LA EX SUEGRA DE CRISTIAN LANATTA ESTÁ PRESA EN AZUL

Trajeron ayer a la Fiscalía General a cinco de los detenidos por la triple fuga en la cárcel de Alvear

 

En el laboratorio que está en el edificio judicial situado en la calle Colón les sacaron sangre para futuras pericias de ADN. Elvira Martínez, Marcelo Melnyk, Matías Gambuza y los hermanos Rubén y Carlos Spital fueron las personas a las que trasladaron ayer a la mañana a esta ciudad. Al igual que un oficial del SPB y un hermano de Víctor Schillachi, todos están detenidos acusados de favorecer de diferentes maneras las evasiones ocurridas el pasado 27 de diciembre en la Unidad 30. A tres de ellos un juez de Garantías de Azul ya los procesó con prisión preventiva.

 

Un importante operativo de seguridad, llevado a cabo por efectivos del Servicio Penitenciario Bonaerense, se montó ayer a la mañana en inmediaciones de la Fiscalía General. Al edificio judicial, con sede en la calle Colón, trasladaron a cinco de los detenidos por la triple fuga del penal de General Alvear que en diciembre pasado llevaron a cabo los hermanos Cristian y Martín Lanatta y Víctor Schillaci. Entre las personas trasladadas ayer a Azul estuvieron la ex suegra de Cristian Lanatta y Marcelo “el Faraón” Melnyk.
FOTOS: HÉCTOR GARCÍA
<
>
Un importante operativo de seguridad, llevado a cabo por efectivos del Servicio Penitenciario Bonaerense, se montó ayer a la mañana en inmediaciones de la Fiscalía General. Al edificio judicial, con sede en la calle Colón, trasladaron a cinco de los detenidos por la triple fuga del penal de General Alvear que en diciembre pasado llevaron a cabo los hermanos Cristian y Martín Lanatta y Víctor Schillaci. Entre las personas trasladadas ayer a Azul estuvieron la ex suegra de Cristian Lanatta y Marcelo “el Faraón” Melnyk. FOTOS: HÉCTOR GARCÍA

En medio de un importante operativo de seguridad, cinco de los detenidos por la triple fuga del penal de General Alvear, entre ellos la ex suegra de Cristian Lanatta, fueron traídos ayer a la Fiscalía General con sede en Azul.

En el laboratorio que depende del Ministerio Público Fiscal y está también en el edificio ubicado en la calle Colón entre Olavarría y Puan, a todos les extrajeron sangre para futuras pericias de ADN, señalaron a EL TIEMPO fuentes judiciales.

Marcelo “el Faraón” Melnyk, Matías Gambuza, los hermanos Rubén “Huevi” Spital y Carlos “Paraguayo” Spital, y Elvira Martínez, fueron los implicados en el caso trasladados a Azul desde los establecimientos penales donde están detenidos y a quienes, ayer a la mañana, les extrajeron sangre en el laboratorio de la Fiscalía General.

Esas extracciones, para futuras pericias de cotejos de ADN con objetos que han sido hallados y están agregados como elementos de prueba a la investigación penal que se está llevando adelante, fueron ordenadas por el fiscal que instruye la causa por la triple fuga: el Dr. Cristian Citterio.

Diez detenidos

Además de los protagonistas de la evasión de la Unidad 30 que se registró en las primeras horas del pasado 27 de diciembre -es decir, los hermanos Cristian y Martín Lanatta y Víctor Schillaci- y de las cinco personas que fueron traídas ayer a Azul, están detenidos por el caso Franco Schillaci y el subprefecto del Servicio Penitenciario César Tolosa.

Este último, que era jefe de seguridad del penal, había sido detenido en principio el 31 de diciembre, pero luego fue liberado por falta de méritos. Y por segunda vez, lo arrestaron el 7 de enero, en aquella ocasión acusado de facilitarles a los presos información para la evasión.

Hasta el momento, Tolosa, el hermano de Schillachi y Melnyk son los únicos que han sido procesados con prisión preventiva, medida cautelar dispuesta días atrás, a pedido del fiscal, por el Dr. Federico Barberena, que como subrogante está interviniendo en la causa desde el Juzgado de Garantías número 3 departamental.

Franco Schillaci, Matías Gambuza y los hermanos Spital habrían sido quienes fueron a buscar a los presos en dos vehículos hasta General Alvear ni bien ocurrida la evasión.

También, los mismos sujetos que después trasladaron a los Lanatta y a Schillaci al sur del Gran Buenos Aires. Concretamente, a la casa de Melnyk.

Franco Schillaci había sido detenido el pasado 7 de enero, al igual que Gambuza y los Spital, en el marco de esa trama de complicidades de la fuga que va asomando en la investigación.

Según ha sido determinado, los hermanos Lanatta y Schillaci fueron trasladados hasta Florencio Varela a la casa de “El Faraón”.

De acuerdo a lo que sostuvo Melnyk -uno de los hombres trasladados ayer a Azul- los evadidos sólo habían permanecido algunos minutos en su casa, aunque se cree que fue mucho más el tiempo que estuvieron en esa propiedad ubicada el sur del Gran Buenos Aires.

“El Faraón”, dueño de una pizzería en Quilmes, solía visitar a Víctor Schillaci en el penal de General Alvear. A los prófugos les habría dado refugio durante varias horas, además de facilitarle un vehículo, plata y armas de fuego para que continuaran huyendo.

Melnyk fue detenido el 30 de diciembre, cuando en plena búsqueda de los prófugos un análisis de las comunicaciones entre un celular que llevaba uno de los evadidos al momento de la fuga reveló que mantuvo contacto con él.

Elvira Martínez, que había sido detenida el 10 de enero y ayer también fue trasladada a la Fiscalía General, es otra de las acusadas de favorecer la fuga de los Lanatta y Víctor Schillaci.

La ex suegra de Cristian Lanatta había denunciado que su ex yerno se había hecho presente estando prófugo en su casa de Berazategui para robarle, una Renault Kangoo.

Pero el fiscal no creyó en su versión y la sindica también como favorecedora de la triple fuga, al considerar que en realidad el utilitario, que había comprado días antes, se los dio para que continuaran escapando hasta la provincia de Santa Fe, donde finalmente días después los tres evadidos fueron vueltos a capturar.

La triple fuga

Cuando el 27 de diciembre del año pasado los hermanos Lanatta y Schillaci se escaparon del penal de General Alvear, los tres cumplían condenas a prisión perpetua por los homicidios de Sebastián Forza (34), Damián Ferrón (37) y Leopoldo Bina (35), crímenes ocurridos en 2008.

Durante la huida, robaron un Fiat 128 que estaba estacionado en la puerta del penal, tras reducir a un guardiacárcel que estaba de turno.

Recién se tuvieron novedades de los prófugos el 31 de diciembre, cuando hirieron de bala a dos efectivos de la policía bonaerense que intentaron detenerlos en un control en una ruta, en Ranchos. Una semana más tarde, los evadidos balearon a dos gendarmes en la localidad rural de San Carlos, en el sur de Santa Fe.

Además de la fuga, están siendo investigados por esos hechos.

El primero en ser recapturado, el 9 de enero último, fue Martín Lanatta, a quien hallaron en Cayastá. Dos días después, fueron detenidos su hermano y Víctor Schillaci. A ambos los hallaron en un arrozal de esa misma localidad santafecina.

El dato

Mientras que los tres presos que se habían evadido de la cárcel de General Alvear continúan en el Penal Federal de Ezeiza, Elvira Martínez está detenida en la Unidad 52, la cárcel del SPB que está en Azul. A excepción de Tolosa, que permanece privado de la libertad en la Estación de Policía Comunal de Tapalqué, todos los demás implicados en la tripe fuga se encuentran en la Alcaidía de la Unidad 2, una de las cárceles de Sierra Chica.

 

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *