XII Edición de la Fiesta de la Vaca

 

En el sector de la cancha de fútbol del Parque Municipal “Domingo Faustino Sarmiento” se llevó a cabo la XII edición de la Fiesta de la Vaca que comenzó en el estadio del club Azul  Athletic Club para luego pasar a ocupar el sector de la loma del Parque Municipal hasta que desde hace dos años se lleva a cabo en el lugar actual.

En esta oportunidad duro tres días donde el público podía disfrutar de un paseo de compras con aproximadamente 190 feriantes, cuatro cantinas con 25 vacas con cuero al asador y la presencia de artistas de gran trayectoria. Además se realizó la elección de la reina y se presentaron músicos, humoristas y bailarines locales. Las tres noches la parte musical fue iniciada con la actuación de tres ballets distintos.

La gente recorrió los stands que ofrecían desde bijouterie, indumentaria y calzado, artículos de electrónica, perfumería, marroquinería, bebidas preparadas, juguetería, un toro mecánico y hasta un cómico payaso, además de las exquisitas elaboraciones para degustar y las cantinas con carne con cuero.

Para los organizadores el balance es sumamente positivo, tanto de la cantidad de feriantes y  la puesta en escena sobre el escenario. También hay que destacar el servicio de limpieza y de seguridad que estuvo a cargo de la organización de la fiesta. Por último sostuvieron que no tuvieron el acompañamiento de la gente que esperaban, pero la fiesta fue realmente exitosa.

Los feriantes, muchos hacen varias veces que vienen, tuvieron expectativas muy favorables  pero los perjudicó la temperatura climática.

Para la directora del Hogar Buen Pastor, que están presente ofreciendo pastafrolas, budines, tortas, pizzetas, panchos entre otras elaboraciones, siempre les fue muy bien, incluso este año donde se recibieron donaciones.

Lamentó que no se realice más la fiesta porque es una posibilidad para recaudar fondos, cuyo dinero se utiliza para el mantenimiento de la institución.

El coordinador de la fiesta informó que ésta es la última fiesta de la Vaca que se realiza, y  continúa sosteniendo que es absurdo que se siga llevando a cabo ya que fue decayendo año a año, los costos que hay que invertir nadie los tiene. Excepto que venga alguien que desee invertir y se haga cargo de la misma.

La Fiesta de la Vaca está agendada en la mente de la gente, no solamente de Azul sino de la zona, por su tradición, su forma de estructura, su organización, etcétera. Porque la concurrencia de la gente es motivada porque disfruta buenos espectáculos musicales y tiene la posibilidad de saborear carne con cuero.

Si para los organizadores la fiesta fue exitosa pero no rentable como lo esperaban, no es por motivos propios de la organización, sino de la situación económica del país y en especial de la ciudad. El aumento elevado de tasas e impuestos, el aumento constante de los precios, especialmente de los alimentos. Y como contraprestación los ingresos van sobre una tortuga, obliga a las familias a medirse con los gastos. Y lo primero que suprime son los paseos y los eventos de este tipo.

Es de esperar que cuando se llegue al segundo semestre del año, y, según el gobierno los precios se van a tratar de estabilizarse, seguramente desde el Palacio Municipal se insista ante los organizadores para que continúen con la realización de este evento. Eso esperan los azuleños porque la Fiesta de la Vaca se ha convertido en una atracción turística, y genera ingresos a la ciudad. Por eso hay que apoyarla.

 

¡Deja un Comentario!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *