch, Dolores, General Guido, Chaves, Coronel Dorrego, Villarino y Olavarría donde se están evaluando y redefiniendo más casos .
Si bien les ofrecieron a los alumnos ser relocalizados, muchos de ellos no cuentan con los recursos necesarios para trasladarse a sus nuevas instituciones.
El gobierno basó su decisión en la baja matrícula de los establecimientos.
En la Provincia de Buenos Aires existen en la zona rural 3.060 escuelas donde están matriculados 109.001 alumnos que en su mayoría reciben sus clases en grados compuestos donde los docentes se encargan de impartir los conocimientos correspondientes de manera personal a cada niño. Esta medida, según lo informado afectaría a medio centenar de alumnos que serán reubicados en diferentes establecimientos y el ministerio asegura que se ocupará del traslado de cada uno de los menores.
De acuerdo a los números que maneja el Ministerio a cargo de Gabriel Sánchez Zinny, las 1000 escuelas rurales con menos de 10 alumnos insumen un costo anual de $ 740 millones, por lo que la medida significará un “ahorro” en el presupuesto educativo.
Situación en Azul
Consultadas las  autoridades educativas del distrito de Azul, las mismas señalaron que “Hasta el momento en lo que refiere a optimización de recursos no se ha trabajado en ninguna escuela rural. Por hora se siguen generando estrategias para fortalecer el trabajo con los agrupamientos en los circuitos rurales” se expresó.  Por el momento nuestro partido tendría dos establecimientos que podrían estar en una situación de cierre por la baja matrícula. Aunque se señaló que no hay previsto por el momento el cierre de ninguna escuela rural, evaluando la continuidad de esos grupos de alumnos en los establecimientos de base  y trabajar en un proyecto de integración. En este sentido, hay que destacar que en Azul se viene trabajando desde hace varios años con el programa ProMeCER (Proyecto Mejoremos juntos la Calidad de nuestra Educación Rural). El mismo busca potenciar la educación que reciben los alumnos de las escuelas rurales de Azul, superando la desigualdad de oportunidades que sufren los niños de comunidades rurales, desarrollando capital humano y fortaleciendo el sentido de pertenencia cultural a la comunidad. En este tiempo se ha logrado, entre otras cosas, que los estudiantes de escuelas rurales accedan a materias especiales como informática, música, inglés, deportes, arte y circo.
Cabe señalar que si bien la medida afecta hoy a algunas jurisdicciones de la provincia, también partidos vecinos se encuentran en alerta ante posibles cierres.
Dos puntos de vista
Desde Suteba remarcaron que no están en contra del cierre de las escuelas sin alumnos, siempre que se reconvierta al edificio en un centro educativo y se relocalice a sus maestros como dicta el Estatuto Docente, pero ya dejaron en claro que no van a permitir que se cierren instituciones con chicos. “Desde diciembre logramos frenar el cierre de varias escuelas rurales y de cursos. Cuando no hay alumnos, hay que evaluar por qué, porque esto no pasa de un día para el otro y tiene que ver con las políticas públicas que se hicieron o no”, resaltó María Laura Torre, dirigente de Suteba.
 “Las reubicaciones de las matrículas de los niños fueron realizadas en líneas rectas, sin tener en cuenta la realidad de la geografía de la zona y mucho menos las situaciones de las familias de los chicos que asisten”, indicó.
Desde el Ejecutivo Bonaerense se señaló que se reubicarán a unos 50 alumnos de 39 establecimientos que cerrarán sus puertas porque asisten entre 0 y 5 chicos.
“En la Provincia hay un total de 3.060 escuelas rurales, y esta medida se llevará adelante sólo en 39, en 18 de las cuales no asiste ningún alumno, en 11 sólo hay uno, en 5 hay dos alumnos, y en el resto, menos de cinco”, detalló el ministro de Trabajo, Marcelo Villegas.
Sergio Siciliano, Subsecretario de Educación de la Provincia de Buenos Aires, insistió en que “no se puede hablar de cierre de escuelas” porque “la escuela trasciende el edificio educativo”.
“Estamos reubicando a unos 50 chicos que casi no tenían contacto con otros pares, porque creemos que, sobre todo en la escuela primaria, el aprendizaje debe ser colaborativo y no hay aprendizaje sin socialización”.
 
 

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *