JÓVENES EMPRENDEDORES

Una parrilla clásica de Azul, ahora renovada

En la “Parrilla Callvú”, lo que empieza bien, termina bien.
<
>
En la “Parrilla Callvú”, lo que empieza bien, termina bien.

El restaurant, ubicado en Ruta 3 y calle Lamadrid, es un clásico de la ciudad, aunque a principios de este año cambió de dueños y ahora se llama “Parrilla Callvú”. Un lugar amplio, buena atención y variedad de menús totalmente renovados.

EL DATO:

“Parrilla Callvú” está abierta todos los días -mediodía y noche-. Podés hacer reservas al 2281-598009/598001. Facebook: Parrilla Callvú.

A mediados de este mes, Gastón Manzo y su señora, Estefanía Malacalza, hicieron realidad su sueño de invertir sus ahorros en un restaurante con parrilla, donde tienen la oportunidad de atender personalmente a todos sus clientes.

¿Cómo surge el proyecto?. “Todo se inició cuando los dueños anteriores pusieron a la venta el fondo de este comercio y como soy gastronómico, decidí emprender este proyecto con el acompañamiento de mi señora”, destacó Gastón, quien volvió a ejercer la gastronomía para reabrir la “Parrilla Callvú” que está ubicada en Ruta 3 y Lamadrid. Esta es una versión más refinada desde la ambientación, pero manteniendo lo tradicional que debe tener una parrilla, como lo trabajaban sus últimos antecesores.

Tiras de asado, chinchulines, riñones, mollejas, chorizos, morcillas, papas fritas y ensalada mixta. Todo este combo es el abecé de todas las parrillas y este lugar no está exento de estas exquisiteces, aunque el parrillero suele agasajar a los comensales con algunas innovaciones.

Además, este emprendimiento es regenteado por gente que sabe lo que hace, por eso, Gastón le sumó su impronta personal a los diferentes menús que ofrece este restaurant.

“Los que llegan saben que podrán suavizar las esperas con una ricas empanadas de picadillo hechas por nosotros, después pueden optar por los diferentes menús que ofrecemos. Sugerimos platos de pasta, parrilla, sándwiches, picadas, pizzas y mucha más variedades”, expresó, para luego indicar que para “la hora del postre”, no hay que perderse el “tradicional flan casero o tortas como Selva Negra”, entre otras variedades, siendo alguna de ellas, innovaciones provenientes de recetas que vienen de familia. Igualmente, lo importante, es que esta casa tiene buenos precios, para aprovechar ir en familia o con grupos de amigos.

Para fortuna de los seguidores, este establecimiento mantiene los métodos y técnicas de la cocina tradicional, por eso, detrás del mostrador, el cuidado es intensivo: desde la selección de la mejor materia prima y su tratamiento, en un marco de higiene, hasta el respeto de los puntos de cocción adecuados. Y para los ¡friolentos!, este lugar, que es espacioso, está totalmente climatizado y próximamente contará con servicio de WiFi.

Asimismo, estos jóvenes emprendedores intentan acercarse a los clientes para mantener una relación y responder a sus demandas a través de las redes sociales, donde también presentan promociones, entre otras novedades, para brindarles un buen servicio a sus clientes.

“Parrilla Callvú” no se trata de una parrilla más. Gastón y Estefanía garantizan un cálido recibimiento y están pendientes de que la experiencia de sus comensales sea satisfactoria.

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *