NOTICIAS DE CHILLAR

Una mamá fue embestida por una moto al intentar salvar a su nene

El accidente se produjo el pasado miércoles en la calle Cortazar entre Moreno y Pellegrini de la vecina localidad. La mujer estuvo internada en el Hospital Pintos y ayer recibió el alta. El motociclista fue derivado a la ciudad de Olavarría y el niño resultó ileso. 

 

 

La moto del joven conductor que atropelló a la mujer, cuando intentó proteger del impacto a su hijo
<
>
  La moto del joven conductor que atropelló a la mujer, cuando intentó proteger del impacto a su hijo

Una mamá recibió el alta ayer, después de permanecer internada en el Hospital Municipal “Dr. Ángel Pintos”, luego de haber protagonizado al evitar que su pequeño hijo resultara atropellado por un motociclista.

Según las fuentes consultadas, el hecho se produjo sobre calle Cortazar entre Moreno y Pellegrini de la localidad de Chillar, cuando una mujer identificada como Marianela Albornoz, de 27 años se encaminaba hacia un negocio en compañía de su hijo. Fue en esa circunstancia que por un descuido el nene intentó cruzar la calle, sin ver la proximidad de una moto Honda Titán conducida por Augusto Imaz, de 19 años. Ante esa situación, la mujer, por intentar proteger a su hijo, fue impactada por el rodado debido a que la sorpresa del momento impidió al motociclista realizar una maniobra elusiva. En tanto el pequeño, que había intentado cruzar la calle a mitad de cuadra, resultó ileso.

Debido al choque, Albornoz e Imaz golpearon con su cuerpo y su cabeza contra el asfalto, por lo que luego de ser asistidos por los vecinos y trasladados al Hospital Ferro, de la vecina localidad, fueron derivados a Azul para su atención.

Ayer, desde este diario se consultó al centro de salud de nuestra ciudad por el estado de ambos, informándose que Albornoz recibió el alta, mientras que Imaz fue derivado a la ciudad de Olavarría para su atención, donde se encuentra internado en observación.

UN PUEBLO QUE RECLAMA A GRITOS MÁS CONTROLES

Si bien ambos accidentes podrían haber sido evitados si la velocidad hubiera sido otra, no se puede dejar pasar que, por ambos hechos, un grado de responsabilidad le cabe a la falta de control del tránsito en la localidad, ya que en Chillar hace años que no se cuenta con un funcionario que se ocupe del control del tránsito. Es de esperar que la nueva gestión designe a una persona para que se desempeñe en el pueblo, donde existe aproximadamente un centenar de motos y ciclomotores, aunque un escaso porcentaje se halla con la documentación en orden y al día. Tampoco se cumple con el uso reglamentario del casco, a pesar de lo cual, no se labran infracciones debido al escaso –o nulo- control. Por esta razón, sería aconsejable que las nuevas autoridades municipales designen gente que cumpla esa tarea en Chillar.

 

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *