TRES MOTOS DE PROCEDENCIA ILÍCITA FUERON INCAUTADAS

Una moto marca Corven. Fue incautada el pasado miércoles. Su dueña denunció que la había llevado a un taller y que después, sin su autorización, un cuñado suyo la retiró y la vendió. Policías incautaron ayer un ciclomotor marca Da Dalt. Su número de motor, tal como lo muestra la imagen, era ilegible. Sospechan que podría estar relacionada con algún ilícito.
<
>
Una moto marca Corven. Fue incautada el pasado miércoles. Su dueña denunció que la había llevado a un taller y que después, sin su autorización, un cuñado suyo la retiró y la vendió.

Los robos y hurtos de motocicletas continúan siendo en esta ciudad uno de los ilícitos que con mayor asiduidad se registran, delitos que en algunos de esos casos, intervención policial mediante, se traducen en que los vehículos sustraídos sean recuperados. También, los investigadores suelen hallar otros rodados que son armados con diferentes partes de los que son denunciados como robados o hurtados.

En este contexto, ayer efectivos del Comando de Patrullas habían incautado una motocicleta que tenía su número de motor ilegible, por lo que el rodado posteriormente fue remitido a la sede de la comisaría primera local.

Se está a la espera ahora de la pericia de revenido químico que sirva para establecer con certeza cuál es esa numeración de identificación, con el fin de determinar si la moto que fue secuestrada por la Policía está relacionada con alguno de los ilícitos mencionados anteriormente.

La moto en cuestión, marca Da Dalt y de 110 cc, había sido incautada en Lavalle y Lamadrid alrededor de la hora 14.30, siendo su tenedor un joven de 22 años.

Los voceros policiales informaron que al vehículo le faltaba su carenado y que no tenía chapa patente colocada, además de que era ilegible su número de motor, lo que se tradujo en que el ciclomotor fuera secuestrado.

Ahora se instruyen actuaciones por una infracción al Artículo 289 inciso 3 del Código Penal, norma que sanciona la falsificación, alteración o supresión de la “numeración de un objeto registrado de acuerdo con la ley”.

Dos motos más

El pasado miércoles se había iniciado un sumario penal caratulado como encubrimiento, al ser hallada una moto que días antes fue comercializada en el marco de llamativas circunstancias, después de que su legítima propietaria la había llevado a un taller a reparar.

La moto, marca Corven y de color azul, fue incautada en Moreno y Calle 2 de esta ciudad por policías del Comando de Patrullas.

En el hecho los efectivos de seguridad habían intervenido después de que una mujer de 31 años llamó ese día al teléfono de emergencias de la Policía para informar que en ese lugar ella observó la moto de su propiedad.

Los antecedentes de cómo fue sustraída señalan que días atrás la mujer había llevado la moto a reparar a un taller mecánico, lugar de donde luego la retiró sin autorización su cuñado, el mismo que al parecer después la vendió.

Cuando policías recuperaron la moto, fue identificado el joven de 20 años que la tenía en su poder, quien al no poder justificar la procedencia del rodado ese día fue aprehendido, aunque luego se dispuso que recuperara su libertad.

Ese mismo miércoles de la semana que pasó, otro expediente judicial también caratulado como encubrimiento se inició por el hallazgo de otra motocicleta.

Ese día, en horas de la noche, efectivos del Comando de Patrullas incautaron en Necochea y Sarmiento una moto marca Motomel.

Al momento del hallazgo, estaba en poder de un joven de 23 años que resultó aprehendido y después, desde sede judicial, se dispuso su liberación.

De acuerdo con lo informado ayer por fuentes policiales con relación a este hecho, la moto había sido reconocida por una mujer a la que se la habían sustraído el pasado 2 de julio del corriente año.

La misma damnificada por el ilícito fue la que informó a la Policía con relación al lugar donde se encontraba el rodado, por lo que efectivos de seguridad la recuperaron después de que el joven que fue aprehendido no pudo justificar la propiedad del vehículo.

Además, al cotejar la numeración identificatoria del rodado se estableció que poseía un pedido de secuestro activo desde los primeros días del mes de julio pasado, cuando a su dueña se la habían hurtado, situación que derivó en ese entonces en que radicara una denuncia en la comisaría primera.

 

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *