“Seguir aunque las metas no se den”

Esto lo expresó el remero de Las Flores en una charla que brindo en Porteño de Cacharí. El integrante de la selección Argentina trasmitió todas sus experiencias y desafíos que tuvo como deportista de elite.

CACHARÍ (De nuestro corresponsal) Juan Ignacio Cáceres 26 años remero, oriundo de la ciudad de Las Flores e integrante de la Selección Argentina, que cuenta con participación en Juegos Panamericanos, Mundiales y en los Juegos Olímpicos de Río 2016, brindó una charla en el club Porteño de Cacharí, en donde transmitió sus experiencias y desafíos que tuvo como deportista de elite.

– ¿Cómo te inicias en esta disciplina? Por ser un deporte que no es tan popular

– En mi caso fue por curiosidad a los 11 años, me acerque a la Escuela de Canotaje de Las Flores, que funciona en la laguna del parque Plaza Montero, porque conocía a unos chicos que concurrían y como vivo a pocas cuadras de ahí, me inscribí y comencé a practicar remo. Desde entonces nunca más paré, mis compañeros dejaron y yo seguí.

– ¿Cómo fue eso de plantearte como objetivo que querías ser remero?

– En mi caso fue desde el primer momento que me decidí a ser remero, me propuse objetivos y metas claras, la vida es así en general, y hay que ponerse objetivos para crecer como persona y en mi caso desde chico los objetivos y las metas para crecer las tuve siempre en cuenta, por supuesto que tuve éxitos y fracasos, y cuando ocurría esto último la meta era poder revertirlos.

¿Cómo fue ese paso que diste de remar en la laguna de Las Flores a comenzar a competir a nivel nacional?

– La escuela que yo concurría no estaba federada a la Federación Argentina y sólo estaba a nivel provincial, entonces opte por federarme para un club de La Pampa de donde era mi entrenador. Este fue el que me vio condiciones cuando yo tenía 17 años, yo me ofrecí para que entrenara, él no lo dudo.

Se llama Daniel Sierra que es trasplantado del corazón, fue en otra época entrenador de la Selección Nacional, una persona que sabe mucho, me inculcó muchos valores, la disciplina, el trabajo, el cumplir.

Tiene una pedagogía muy rara que hace que trabajes bajo presión, en mi caso sirvió pero no sirve en todos los casos. Muchas veces recordamos esos tiempos cuando me decía, “Oro o mierda”, alguno lo podía tomar con mucha presión pero en mi caso yo disfrutaba de eso.

A partir de ahí me convocan a la selección nacional, y partido del Mundial Juvenil en España en 2010. Nos vamos 3 meses antes para entrenar y lo hacemos con Manolo Bustos, un palista español que había sido 10 veces campeón mundial. El esfuerzo valió la pena porque logramos el subcampeonato.

– ¿Cómo siguió tu carrera luego de ese éxito al pasar a la categoría mayores?

– A los dos años me convocaron a la selección mayor, en esa época no había Sub. 23 y  participo de una Copa del Mundo, eso para mí fue lo más. También viajé a los Juegos Odesur en Santiago de Chile 2014 donde logre dos medallas de oro, estuve en los Panamericanos en Canadá 2015 donde conseguí la medalla de bronce, hasta que pude conseguir la marca que me permitió clasificar a los Juegos Olímpicos de Brasil 2016 y esta manera pude cumplir el sueño de cualquier atleta, participar de un Juego Olímpico representando a su país. En esa competencia terminé en el cuarto lugar en la final B que no posicionó 12 en la clasificación general.

A partir de ahí estoy como tres meses sin entrenar y replanteándome nuevos objetivos, ya había cumplido mi máximo objetivo que era estar en un Juego Olímpico. Luego de mucha pensar y de charlar con mi familia tomo la decisión de seguir y de buscar nuevos objetivos y metas.

Tengo 26 años y me propuse remar  unos 6 años más, estoy feliz por hacerlo porque me gusta y ahora la estoy sumando esta nueva faceta de dar charlas, esta fue mi primera vez acá en Cacharí y realmente es lindo contarle a los pibes mi experiencia de vida y realmente me hace muy feliz compartirlo con ellos.

– ¿Cómo estás viendo el remo a nivel nacional, igual o mejor que cuando vos te iniciaste?

– El remo podríamos decir que es un deporte joven, estamos creciendo, aprendiendo cosas nuevas. Ahora por ejemplo nos damos el lujo de mandar a los Juegos Odesur de Bolivia al equipo Sub. 23, cosa que antes no pasaba porque iban los mayores, que ahora la mandan a la Copa del Mundo. A nivel mundial hay mucho por mejorar y trabajar, las potencias mundiales siguen mejorando. Nosotros por ahí mejoramos un segundo y las potencias los hacen en 3 o 4, pero bueno son procesos.

– ¿Cuál el mensaje que le das a los jóvenes que se inician en una carrera deportiva?

– Lo principal que deben tener en cuenta es la constancia y fundamentalmente tener objetivos y metas claras. Seguir aunque las metas no se den, pero cuando se tiene objetivos claros todo se logra, porque saber que se puede seguir mejorando, eso es la constancia y hay que ser autocrítico. El deportista tiene que ser muy inteligente, tiene que saber analizarse tanto en la derrota como en la victoria eso es fundamental. Esas son para mí las principales premisas que les puedo dar.

 

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *