Un dictamen de Casación que favorece a un médico 

NICOLÁS MURCIA/ARCHIVO/EL TIEMPO

Ariel Mullen (foto) está preso y actualmente permanece internado a causa de una meningitis. En diciembre de 2016, junto a un traumatólogo, fue condenado por la muerte de un paciente que en marzo de 2014 ocurrió en el Sanatorio Azul. Apelación mediante de sus abogados, ayer Casación lo halló autor de un “homicidio culposo”. Ahora, el mismo Tribunal que en principio lo condenó por un “homicidio simple con dolo eventual” a once años de prisión y lo inhabilitó para ejercer la medicina por una década tiene que readecuar las penas. Ese nuevo encuadre del hecho derivará en que le impongan penas inferiores a las dictadas en el juicio.

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *