Un intento de robo y una condena a tres años de prisión en suspenso

La pena se la impuso una jueza a un joven que, en compañía de un menor, había ingresado con fines de robo a una casa.
Un juicio abreviado finalizó con la condena para un joven a tres años de prisión de cumplimiento condicional, al ser hallado autor de un intento de robo en una vivienda de esta ciudad, ilícito que se produjo en abril de 2016 y el encausado había cometido con un menor de edad.
Por el caso se tramitó un proceso abreviado en el Tribunal Oral en lo Criminal número 2 local, recayendo la condena en un azuleño identificado como Guillermo Nicolás Bardas, de 23 años de edad.
Alejandra Raverta, actual titular del TOC 2, halló al encausado autor del delito de robo calificado por escalamiento y agravado por la participación de un menor de edad, en grado de tentativa.
Dada una condena anterior que registraba y data de octubre de 2016 -consistente en una pena de un mes de prisión en suspenso que le fuera dictada en un juzgado Correccional local- en el mismo juicio abreviado le fue impuesta una pena única de tres años de prisión, también de ejecución condicional, según se mencionó en el dictamen.
El tipo de cumplimiento de la pena, es decir, en suspenso, implicó que la jueza que lo condenó le fijara al joven diferentes pautas de conducta por el término de dos años.
Esas obligaciones consisten en “fijar domicilio y someterse al cuidado del Patronato de Liberados y abstenerse de usar estupefacientes o de abusar de bebidas alcohólicas”.
El hecho
El intento de robo materia de este juicio abreviado se produjo en Azul el 3 de abril de 2016.
Aquel día, cuando faltaban unos minutos para la hora 18, quedó probado que Bardas y un adolescente por entonces menor de edad intentaron cometer un robo en una casa situada en la calle Necochea entre 9 de Julio y Roca.
“Previo escalar la reja de dos metros de altura que da a la vereda y romper un vidrio de la puerta”, escribió la jueza Raverta en el fallo, ambos ingresaron a la vivienda y se apoderaron ilegítimamente de diferentes elementos que en la propiedad hallaron.
Varias prendas de vestir, herramientas, un reproductor de música mp3 y teléfonos celulares fueron tomados con fines de robo por los autores del hecho, quienes finalmente no llegaron a concretar el ilícito porque personal policial advirtió la maniobra.
Al respecto, en el fallo se mencionó que ambos jóvenes fueron hallados por la Policía en la casa escenario de este hecho y “en proximidades de diversos objetos pertenecientes al damnificado que estaban preparados para ser retirados”.
A esa situación se sumó que en la vereda de la vivienda a la que ambos ingresaron con fines de robo se encontró una bicicleta, “la cual fue posteriormente reclamada como propia por la progenitora del imputado”.
Con relación a la calificación del hecho por la que Bardas fue condenado, la jueza Raverta escribió en lo dispuesto: “Considero que hubo escalamiento toda vez que se ha acreditado que la reja por la que ingresaron los autores del robo es de aproximadamente dos metros de altura, por lo que se necesita trabajo para ascender y superarla”.
“Lo que la ley tiene en cuenta en estos casos es la mayor peligrosidad del autor, que debe vencer defensas que se oponen al apoderamiento. No se atiende tanto a la intención del legítimo tenedor de la cosa de haber construido la defensa para protegerla, sino al desempeño de una función de efectivo cercamiento que realmente protege la cosa, dificultando su apoderamiento”, agregó.
En cuanto a la participación del menor de edad en lo sucedido, la jueza sostuvo que debía considerarse también en la calificación del hecho la aplicación de esa agravante “porque -escribió en el fallo- estando debidamente acreditado haber delinquido junto al menor, tengan la edad que tengan el menor y quien no lo es, se aplica a éste último por esa sola circunstancia”.

El dato
Las partes habían acordado, en la previa a pedir la realización de este juicio abreviado, las mismas penas que finalmente la jueza le impuso al encausado, que “atento a que se trata de la primera condena que registra, considero que la misma debe ser de cumplimiento condicional”, mencionó también en el fallo la titular del TOC 2.

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *