¿CRISTINA CANDIDATA?

Según parece, hay kirchnerismo para rato

La ex jefa de Estado durante una de sus recientes apariciones.ARCHIVO DYN

La ex jefa de Estado durante una de sus recientes apariciones.ARCHIVO DYN

Por Walter Schmidt / Agencia DyN

BUENOS AIRES – En apenas diez meses el kirchnerismo pasó de ser el núcleo hegemónico de la política nacional a convertirse en un espacio político al que el gobierno de Mauricio Macri quiere con “vida” pero al cual los dirigentes del PJ desean marginarlo del peronismo.

Difícil situación judicial

Cristina Fernández tiene una difícil situación judicial a partir de cuatro causas: Dólar Futuro por la venta de contratos que afectaron al Banco Central; lavado de dinero, luego que la fuera mencionada por el valijero Leonardo Fariña; Hotesur, donde se investiga el supuesto lavado de dinero en el hotel de los Kirchner y con la participación de empresarios como Lázaro Báez y Cristóbal López; y Los Sauces, una de las sociedades que la familia Kirchner utilizó para realizar operaciones inmobiliarias con Austral Construcciones.

En la Casa Rosada prefieren que el kirchnerismo y sus causas judiciales sigan alimentando a los medios, con episodios hollywoodenses pero, por las dudas, se reservan una carta.

“Esto no termina este año. No sabemos si Cristina irá presa o no pero el año que viene, durante la campaña electoral, va a seguir atada a Tribunales por las causas que tiene en proceso”, reflexionó un dirigente de Cambiemos.

Fuertes rechazos internos

¿Es posible que Cristina Fernández sea candidata a legisladora por la provincia de Buenos Aires? Difícil. A ningún candidato que acompañe a Cristina en una eventual lista le cae bien que quien la encabece desfile por Comodoro Py explicando su inocencia en causas por corrupción o yendo directamente presa.

Obviamente que, si pese a todo, la ex mandataria quisiera postularse, no sólo podría conocer la derrota sino que sería funcional a Cambiemos, porque dividiría el voto peronista en territorio bonaerense.

En la larga lista de políticos que aguarda su oportunidad para pasarle factura al kirchnerismo, muchos de ellos son gobernadores, intendentes o legisladores peronistas.

“Qué tienen que ver ellos con el peronismo”, disparó un gobernador del PJ, cuando se le preguntó si el kirchnerismo tenía lugar en la nueva etapa partidaria y, por las dudas, al ser interrogado si Cristina Fernández podrían conducir al peronismo, respondió, lacónico: “No”.

PONEN REPAROS POR MASSA

Los gobernadores, hoy los verdaderos jefes del peronismo por su poder territorial, no sólo rechazan a Cristina sino también ponen reparos en el jefe del Frente Renovador, Sergio Massa.

“Si viene, es bienvenido, pero nadie irá a buscarlo”, disparó otro mandatario provincial.

Entre el macrismo que espera contar en plena campaña electoral del 2017 con Cristina Fernández de declaración en declaración en Comodoro Py y el peronismo que no sabe cómo despegar de la herencia K, el kirchnerismo tiene vida para rato.

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *