MÁS  VOCES

“Se cumplió el primer objetivo, que era encontrar una solución temporal al problema del transporte en Azul”

 

Los ediles Claudio Molina y Erica Torena se refirieron a la aprobación legislativa del proyecto destinado a poner en marcha un servicio de colectivos paliativo por el término de 90 días para solucionar temporariamente la problemática del transporte público de pasajeros en la ciudad. JOSÉ BERGER
<
>
Los ediles Claudio Molina y Erica Torena se refirieron a la aprobación legislativa del proyecto destinado a poner en marcha un servicio de colectivos paliativo por el término de 90 días para solucionar temporariamente la problemática del transporte público de pasajeros en la ciudad. JOSÉ BERGER

Este concepto fue vertido durante la charla que mantuvieron con este diario los concejales Erica Torena y Claudio Molina. Los ediles  se refirieron a la aprobación legislativa del proyecto destinado a poner en marcha un servicio de colectivos paliativo por el término de 90 días en la ciudad. “Ahora seguiremos trabajando para aportar una solución real y concreta destinada a tener un sistema de transporte eficiente y de calidad”, indicaron también.

 

Los ediles Erica Torena y Claudio Molina se refirieron -en diálogo con EL TIEMPO- a la aprobación legislativa del proyecto destinado a poner en marcha un servicio de colectivos paliativo por el término de 90 días para solucionar temporariamente la problemática del transporte público de pasajeros en la ciudad.

Un trabajo “muy positivo”

En principio, la concejal Torena destacó como “muy positivo” el trabajo realizado en el Comité de Desarrollo del Sistema de Transporte Público.

“Es una experiencia a la que por ahí no estábamos acostumbrados con la gestión anterior, porque no había posibilidad concreta de diálogo con los funcionarios del Ejecutivo”, señaló la edil. Paso seguido agregó que “estamos transitando otra etapa. Con el subsecretario de Gobierno Marcos Turón hemos tenido realmente una muy buena relación, más allá de que en un principio las reuniones eran más tirantes porque no se lograba acercar posturas. Pero de a poco se fue aceitando el funcionamiento del comité y se conformó una mesa amplia y plural”.

Asimismo apuntó que “se logró cumplir el primer objetivo que era poner un paliativo, encontrar una solución temporal, al problema del transporte. Y una vez que el Ejecutivo tomó la decisión de aportar durante 90 días los 160.000 pesos mensuales para que se reestablezca el servicio, hemos seguido reuniéndonos porque el objetivo que tenemos ahora es poder aportar una solución real y concreta para tener en el Partido de Azul un transporte eficiente y de calidad”.

“Estas son las cosas positivas que la gente está esperando”

A su turno, el edil Molina realizó un racconto desde el inicio de la problemática hasta la aprobación del proyecto en cuestión.

“Esto surgió cuando la empresa El Libertador dejó de prestar el servicio y -entre finales del año pasado y principios del corriente- el Rectorado de la UNICEN se hizo cargo de un transporte paliativo que salía desde la Terminal y terminaba en el campus. Pero en un momento dijeron basta, porque le correspondía al Estado prestar el servicio. Tomaron contacto con el Ejecutivo y no obtuvieron respuestas, razón por la cual los estudiantes desarrollaron una movida pública. Desde el Concejo recogimos el guante e impulsamos -mediante un  Proyecto de Resolución-  la conformación del comité”, contó el concejal y prosiguió diciendo que “empezamos a trabajar el 7 de abril y el 26 de ese mismo mes se logró que el Intendente tomara la decisión política y económica de solventar estos 90 días en un recorrido alternativo y paliativo”.

Después “hubo una demora importante que se podía haber evitado y que no fue responsabilidad del Concejo Deliberante. Uno entiende los tiempos del Ejecutivo, pero hubo una demora de 49 días. Fue cuando el Municipio elevó formalmente al Legislativo la ordenanza. Desde que ingresó esa ordenanza, el Concejo en 8 días sesionó y la aprobó, con un trabajo de tres comisiones”.

“Estas son las cosas positivas que la gente está esperando: el Concejo Deliberante trabajando con el Departamento Ejecutivo sobre la base del diálogo, con entidades de la comunidad para resolver los problemas concretos de los azuleños”, subrayó Molina, quien paso seguido añadió que “estos espacios son los que deben consolidarse. Por eso desde el Concejo Deliberante le hemos solicitado a esta gestión que convoque y conforme otros espacios participativos que aún no tienen contenido: Comisión Vial Rural (para la problemática de los caminos rurales); una comisión asesora para la debida utilización del Fondo Educativo; la creación del Comité Hídrico; y otro relacionado con la obra de pavimentación”.

Una mirada comunitaria,consultiva y técnica

Por otro lado Molina también aclaró que “siempre hemos actuado con total transparencia y hay que dejar en claro que este no es el recorrido de la línea verde, es un paliativo hasta que se resuelva la problemática de fondo. En estos días estará bajando la ordenanza y el Ejecutivo tendrá que poner en funcionamiento el recorrido alternativo”.

En ese sentido, el concejal refirió que “en virtud de que ya logramos solucionar la cuestión coyuntural de la situación, ahora tenemos que abocarnos a resolver la problemática de fondo, la cual es compleja, porque no se trata solamente de reestablecer el servicio que brindaba El Libertador”.

“Hay muchos actores de la comunidad de los cuales es muy importante conocer su opinión acerca de qué se quiere para el transporte en Azul. Con Erica hemos propuesto la asistencia técnica de la Facultad de Ingeniaría de Olavarría. Nosotros no somos especialistas en la materia y no vemos en el Ejecutivo una persona que sea entendida en la cuestión. Entonces, debemos tener una mirada comunitaria y consultiva hacia actores importantes de la sociedad, pero también necesitamos una visión técnica. Teniendo esa casa de altos estudios a 40 kilómetros, con una idiosincrasia similar, sería un error desaprovecharla”, acotó Molina.

“Una solución seria, responsable y que nos incluya a todos”

En otra parte de la entrevista con este matutino Claudio Molina hizo hincapié que el sistema de transporte público sobre el que hay que trabajar no abarca solamente a los colectivos. También “están los servicios de remises, de taxis, de combis y existe una demanda muy grande respecto al vínculo con las localidades. Hay mucha gente que quiere venir de Chillar y Cacharí y que no tiene un sistema de transporte adecuado”, dijo en ese aspecto el edil.

De igual forma, Erica Torena expuso que “estamos en conocimiento de que el día que se realice el llamado a licitación hay tres empresas que ya confirmaron que se van a presentar”.

Igualmente, sobre el final de la charla, la edil socialista subrayó que “también hay que trabajar sobre la inclusión. De acuerdo con los datos del censo de 2010, en Azul hay 3.000 personas con movilidad reducida, lo cual representa un número significativo. Entonces, si vamos a aportar una solución al problema tiene que ser seria, responsable y que nos incluya a todos”.

Por último Molina resaltó que además “hay un proyecto presentado para generar dentro del Municipio un órgano encargado de controlar las concesiones de la Comuna. La idea es que sea un espacio abierto, para que el control sea efectivo y eficiente”.

 

 

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *