CULMINADA LA CONCILIACIÓN OBLIGATRIA

Trabajadores del Banco Provincia preparan medidas de fuerza para principio de febrero

Las misma se llevaran a cabo los días 1, 2, 8 y 9 del mes entrante, e incluirán retención de tareas y no se recargaran  cajeros automáticos en las sucursales.  Dichas resolución se tomó, luego de la culminación de la Conciliación Obligatoria dictada por el Ministerio de Trabajo, el marco del conflicto por la reforma de la caja jubilatoria que aprobó la Legislatura a fines del año pasado.  

El personal del BAPRO programa nuevas medidas de fuerza para el inicio de febrero, ante la falta de respuestas por el conflicto surgido tras la reforma de la caja jubilatoria.


En una reunión de la Comisión Interna Gremial de la Asociación Bancaria y el secretario Sergio Palazzo por el tema de la ley jubilatoria,  se resolvió el día martes, llevar adelante una serie de paros en el Banco Provincia, los  que se cumplirán los días jueves 1,  viernes 2, jueves 8 y viernes 9 de febrero, fecha en las cuales tampoco se  recargarán los cajeros automáticos en ninguna sucursal.
También se tomó la determinación de enviar cartas documentos para iniciar acciones legales a los directores del Banco, a la vez que se harán presentaciones judicial por la Ley 15008.
La medida de fuerza se da ante el estancamiento de las negociaciones con las autoridades provinciales por la Ley que elevó la edad jubilatoria de los empleados bancarios de 57 a 65 años, en el marco de la reforma que promovió Vidal apuntó a elevar la edad jubilatoria en forma escalonada hasta llegar a los 65 años, como un instrumento para acortar la brecha entre los activos y los pasivos, y disminuir el déficit de la caja previsional.
La ley 15.008, sancionada por la Legislatura en diciembre pasado, estableció que “tendrá derecho a la jubilación ordinaria el afiliado compute treinta y cinco (35) años de servicios como mínimo y que hubiera cumplido sesenta y cinco (65) años de edad”. Además modificó la tasa de sustitución, es decir, el porcentaje del sueldo activo que percibe un jubilado, al bajarlo del 82 al 70%, con lo que lo iguala con el resto de los empleados bancarios.
La mencionada norma establece también que para el haber inicial se tomará el promedio de los últimos diez años de sueldo y que la movilidad jubilatoria no será por variación salarial, sino por el índice votado en diciembre por el Congreso de la Nación para el resto de los jubilados.
A fines de diciembre, los trabajadores del Bapro realizaron varios días de paro, lo que hizo imposible retirar dinero de los cajeros automáticos que quedaron totalmente vacíos. Cuando retornó la actividad, todas las sucursales se vieron totalmente sobrepasadas. En febrero, estas postales podrían repetirse.
Paritaria nacional
Por otra parte, el conflicto del sector podría extenderse al resto de las entidades bancarias de todo el país en el marco de la negociación paritaria que se encuentra totalmente trabada después de que  las cámaras empresarias, ofrecieran un acuerdo del 9 % de aumento que el sindicato consideró “obsceno”. Cabe recordar que en declaraciones a EL TIEMPO, el titular de La Bancaria local, José Luis Iturralde, expresó que “nosotros no planteamos un porcentaje, recibimos el ofrecimiento que se hace desde la patronal y en base a eso se acepta o se rechaza. Creemos que si prevén una inflación del 15%, la paritaria tiene que estar más cerca del 20 o del 22%”.
 
 

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *