Una familia resultó damnificada por un robo, tipo “escruche”, en su casa

EN VILLA PIAZZA CENTRO

Un matrimonio y sus dos hijos viajaron durante el pasado fin de semana a Mar del Plata. Al regresar el domingo por la noche a la propiedad donde se domicilian, situada en Libertad entre Belgrano e Yrigoyen, descubrieron que les habían robado. Un televisor, una moto y algo de dinero fueron, entre otros, los elementos sustraídos durante ese hecho que después fue denunciado en sede policial.

Una puerta violentada, sinónimo del robo que en una vivienda de Villa Piazza Centro se produjo durante el fin de semana que pasó.
FOTO GENTILEZA: MAIRA BERMAY

En Villa Piazza Centro, una familia que durante el pasado fin de semana viajó a Mar del Plata descubrió al regresar que delincuentes habían ingresado con fines de robo a su vivienda.

En la propiedad, luego de provocar algunos destrozos, fueron sustraídos un televisor, una moto, algo de dinero en efectivo y también dos pares de zapatillas, entre otras cosas.

Ese mismo domingo último en que el ilícito fue descubierto, los damnificados radicaron posteriormente una denuncia en sede policial.

Dicha presentación, formulada en la Seccional Primera local de Policía, estaba prevista que hoy fuera ampliada, teniendo en cuenta que los afectados por este ilícito -un robo bajo la modalidad “escruche”- constataron el faltante de más elementos a los denunciados en un principio, una vez que empezaron a acomodar todo el desorden y algunos destrozos que habían provocado los autores del hecho.

La causa penal que se inició en la comisaría primera local por el ilícito está caratulada como robo y se tramita a través de la UFI 1 con sede en los Tribunales de Azul, fiscalía a cargo de Marcelo Fernández y en turno durante el fin de semana pasado.

“Con mi marido y mis hijos nos fuimos de viaje el sábado a Mar del Plata y volvimos el domingo a eso de las diez menos cuarto de la noche”, le contó ayer a EL TIEMPO Maira Bermay con relación al robo ocurrido en la casa donde reside con su familia, situada en Libertad entre Belgrano e Yrigoyen de Villa Piazza Centro.

Ese mismo domingo en que todos volvieron de la ciudad balnearia, después de que “nos habíamos ido a festejar mi cumpleaños”, Bermay contó que descubrió el ilícito.

Según señaló ayer la mujer, de 33 años de edad, lo primero que les dio la pauta de que algo no estaba bien en la casa fue observar, ni bien estaba la familia ingresando en el auto a la propiedad, que “una reja que tenemos en el frente de la casa estaba abierta”.

“Si bien no había quedado esa puerta cerrada con candado, el pasador estaba abierto, por lo que pensamos que alguien había venido cuando nosotros no estábamos”, agregó la mujer.

Pero después observaron que así no había sido, ya que también hallaron al ingresar la reja de la puerta de la cocina abierta, cuando “nosotros la habíamos dejada con candado”.

Los delincuentes, según se pudo comprobar, habían violentado esa reja. Y una vez forzada se metieron por la puerta de la cocina -tras forzarla también- a la vivienda convertida en escenario de este robo ocurrido mientras sus moradores no estaban.

“Esa puerta estaba abierta de par en par y tenía los vidrios rotos. Me acuerdo que nos bajamos corriendo del auto y yo empecé a gritar que nos habían robado todo”, contó ayer la mujer sobre ese momento en que, desesperada, descubrió la existencia de este ilícito en su propiedad.

Ese domingo por la noche, cuando Bermay radicó la denuncia en la comisaría primera, señaló que de su casa habían sido sustraídos un Smart TV de 32 pulgadas marca “Philips” –“que se lo había comprado a mi hija hace un mes con unos ahorros y todavía estoy pagando”– y una motocicleta.

El vehículo había quedado en el interior de un galpón de la casa, cuya puerta los ladrones también abrieron para después llevárselo.

“Era una Zanella de 110 cc de color naranja. La teníamos desde hacía algunos años”, señaló la mujer damnificada por este robo.

Además, como una escenografía típica de un episodio delictivo de estas características, en el interior de la vivienda se constató un gran desorden y algunos daños, consistentes en vidrios rotos.

“Habían revuelto las habitaciones. No mucho, pero me habían tirado algunos cajones”, contó para después decir que los delincuentes “se llevaron una cubrecama de mi hija. Seguramente, para envolver el televisor, del que dejaron acá el control remoto”.

Según estimaba la vecina, el robo en su domicilio pudo haber ocurrido en horas de la noche del sábado que pasó o durante la madrugada del día siguiente.

“Como mi casa está metida hacia adentro y retirada de la vereda es probable que los vecinos no hayan visto o escuchado nada”, señaló también la mujer teniendo en cuenta que los delincuentes han permanecido en la propiedad durante algún tiempo si se toman en cuenta la magnitud de los daños causados y los elementos que se llevaron.

En los días siguientes, al ir acomodando nuevamente todo en la casa, Bermay contó que -además de la moto y del televisor- fue constatando el faltante de más cosas, por lo que tenía previsto concurrir hoy a la comisaría primera a ampliar esa denuncia que por lo sucedido había radicado el pasado domingo en horas de la noche.

“Ahora descubrimos que faltan un par de zapatillas de mi marido y uno de mi hija. También, un celular viejo que mi esposo usaba como despertador y un sobre con algo de dinero, unos seiscientos pesos, que habíamos dejado sobre la mesa”, señaló en ese sentido.

Tras la denuncia formulada en la Seccional Primera, el domingo por la noche peritos de Policía Científica habían sido convocados a la casa donde este robo se produjo, con el fin de tomar rastros que permitan identificar a los autores del ilícito.

El dato

Según dijo ayer Maira Bermay, es la primera vez que en su casa se registra un hecho de estas características, teniendo en cuenta que en esa propiedad situada en Villa Piazza Centro vive junto con su familia hace ya unos tres años.

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *