LA VIGILIA FRENTE A TRIBUNALES

Un reclamo que no cesa

“Libertad a Cristina Santillán” siguieron cantando hoy en la puerta de Tribunales, a pesar del revés que generó el veredicto por el que la enfermera fue declarada “culpable” de lesionar gravemente a su esposo. “Hay que seguir la lucha porque esto no termina acá”, dijeron las personas que aguardaban por la liberación y absolución que no fue.

En la puerta de Tribunales, una vez conocido el veredicto, increparon a la fiscal del juicio.
NICOLÁS MURCIA
Las instancias del veredicto fueron seguidas en vivo a través del Facebook de EL TIEMPO por quienes estaban en las afueras del Palacio de Justicia.
NICOLÁS MURCIA
<
>
Las instancias del veredicto fueron seguidas en vivo a través del Facebook de EL TIEMPO por quienes estaban en las afueras del Palacio de Justicia. NICOLÁS MURCIA

Una tensa calma sustentó la vigilia de los militantes de las diferentes organizaciones que se manifestaron ayer desde temprano y hasta los primeros días de hoy frente al edificio de Tribunales pidiendo por la libertad y la absolución de Cristina Santillán.

La espera se hizo larga y se sobrellevó con mate, charlas, cánticos y lucha.

A pesar del operativo desplegado en la zona -con efectivos de la Policía de la provincia de Buenos Aires y también de la Local, a quienes después se sumó Infantería- en principio el reclamo se desarrolló en un clima de absoluta calma.

En ese escenario, ya desde muy temprano, con un patrullero en cada esquina -en las intersecciones de Avenida Perón con calles De Paula y Moreno- se impidió el tránsito por ese sector.

Cualquier dato que llegase desde el interior del Palacio de Justicia era bien recibido y alrededor del portador del mensaje se reunían los presentes para conocer las novedades.

Con el paso de las horas el cansancio comenzó a hacer mella en los presentes. Pero no por eso se dejó de lado el espíritu de lucha que sobrevoló por el lugar constantemente y que se hizo carne en el retumbe de los redoblantes y en el ondear de las banderas.

Fue cerca de las 21 cuando terminaron los alegatos. Unas dos horas más tarde, comenzó a instruirse al jurado. Y a partir de ese momento la impaciencia comenzó a crecer y la incertidumbre acerca de lo que podía pasar se percibía en cada uno de los rostros que en ese lugar le hicieron frente a la fría noche azuleña.

“A Cristina la sacamos con lucha”, “El Estado es responsable” y “Ni una menos”, fueron algunas de las consignas que se enarbolaron como estandartes de una lucha que no tuvo quebrantos. Y también se hizo presente la lluvia, un condimento más que tampoco pudo doblegar el reclamo de los militantes de la Asociación de Mujeres en Lucha de Azul, del Partido Obrero, de Patria Grande, de Mala Junta y el Chancho Feminista, entre otras organizaciones.

En las redes sociales también se hizo oír el pedido de libertad y absolución, el cual se replicó en cientos de mensajes que navegaron por la web.

La expectativa por conocer si la enfermera era declarada “culpable” o “no culpable” era evidente.

“Hubiese sido buenísimo que toda esa gente que se expresa por la libertad de Cristina en Facebook o Twitter estuviese hoy acá”, le dijo a EL TIEMPO un joven militante del Frente de Izquierda local.

Y el desenlace comenzó a conocerse ya entrado este sábado. Apenas habían pasado unos cinco minutos de la medianoche cuando el jurado popular comenzó a deliberar.

La hora de la verdad se acercaba. “Culpable de lesiones gravísimas”, se escuchó desde los parlantes de los celulares a través de los que se seguía atentamente en vivo la lectura del veredicto.

Llantos, abrazos que intentaban hacer menos cruda la tristeza, desolación, un silencio momentáneo pero profundo que poco a poco fue hecho añicos con gritos de reproche con la figura de la fiscal Laura Margaretic como principal blanco de reprobación. Alguna corrida que no pasó a mayores. Y los insultos que surcaron como estiletazos entre la amargura y el desconsuelo.

Finalmente, desde las escalinatas de Tribunales la dirigente de AMLA Luz Ramallo convocó a los integrantes de las organizaciones “a seguir la lucha, porque esto no termina acá”.

Por eso, este lunes volverán encontrarse para ser parte de la audiencia de cesura y hacer oír nuevamente el grito de “Libertad… libertad a Cristina Santillán”. 

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *